BRANDED CONTENT

BRANDED CONTENT
25 de abril 2016    /   BRANDED CONTENT
 

Un banco de imágenes integrado en Photoshop

25 de abril 2016    /   BRANDED CONTENT              
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Años 90. Los ordenadores empezaban a tener ilustraciones además de aburridas letras y números. La palabra «clip art» abría un mundo de fantasía que inundó las presentaciones, carteles, webs y felicitaciones de toda una generación.

Con el desarrollo vertiginoso de los ordenadores y su capacidad, sólo hicieron falta unas décadas para dar el salto de esas figuras de trazos simples a la utilización de imágenes de forma indiscriminada para cualquier diseño realizado a través de un programa informático. Los bancos que ofrecen fotos de archivo para ilustrar piezas editoriales o de marketing se cuentan por decenas.

Adobe acaba de lanzar Adobe Stock, una plataforma online que contiene más de 50 millones de archivos que incluyen, además de fotografías, vídeos, ilustraciones y vectores libres de derechos. Tiene un sistema de compra directa o de suscripción.

Pero lo que diferencia este servicio de otros similares es, sin duda, su integración con las herramientas de diseño más usadas, tales como Photoshop CC, Illustrator CC, InDesign CC y otras apps de escritorio de Adobe CC. Esta integración se realiza a través de Creative Cloud.

Los diseñadores pueden acceder a las imágenes de archivo que se encuentran en las bibliotecas o libraries y descargarlas a baja calidad para previsualizarlas en sus diseños antes de comprarlas, como un borrador con marca de agua. Esto facilita mucho, por ejemplo, el proceso de aprobación por parte de los clientes o el proceso de inserción de imágenes en un diseño, ya que todas se encuentran ya cargadas en el apartado «My library». Una vez decidido qué imagen se utilizará, se puede obtener su licencia sin salir de Photoshop o el programa en que uno se encuentre, mediante la utilización de un comando llamado «licenciar imagen», e inmediatamente la imagen es sustituida por una a resolución completa y sin marca de agua.

Lo más atractivo es que el programa recuerda todas las ediciones hechas sobre la imagen con marca de agua y las aplica automáticamente a la imagen en alta resolución adquirida. Esto es una ventaja definitiva, porque ahorra horas de repetir el trabajo. Un gran regalo de Adobe para los diseñadores unos días antes del Día Mundial del Diseño, que se celebra el miércoles 27 de abril.

Adobe Stock también funciona con las aplicaciones móviles de Adobe, que permiten elaborar diseños con dispositivos móviles que después, a través de Creative Cloud, aparecen automáticamente en el escritorio del ordenador. El proceso completo puede verse en este vídeo (audio en inglés, subtítulos en español):

Adobe Stock también permite la creación de paletas de colores a partir de una imagen cuando se integra con Adobe Capture.

Otra utilidad es la de crear pinceles a partir de una imagen y usarlos después en Photoshop, Illustrator o Photoshop Sketch.

Adobe Stock puede ser usado en todas las aplicaciones móviles gratuitas de Adobe, tales como Comp, Illustrator Draw, Photoshop Mix o Photoshop Fix.

«La fotografía de archivo ya cambió por completo a principios de los años 2000 con la aparición de los bancos de imágenes online», comentó el responsable del servicio en España, Charles Tournier. «Pero lo que está pasando hoy es una revolución aún mayor. Adobe Stock va a cambiar por completo la forma de trabajar con contenidos de archivo al llevarlos directamente donde se necesitan, al corazón del proceso creativo. Los diseñadores tienen ahora millones y millones de contenidos disponibles directamente en sus workflows».

PASO A PASO: CÓMO USAR ADOBE STOCK

1. Activar el panel de bibliotecas de Creative Cloud

Una vez dentro de Photoshop, Illustrator, InDesign, Dreamweaver, Premiere Pro, After Effects o Animate CC, abre el panel de bibliotecas. (Ventana > Bibliotecas)

Adobe Stock

2. Buscar en Adobe Stock

En el panel de Bibliotecas hay un desplegable para que elijas dónde realizar la búsqueda. Eliges Adobe Stock e introduces el término de búsqueda.

Adobe Stock

3. Encontrar la imagen idónea

La herramienta permite ver en la web detalles de las imágenes que salen como resultado de la búsqueda, y también buscar imágenes similares en la web de Adobe Stock.

Adobe Stock

4. Guardar la imagen en tu biblioteca

Una vez elegida la imagen, la guardas en tu biblioteca para que esté disponible para tus proyectos. Para hacerlo, eliges la opción «Guardar vista previa», y el programa guardará una versión a baja resolución con marca de agua.

Adobe Stock

5. Hacer pruebas con las imágenes guardadas

Para usar las imágenes previamente guardadas en tu biblioteca sólo tienes que arrastrarlas al documento existente. Así puedes probar cómo quedarán.

Adobe Stock

6. Licenciar la imagen

Cuando estés convencido, sólo tienes que elegir en el menú del botón derecho la opción «Comprar imagen». Después de completar la compra, la imagen con marca de agua será sustituida por la imagen a alta resolución. ¿Lo mejor? Todos los cambios que hayas hecho en el borrador se aplicarán automáticamente a la imagen adquirida, de manera que no tendrás que repetir el trabajo.

Adobe Stock

Como campaña de bienvenida, Adobe regala un mes de servicio gratuito (diez fotografías en total) a los nuevos clientes que den de alta una suscripción.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Años 90. Los ordenadores empezaban a tener ilustraciones además de aburridas letras y números. La palabra «clip art» abría un mundo de fantasía que inundó las presentaciones, carteles, webs y felicitaciones de toda una generación.

Con el desarrollo vertiginoso de los ordenadores y su capacidad, sólo hicieron falta unas décadas para dar el salto de esas figuras de trazos simples a la utilización de imágenes de forma indiscriminada para cualquier diseño realizado a través de un programa informático. Los bancos que ofrecen fotos de archivo para ilustrar piezas editoriales o de marketing se cuentan por decenas.

Adobe acaba de lanzar Adobe Stock, una plataforma online que contiene más de 50 millones de archivos que incluyen, además de fotografías, vídeos, ilustraciones y vectores libres de derechos. Tiene un sistema de compra directa o de suscripción.

Pero lo que diferencia este servicio de otros similares es, sin duda, su integración con las herramientas de diseño más usadas, tales como Photoshop CC, Illustrator CC, InDesign CC y otras apps de escritorio de Adobe CC. Esta integración se realiza a través de Creative Cloud.

Los diseñadores pueden acceder a las imágenes de archivo que se encuentran en las bibliotecas o libraries y descargarlas a baja calidad para previsualizarlas en sus diseños antes de comprarlas, como un borrador con marca de agua. Esto facilita mucho, por ejemplo, el proceso de aprobación por parte de los clientes o el proceso de inserción de imágenes en un diseño, ya que todas se encuentran ya cargadas en el apartado «My library». Una vez decidido qué imagen se utilizará, se puede obtener su licencia sin salir de Photoshop o el programa en que uno se encuentre, mediante la utilización de un comando llamado «licenciar imagen», e inmediatamente la imagen es sustituida por una a resolución completa y sin marca de agua.

Lo más atractivo es que el programa recuerda todas las ediciones hechas sobre la imagen con marca de agua y las aplica automáticamente a la imagen en alta resolución adquirida. Esto es una ventaja definitiva, porque ahorra horas de repetir el trabajo. Un gran regalo de Adobe para los diseñadores unos días antes del Día Mundial del Diseño, que se celebra el miércoles 27 de abril.

Adobe Stock también funciona con las aplicaciones móviles de Adobe, que permiten elaborar diseños con dispositivos móviles que después, a través de Creative Cloud, aparecen automáticamente en el escritorio del ordenador. El proceso completo puede verse en este vídeo (audio en inglés, subtítulos en español):

Adobe Stock también permite la creación de paletas de colores a partir de una imagen cuando se integra con Adobe Capture.

Otra utilidad es la de crear pinceles a partir de una imagen y usarlos después en Photoshop, Illustrator o Photoshop Sketch.

Adobe Stock puede ser usado en todas las aplicaciones móviles gratuitas de Adobe, tales como Comp, Illustrator Draw, Photoshop Mix o Photoshop Fix.

«La fotografía de archivo ya cambió por completo a principios de los años 2000 con la aparición de los bancos de imágenes online», comentó el responsable del servicio en España, Charles Tournier. «Pero lo que está pasando hoy es una revolución aún mayor. Adobe Stock va a cambiar por completo la forma de trabajar con contenidos de archivo al llevarlos directamente donde se necesitan, al corazón del proceso creativo. Los diseñadores tienen ahora millones y millones de contenidos disponibles directamente en sus workflows».

PASO A PASO: CÓMO USAR ADOBE STOCK

1. Activar el panel de bibliotecas de Creative Cloud

Una vez dentro de Photoshop, Illustrator, InDesign, Dreamweaver, Premiere Pro, After Effects o Animate CC, abre el panel de bibliotecas. (Ventana > Bibliotecas)

Adobe Stock

2. Buscar en Adobe Stock

En el panel de Bibliotecas hay un desplegable para que elijas dónde realizar la búsqueda. Eliges Adobe Stock e introduces el término de búsqueda.

Adobe Stock

3. Encontrar la imagen idónea

La herramienta permite ver en la web detalles de las imágenes que salen como resultado de la búsqueda, y también buscar imágenes similares en la web de Adobe Stock.

Adobe Stock

4. Guardar la imagen en tu biblioteca

Una vez elegida la imagen, la guardas en tu biblioteca para que esté disponible para tus proyectos. Para hacerlo, eliges la opción «Guardar vista previa», y el programa guardará una versión a baja resolución con marca de agua.

Adobe Stock

5. Hacer pruebas con las imágenes guardadas

Para usar las imágenes previamente guardadas en tu biblioteca sólo tienes que arrastrarlas al documento existente. Así puedes probar cómo quedarán.

Adobe Stock

6. Licenciar la imagen

Cuando estés convencido, sólo tienes que elegir en el menú del botón derecho la opción «Comprar imagen». Después de completar la compra, la imagen con marca de agua será sustituida por la imagen a alta resolución. ¿Lo mejor? Todos los cambios que hayas hecho en el borrador se aplicarán automáticamente a la imagen adquirida, de manera que no tendrás que repetir el trabajo.

Adobe Stock

Como campaña de bienvenida, Adobe regala un mes de servicio gratuito (diez fotografías en total) a los nuevos clientes que den de alta una suscripción.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Los 5 posts más vistos de la semana
El 49 es mejor que el 50
Sé diferente, haz como todos
El arte que no gustaría a tu madre
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El rollo legal de las cookies

La Ley 34/2002 nos obliga a avisarte de que usamos cookies propias y de terceros (ni de cuartos ni de quintos) con objetivos estadísticos y de sesión y para mostrarte la 'publi' que nos da de comer. Tenemos una política de cookies majísima y bla bla bla. Si continúas navegando, asumimos que aceptas y que todo guay. Si no te parece bien, huye y vuelve por donde has venido, que nadie te obliga a entrar aquí. Pincha este enlace para conocer los detalles. Tranquilo, este mensaje solo sale una vez. Esperamos.

ACEPTAR
Aviso de cookies