2 de junio 2021    /   CREATIVIDAD
por
 

10 creativos que deberían estar en tu radar (y por qué)

2 de junio 2021    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista del Futuro haciendo clic aquí.

Aunque sigue siendo una sana (cuando no hay por medio una pandemia) y aconsejable costumbre, la de visitar los museos y exposiciones ya no es la única manera de acercarse al arte y descubrir nuevos creadores.

Las redes sociales nos brindan una ventana abierta a la creatividad. Sin embargo, no siempre es fácil toparse en ellas con el talento, sobre todo cuando este es emergente o procede de fotógrafos, ilustradores o cineastas que no se dedican a ello de manera profesional o llevan haciéndolo durante no mucho tiempo.

Nosotros hemos aprovechado que Domestika ha dado a conocer recientemente a los ganadores de la III convocatoria de Domestika Scholarships para echar un ojo a sus portfolios. Aunque han sido miles los participantes de todo el mundo que han concurrido al certamen, solo diez han sido los elegidos por el jurado.

Los galardonados han sido seis mujeres y cuatro hombre de diversas nacionalidades. Durante el próximo año, todos ellos podrán escoger entre una selección de 50 cursos online en las áreas creativas en las que trabaja Domestika para que sigan aprendiendo en sus respectivas disciplinas.

Compartimos con vosotros algunos de los trabajos de estos 10 creativos que, creemos, deberías conocer, así como algunas de las cosas que nos han contado aquellos con los que hemos tenido ocasión de charlar.

Gisele

A esta product designer & UX analytics le tira todo aquello relacionado con la creatividad. Para ella cualquier cosa que emocione es una potencial fuente de inspiración: «Una canción, una película, un paisaje, las vivencias cotidianas y los pequeños momentos, una fotografía o un sentimiento que quiera canalizar…».

Si algo destaca en su portfolio es el color. De hecho, recurre a él para hacer algo tan difícil para un creativo como definir su propio estilo: «El color es protagonista, es vibrante, optimista, espontáneo, de formas simples y feminista», nos cuenta.

De ahí que no resulte extraño que, al citar referentes, los primeros nombres que aparezcan sean los de Matisse y Hockney. Aunque son las ilustradoras y pintoras contemporáneas, dice, las que más me influyen en su día a día. Sonia Pulido, Mouni Feddag, Rafaella Pascotto, Jane Askey, Katie Smith, Yas Imamura, Maru Godas, Kirten Sims, Cel Castellá o Elice Weiver, son algunas de las que cita.

Lo de enfrentarse a la hoja en blanco no le da miedo. Todo lo contrario, «es un mar de posibilidades que me enciende». En un futuro le gustaría dedicarse profesionalmente a la ilustración. En concreto, a la editorial e infantil: «De momento, sigo construyendo el camino con algunos encargos que pronto verán la luz y con mis proyectos personales».

 

Ángel Luis Sánchez

Ilustrador, diseñador gráfico, publicitario dedicado a la planificación estratégica e imagen corporativa y friki, muy friki. Eso, al menos, es lo que desprende de su portfolio, una oda al universo gamer y a los videojuegos retro.

A finales de los años ochenta y principios de los noventa empezó a ilustrar carátulas para los videojuegos de 8 bits de la época («que ahora se denomina la edad de oro del software español», apunta). Se sentía tan a gusto recreando mundos y personajes imaginarios que le resultó imposible salir.

Además de los videojuegos, a Sánchez le inspira todo lo que le entra por los ojos: cine, series, las exposiciones, cómics, libros ilustrados…

Planes para el futuro tiene muchos: desde el estilismo de una película de ciencia ficción a dibujar superhéroes, ilustrar los clásicos de terror, rehacer ilustraciones antiguas «con la visión y la madurez de ahora», una exposición, un libro de mis ilustraciones… Pero, sobre todo, «seguir viviendo de esto».

Vrigit Smith

«¡Reivindiquemos lo cursi!». Vrigit Smith lanza la arenga después de calificar su propio estilo como tal. Esta diseñadora gráfica se cataloga también como una apasionada del retrato, el universo femenino y de las emociones. De hecho, su pintura, dice, «es una forma de expresar cosas que con palabras no puedo. Es terapia».

Smith es una urbanita que se inspira en la naturaleza y que, siempre que puede, se escapa a la aldea para disfrutar de la cocina de leña, las leyendas y las meigas. De su trabajo le gusta, sobre todo, el proceso de aprendizaje constate y lo que su novio denomina como escalera de la frustración: «Un día te levantas y dices: ¡Pero si no sé dibujar! Lo que significa que estás a punto de dar un pasito más y evolucionar».

Cuando se le pregunta por referentes cita los nombres de Daniel Segrove, Nick Runge, Paula Bonet, Marco Mazzoni, Pere Navarro y Arthur Gain. En su momento, asistió a workshops de todos ellos y a los que tiene algo que decir: «Gracias».

 

Clara Briones

El colorido, la sencillez y lo conceptual de las ilustraciones de Carla Briones no son casuales. Es lo que busca su autora. Aunque el arte abstracto, la Bauhaus y el diseño gráfico de los 60 y 70 calaron en ella durante su época de estudiante de diseño gráfico, el 80% de sus referentes actuales son mujeres: «Siento una tremenda admiración por Noemi Le Coz, Caterina Bianchini, Ingrid Picanyol, Jessica Walsh, Tracy Ma, Marina Veziko, Veronica Fuerte, The Rodina, Serena Michelitsch… entre muchísimas otras».

En los libros, la música y el día a día encuentra numen suficiente para seguir creando. Y si la musa no llega, nada como dar un paseo con su pareja y compañero de trabajo.

La fase en la que va dando forma a los proyectos es la que más disfruta. Solo la supera el subidón que experimenta cuando recibe un email en el que le solicitan un presupuesto.

Rafa G Arroyo

Fue su madre, quien, a edad «tardía aprendió a pintar», la que le llevó a liarse la manta en la cabeza, dejar su trabajo como ingeniero y lanzarse al mundo de el cine y la fotografía. No es raro, pues, que uno de sus grandes proyectos lleve el nombre de Mother, una pieza experimental de danza que fue grabada en varios lugares de España.

Arroyo se ha sentido siempre atraído por la naturaleza. Ahora, dice, sigue sintiendo esa conexión especial que carga sus emociones para afrontar sus proyectos.

Naturaleza y naturalidad. Porque es este tipo de luz la que impera en sus proyectos. «Intento siempre captar las emociones y los sentimientos de los personajes a través de la naturaleza y sus atmósferas. Para mí, el espacio que me rodea es un personaje más que habla a través de la luz, sus formas y sus colores, y necesito entenderlos para saber qué es lo que me quieren contar».

Esta, cree, es una de las razones por las que en este último año ha conectado tanto con el formato documental, «porque me permite buscar la historia de la gente de una forma muy transparente y así poder conectar con su alma y sus emociones».

Yên Trần Phúc Nguyên

La ilustradora vietnamita estudió Diseño Gráfico en la Universidad de Arquitectura de Ho Chi Minh. Si algo resulta evidente en sus trabajos son las influencias de la artesanía asiática como los pergaminos de tinta china.

Su proyecto Memorias de una geisha es un claro ejemplo. Un libro ilustrado de Orihon originario de la dinastía Tang, en el que ha utilizado tinta china, pincel Kolinsky y líneas para recrear la misteriosa belleza del mundo de las geishas.

Yuliia Bahniuk 

Yuliia Bahniuk es ilustradora y diseñadora de patrones. Aunque natural de Ucrania, en la actualidad reside y trabaja en India. Entre sus temas favoritos destacan todos los relacionados con la naturaleza y la vida salvaje.

Su trabajo Animals in Clothes da fe de ello. «Es una serie sobre animales y cómo las personas influyen en sus vidas», dice de él. Otro de sus proyectos más destacados fue su colaboración en She Did it, libro dedicado a algunas de las mujeres más influyentes en la historia de Ucrania y para el que Bahniuk realizó una ilustración llena de color.

 

Dayana Montesano

Puede que en alguna ocasión hayas visto alguno de los trabajos de Dayana Montesano, ya que sus fotografías han sido publicadas en diversas revistas y se han expuesto, entre otras, en la Galería Leica de Milán.

En sus ilustraciones, la figura femenina es un tema recurrente. Las realiza con pinceles digitales que simulan la acuarela. Aunque también son frecuentes los temas que hacen alusión al sueño y el inconsciente, los pensamientos y los deseos.

 

Fabry Salgado

Estos bichitos que ves aquí dibujados en dorado sobre fondo negro y con todo lujo de detalles forman parte de uno de los trabajos más especiales de Fabry Salgado: Entomología general. Clasificación de los Insectos.

El colombiano evidencia su pasión por la naturaleza y la aventura en sus proyectos. La mayoría de ellos son de ilustración, pero también tiene experiencia en el branding.

Paulo Accioly 

Paulo Accioly es brasileño y licenciado en Ingeniería, aunque desde 2008 es fotógrafo. Pero no es única dedicación. Desde que dejase su país natal para instalarse en Francia, reparte su tiempo entre la fotografía, el collage, la animación y la intervención urbana.

Uno de sus trabajos más destacados es su libro C’est la vie, en el que publica 56 fotografías analógicas en blanco y negro tomadas en distintos países.

 

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista del Futuro haciendo clic aquí.

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista del Futuro haciendo clic aquí.

Aunque sigue siendo una sana (cuando no hay por medio una pandemia) y aconsejable costumbre, la de visitar los museos y exposiciones ya no es la única manera de acercarse al arte y descubrir nuevos creadores.

Las redes sociales nos brindan una ventana abierta a la creatividad. Sin embargo, no siempre es fácil toparse en ellas con el talento, sobre todo cuando este es emergente o procede de fotógrafos, ilustradores o cineastas que no se dedican a ello de manera profesional o llevan haciéndolo durante no mucho tiempo.

Nosotros hemos aprovechado que Domestika ha dado a conocer recientemente a los ganadores de la III convocatoria de Domestika Scholarships para echar un ojo a sus portfolios. Aunque han sido miles los participantes de todo el mundo que han concurrido al certamen, solo diez han sido los elegidos por el jurado.

Los galardonados han sido seis mujeres y cuatro hombre de diversas nacionalidades. Durante el próximo año, todos ellos podrán escoger entre una selección de 50 cursos online en las áreas creativas en las que trabaja Domestika para que sigan aprendiendo en sus respectivas disciplinas.

Compartimos con vosotros algunos de los trabajos de estos 10 creativos que, creemos, deberías conocer, así como algunas de las cosas que nos han contado aquellos con los que hemos tenido ocasión de charlar.

Gisele

A esta product designer & UX analytics le tira todo aquello relacionado con la creatividad. Para ella cualquier cosa que emocione es una potencial fuente de inspiración: «Una canción, una película, un paisaje, las vivencias cotidianas y los pequeños momentos, una fotografía o un sentimiento que quiera canalizar…».

Si algo destaca en su portfolio es el color. De hecho, recurre a él para hacer algo tan difícil para un creativo como definir su propio estilo: «El color es protagonista, es vibrante, optimista, espontáneo, de formas simples y feminista», nos cuenta.

De ahí que no resulte extraño que, al citar referentes, los primeros nombres que aparezcan sean los de Matisse y Hockney. Aunque son las ilustradoras y pintoras contemporáneas, dice, las que más me influyen en su día a día. Sonia Pulido, Mouni Feddag, Rafaella Pascotto, Jane Askey, Katie Smith, Yas Imamura, Maru Godas, Kirten Sims, Cel Castellá o Elice Weiver, son algunas de las que cita.

Lo de enfrentarse a la hoja en blanco no le da miedo. Todo lo contrario, «es un mar de posibilidades que me enciende». En un futuro le gustaría dedicarse profesionalmente a la ilustración. En concreto, a la editorial e infantil: «De momento, sigo construyendo el camino con algunos encargos que pronto verán la luz y con mis proyectos personales».

 

Ángel Luis Sánchez

Ilustrador, diseñador gráfico, publicitario dedicado a la planificación estratégica e imagen corporativa y friki, muy friki. Eso, al menos, es lo que desprende de su portfolio, una oda al universo gamer y a los videojuegos retro.

A finales de los años ochenta y principios de los noventa empezó a ilustrar carátulas para los videojuegos de 8 bits de la época («que ahora se denomina la edad de oro del software español», apunta). Se sentía tan a gusto recreando mundos y personajes imaginarios que le resultó imposible salir.

Además de los videojuegos, a Sánchez le inspira todo lo que le entra por los ojos: cine, series, las exposiciones, cómics, libros ilustrados…

Planes para el futuro tiene muchos: desde el estilismo de una película de ciencia ficción a dibujar superhéroes, ilustrar los clásicos de terror, rehacer ilustraciones antiguas «con la visión y la madurez de ahora», una exposición, un libro de mis ilustraciones… Pero, sobre todo, «seguir viviendo de esto».

Vrigit Smith

«¡Reivindiquemos lo cursi!». Vrigit Smith lanza la arenga después de calificar su propio estilo como tal. Esta diseñadora gráfica se cataloga también como una apasionada del retrato, el universo femenino y de las emociones. De hecho, su pintura, dice, «es una forma de expresar cosas que con palabras no puedo. Es terapia».

Smith es una urbanita que se inspira en la naturaleza y que, siempre que puede, se escapa a la aldea para disfrutar de la cocina de leña, las leyendas y las meigas. De su trabajo le gusta, sobre todo, el proceso de aprendizaje constate y lo que su novio denomina como escalera de la frustración: «Un día te levantas y dices: ¡Pero si no sé dibujar! Lo que significa que estás a punto de dar un pasito más y evolucionar».

Cuando se le pregunta por referentes cita los nombres de Daniel Segrove, Nick Runge, Paula Bonet, Marco Mazzoni, Pere Navarro y Arthur Gain. En su momento, asistió a workshops de todos ellos y a los que tiene algo que decir: «Gracias».

 

Clara Briones

El colorido, la sencillez y lo conceptual de las ilustraciones de Carla Briones no son casuales. Es lo que busca su autora. Aunque el arte abstracto, la Bauhaus y el diseño gráfico de los 60 y 70 calaron en ella durante su época de estudiante de diseño gráfico, el 80% de sus referentes actuales son mujeres: «Siento una tremenda admiración por Noemi Le Coz, Caterina Bianchini, Ingrid Picanyol, Jessica Walsh, Tracy Ma, Marina Veziko, Veronica Fuerte, The Rodina, Serena Michelitsch… entre muchísimas otras».

En los libros, la música y el día a día encuentra numen suficiente para seguir creando. Y si la musa no llega, nada como dar un paseo con su pareja y compañero de trabajo.

La fase en la que va dando forma a los proyectos es la que más disfruta. Solo la supera el subidón que experimenta cuando recibe un email en el que le solicitan un presupuesto.

Rafa G Arroyo

Fue su madre, quien, a edad «tardía aprendió a pintar», la que le llevó a liarse la manta en la cabeza, dejar su trabajo como ingeniero y lanzarse al mundo de el cine y la fotografía. No es raro, pues, que uno de sus grandes proyectos lleve el nombre de Mother, una pieza experimental de danza que fue grabada en varios lugares de España.

Arroyo se ha sentido siempre atraído por la naturaleza. Ahora, dice, sigue sintiendo esa conexión especial que carga sus emociones para afrontar sus proyectos.

Naturaleza y naturalidad. Porque es este tipo de luz la que impera en sus proyectos. «Intento siempre captar las emociones y los sentimientos de los personajes a través de la naturaleza y sus atmósferas. Para mí, el espacio que me rodea es un personaje más que habla a través de la luz, sus formas y sus colores, y necesito entenderlos para saber qué es lo que me quieren contar».

Esta, cree, es una de las razones por las que en este último año ha conectado tanto con el formato documental, «porque me permite buscar la historia de la gente de una forma muy transparente y así poder conectar con su alma y sus emociones».

Yên Trần Phúc Nguyên

La ilustradora vietnamita estudió Diseño Gráfico en la Universidad de Arquitectura de Ho Chi Minh. Si algo resulta evidente en sus trabajos son las influencias de la artesanía asiática como los pergaminos de tinta china.

Su proyecto Memorias de una geisha es un claro ejemplo. Un libro ilustrado de Orihon originario de la dinastía Tang, en el que ha utilizado tinta china, pincel Kolinsky y líneas para recrear la misteriosa belleza del mundo de las geishas.

Yuliia Bahniuk 

Yuliia Bahniuk es ilustradora y diseñadora de patrones. Aunque natural de Ucrania, en la actualidad reside y trabaja en India. Entre sus temas favoritos destacan todos los relacionados con la naturaleza y la vida salvaje.

Su trabajo Animals in Clothes da fe de ello. «Es una serie sobre animales y cómo las personas influyen en sus vidas», dice de él. Otro de sus proyectos más destacados fue su colaboración en She Did it, libro dedicado a algunas de las mujeres más influyentes en la historia de Ucrania y para el que Bahniuk realizó una ilustración llena de color.

 

Dayana Montesano

Puede que en alguna ocasión hayas visto alguno de los trabajos de Dayana Montesano, ya que sus fotografías han sido publicadas en diversas revistas y se han expuesto, entre otras, en la Galería Leica de Milán.

En sus ilustraciones, la figura femenina es un tema recurrente. Las realiza con pinceles digitales que simulan la acuarela. Aunque también son frecuentes los temas que hacen alusión al sueño y el inconsciente, los pensamientos y los deseos.

 

Fabry Salgado

Estos bichitos que ves aquí dibujados en dorado sobre fondo negro y con todo lujo de detalles forman parte de uno de los trabajos más especiales de Fabry Salgado: Entomología general. Clasificación de los Insectos.

El colombiano evidencia su pasión por la naturaleza y la aventura en sus proyectos. La mayoría de ellos son de ilustración, pero también tiene experiencia en el branding.

Paulo Accioly 

Paulo Accioly es brasileño y licenciado en Ingeniería, aunque desde 2008 es fotógrafo. Pero no es única dedicación. Desde que dejase su país natal para instalarse en Francia, reparte su tiempo entre la fotografía, el collage, la animación y la intervención urbana.

Uno de sus trabajos más destacados es su libro C’est la vie, en el que publica 56 fotografías analógicas en blanco y negro tomadas en distintos países.

 

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista del Futuro haciendo clic aquí.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Charly Palmer: «Es importante centrarse más en la energía de la persona y lo que le rodea que en un tema en concreto»
Vestidos que, en realidad, son Armenia
¿Pueden vivir los humanos en Venus?
De Estocolmo a Londres con escala en Barcelona
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
f