fbpx
9 de febrero 2016    /   DIGITAL
por
 

Choca contra coches, atropella a ciclistas, pega a la policía y alega que estaba en un videojuego

9 de febrero 2016    /   DIGITAL     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

Un joven de 21 años ha sido detenido en la provincia de Almería, después de que chocara con su vehículo contra otros coches, atropellara a varios ciclistas y se pegara con la policía, según cuenta 20Minutos.

El joven también golpeó con su todoterreno (nunca mejor dicho) un autobús de línea que iba en sentido contrario cuando circulaba por el paseo marítimo almeriense. Cuando divisó una patrulla de policía que venía hacia él, abandonó el vehículo y se zambulló en el agua. «¡La mar salada!», debieron de exclamar los policías antes de remangarse y lanzarse en su busca. Consiguieron detenerlo, no sin antes mojarse las pantorrillas y pensar en la madre que lo parió mientras lo apresaban.

Una vez el susodicho fue arrestado y sometido a un reconocimiento médico en un hospital, tuvo que ir a declarar a los tribunales. Ha debido de descolocar al juez al intentar explicar lo sucedido alegando que «pensaba que se encontraba en un videojuego». Vuelvan a leerlo, es insólito se lea por donde se lea.

La tesis que mejor explica lo que hizo este tipo, al que seguramente le gustaría que todo hubiera sido producto de un sueño 3.0, es que se encontraba bajo los efectos de algún estupefaciente. Ahora debe responder por delitos de seguridad del tráfico, daño, lesiones y atentado contra la autoridad. Esto en los videojuegos no pasa, ahí todo queda en una pantalla de casa.

Estos artículos, escritos por PARECE DEL MUNDO TODAY, pueden ser a veces interpretaciones ficticias y humorísticas de noticias reales que aparecen en medios de comunicación.

Un joven de 21 años ha sido detenido en la provincia de Almería, después de que chocara con su vehículo contra otros coches, atropellara a varios ciclistas y se pegara con la policía, según cuenta 20Minutos.

El joven también golpeó con su todoterreno (nunca mejor dicho) un autobús de línea que iba en sentido contrario cuando circulaba por el paseo marítimo almeriense. Cuando divisó una patrulla de policía que venía hacia él, abandonó el vehículo y se zambulló en el agua. «¡La mar salada!», debieron de exclamar los policías antes de remangarse y lanzarse en su busca. Consiguieron detenerlo, no sin antes mojarse las pantorrillas y pensar en la madre que lo parió mientras lo apresaban.

Una vez el susodicho fue arrestado y sometido a un reconocimiento médico en un hospital, tuvo que ir a declarar a los tribunales. Ha debido de descolocar al juez al intentar explicar lo sucedido alegando que «pensaba que se encontraba en un videojuego». Vuelvan a leerlo, es insólito se lea por donde se lea.

La tesis que mejor explica lo que hizo este tipo, al que seguramente le gustaría que todo hubiera sido producto de un sueño 3.0, es que se encontraba bajo los efectos de algún estupefaciente. Ahora debe responder por delitos de seguridad del tráfico, daño, lesiones y atentado contra la autoridad. Esto en los videojuegos no pasa, ahí todo queda en una pantalla de casa.

Estos artículos, escritos por PARECE DEL MUNDO TODAY, pueden ser a veces interpretaciones ficticias y humorísticas de noticias reales que aparecen en medios de comunicación.

Compártelo twitter facebook whatsapp
¿De verdad has leído todos los términos y condiciones?
El negocio del futuro: conseguir hacer buena publicidad para el móvil
Máquinas que aprenden a pensar
Los reyes son los padres y Santa es una app
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El rollo legal de las cookies

La Ley 34/2002 nos obliga a avisarte de que usamos cookies propias y de terceros (ni de cuartos ni de quintos) con objetivos estadísticos y de sesión y para mostrarte la 'publi' que nos da de comer. Tenemos una política de cookies majísima y bla bla bla. Si continúas navegando, asumimos que aceptas y que todo guay. Si no te parece bien, huye y vuelve por donde has venido, que nadie te obliga a entrar aquí. Pincha este enlace para conocer los detalles. Tranquilo, este mensaje solo sale una vez. Esperamos.

ACEPTAR
Aviso de cookies