fbpx
30 de enero 2012    /   CINE/TV
por
 

La lujuria en una cinta del pelo

30 de enero 2012    /   CINE/TV     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

De cómo una cinta de pelo se pasea sin hacer ruido por varias escenas y revela la cara oculta de un imperturbable agente del FBI.

Hay objetos cuyo uso pueden preverse aunque no sean armas. Por ejemplo, Si George Peppard no utilizara el anillo en la última escena de Desayuno con diamantes, el espectador sentiría que “algo falta”.

Otros objetos se utilizan y se olvidan. Si reaparecen con nuevos significados, ¡aplausos para el guionista! Es lo que vemos en el episodio 1×02 de Boardwalk Empire: una sencilla cinta de pelo se convierte en un inesperado fetiche sexual.

LAS ESCENAS DE LA CINTA DEL PELO

Margaret Schroeder ha sido golpeada por su marido y acaba en el hospital. La enfermera le anuncia la visita del Sr. Thompson. Margaret cree que es su nuevo y benefactor amigo, y se pone coqueta.

Una cinta del pelo ayuda mucho

El Sr. Thompson resulta ser el sheriff; no es Nucky, la persona que esperaba Margaret. El sheriff le comunica que su marido falleció en un tiroteo: un asunto de contrabandistas de alcohol.

Desolada se mira en el espejo, y se quita la cinta del pelo.
Un agente del FBI interroga a Margaret sobre los asuntos del marido.
Se pone nerviosa. Se toquetea el pelo: "Yo tenía una cinta"
El agente del FBI redacta una carta a su esposa y pide ayuda a Dios en su cruzada contra el alcohol.

El agente abre un cajón del escritorio. Mi yo crítico salta: «Como saque una botella de whisky… qué mal, qué mal…» Y ¡zas! Saca la cinta del pelo de Margaret…

Una sencilla cinta del pelo
Un vicio privado

El agente del FBI aspira con fuerza el perfume de Margaret impregnado en la cinta del pelo. ¡Bravo!

La cinta del pelo cumple varias funciones:

  • Revela que el honorable e imperturbable agente del FBI tiene fisuras. Es humano, sí.
  • La cinta del pelo propicia la economía narrativa. ¿De qué otra forma podría presentarse la otra cara del agente? ¿Con una visita a un prostíbulo? Muchas escenas y resulta caro. ¿Viendo fotografías de chicas desnudas? Pudiera ser; es menos costoso, pero poco sutil. Además, son tópicos. ¡La cinta del pelo está ahí!
  • Sitúa rápidamente a Margaret Schroeder como objeto de interés emocional/sexual de dos antagonistas: el gánster y el agente del FBI.

El espectador no repara en la cinta del pelo mientras la usa Margaret. La cinta es un objeto meramente utilitario hasta que llega a las manos del agente.

No despreciemos los pequeños objetos a la hora de crear ficción; si miramos los que tenemos alrededor, recordaremos nuestras historias, nuestra vida.

——————————————————–

Pequeña guía de vicios y pecados:

Breaking Bad: cuando la soberbia te destruye

The Killing: el punto de ira

 

 

De cómo una cinta de pelo se pasea sin hacer ruido por varias escenas y revela la cara oculta de un imperturbable agente del FBI.

Hay objetos cuyo uso pueden preverse aunque no sean armas. Por ejemplo, Si George Peppard no utilizara el anillo en la última escena de Desayuno con diamantes, el espectador sentiría que “algo falta”.

Otros objetos se utilizan y se olvidan. Si reaparecen con nuevos significados, ¡aplausos para el guionista! Es lo que vemos en el episodio 1×02 de Boardwalk Empire: una sencilla cinta de pelo se convierte en un inesperado fetiche sexual.

LAS ESCENAS DE LA CINTA DEL PELO

Margaret Schroeder ha sido golpeada por su marido y acaba en el hospital. La enfermera le anuncia la visita del Sr. Thompson. Margaret cree que es su nuevo y benefactor amigo, y se pone coqueta.

Una cinta del pelo ayuda mucho

El Sr. Thompson resulta ser el sheriff; no es Nucky, la persona que esperaba Margaret. El sheriff le comunica que su marido falleció en un tiroteo: un asunto de contrabandistas de alcohol.

Desolada se mira en el espejo, y se quita la cinta del pelo.
Un agente del FBI interroga a Margaret sobre los asuntos del marido.
Se pone nerviosa. Se toquetea el pelo: "Yo tenía una cinta"
El agente del FBI redacta una carta a su esposa y pide ayuda a Dios en su cruzada contra el alcohol.

El agente abre un cajón del escritorio. Mi yo crítico salta: «Como saque una botella de whisky… qué mal, qué mal…» Y ¡zas! Saca la cinta del pelo de Margaret…

Una sencilla cinta del pelo
Un vicio privado

El agente del FBI aspira con fuerza el perfume de Margaret impregnado en la cinta del pelo. ¡Bravo!

La cinta del pelo cumple varias funciones:

  • Revela que el honorable e imperturbable agente del FBI tiene fisuras. Es humano, sí.
  • La cinta del pelo propicia la economía narrativa. ¿De qué otra forma podría presentarse la otra cara del agente? ¿Con una visita a un prostíbulo? Muchas escenas y resulta caro. ¿Viendo fotografías de chicas desnudas? Pudiera ser; es menos costoso, pero poco sutil. Además, son tópicos. ¡La cinta del pelo está ahí!
  • Sitúa rápidamente a Margaret Schroeder como objeto de interés emocional/sexual de dos antagonistas: el gánster y el agente del FBI.

El espectador no repara en la cinta del pelo mientras la usa Margaret. La cinta es un objeto meramente utilitario hasta que llega a las manos del agente.

No despreciemos los pequeños objetos a la hora de crear ficción; si miramos los que tenemos alrededor, recordaremos nuestras historias, nuestra vida.

——————————————————–

Pequeña guía de vicios y pecados:

Breaking Bad: cuando la soberbia te destruye

The Killing: el punto de ira

 

 

Compártelo twitter facebook whatsapp
Los GIF guerrilleros de ABVH y Erdal Inci
‘La casa de papel’: el atraco más grande jamás contado
Spatial storytelling, la historia la escribes tú en función de cómo muevas tu tablet
El paraíso de cartón piedra del agua
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *