fbpx
16 de mayo 2013    /   CREATIVIDAD
por
 

La evolución del canon de belleza femenino a través de los tiempos

16 de mayo 2013    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

Mientras muchas mujeres hacen verdaderos sacrificios con dietas y horas de gimnasio demenciales para entrar y mantenerse en una talla 36 y así ajustarse a los cánones de belleza impuestos por el mundo de la moda, otras muchas han tirado la toalla y sueñan con despertarse algún día en el siglo XVII, donde las mujeres rollizas eran de lo más apetitosas y anheladas. Rubens nos lo dejó bien claro.
Al igual que las modas y las costumbres, el canon de belleza femenina ha tenido una marcada evolución a través de los siglos. Hemos pasado de venerar cuerpos regordetes y pieles de porcelana a querer tener la más oscura de las teces cubriendo nada más que un montón de huesos.
Venus of Willendor 3 angles
Venus de Willedor.
Prehistoria
Qué se lleva: Ya desde la prehistoria, los hombres preferían a las mujeres de grandes senos y caderas anchas, puesto que se asociaban a la fertilidad, la abundancia y la capacidad de parir y criar hijos sanos y fuertes.
Sandro Botticelli - El nacimiento de Venus
El nacimiento de Venus. Sandro Bottcelli.
Renacimiento (siglos XV – XVI)
Qué se lleva: No hay más que fijarse en las pinturas de los artistas de la época: cuerpos redondeados, manos y pies finos, pechos pequeños y firmes, tez banca y mejillas sonrosadas, labios rojos, cabello rubio y largo, frente despejada y ojos grandes y claros.
Modelo de mujer ideal: La Venus o la Primavera de Boticcelli, la Monalisa de Leonardo DaVinci…
rubbens
Las tres gracias y El rapto de las hijas de Leucopo. Pablo Rubbens.
Barroco (siglos XVII – XVIII)
Qué se lleva: Se empiezan a estilar cuerpos más rellenitos: caderas más anchas y cintura estrecha, brazos redondeados y carnosos, piel blanca y pechos más llamativos que son resaltados por los corsés. Además, la figura femenina se embellece con las populares pelucas, los perfumes, los lunares postizos o pintados, los corsés de infarto, los encajes… Un dato, la palabra ‘maquillaje’ data de esta época.
Modelo de mujer ideal: Las tres Gracias, de Rubens.
corsé-515x591
Mujeres atándose un corsé
Época Victoriana (siglo XIX)
Qué se lleva: Lo que verdaderamente llama la atención de ésta época es el uso de los corsés para estrechar al máximo la cintura y realzar el busto y las caderas. Estos apretados elementos dejaban sin aliento a muchas mujeres, provocando desmayos o incluso la muerte por la deformación del tórax, que acaba estrujando los órganos vitales.
Modelo de mujer ideal: Cualquier mujer con un corsé bien apretado pero que aún estuviera viva.
gibson girls
Las chicas Gibson
Principios del siglo XX
Qué se lleva: El canon de belleza femenina lo marcan las caricaturas del dibujante Charles Gibson. La Gibson Girl es el ejemplo a seguir por las jovencitas de la época: sumisión y obediencia complementado con pechos altos, caderas anchas y nalgas prominentes.
Modelo de mujer ideal: Las Chicas Gibson.
dietrich-tylor-515x314
Marlene Dietrich y Liz Tylor
Años 1930-40
Qué se lleva: Es la década de la lencería, la mujer va cobrando protagonismo y la belleza de la mujer, vestida como desnuda, se vuelve importante. Estas se preocupan por su físico para resultar impactantes.
Modelo de mujer ideal: Elizabeth Taylor, Greta Garbo, Marlene Dietrich…
sara-montiel-y-lolita-515x263
Sara Montiel y Sue Lyon en «Lolita»
Años  1950-60
Qué se lleva: La exuberancia femenina se apodera de las pantallas. Curvas marcadas, voluptuosidad, piernas infinitas, huesos bien forrados, cabellos rubios… Pero a su vez, los cuerpos pequeños y delgados –niñas con cuerpo de mujer- tipo Lolita, también causaban furor, aunque era menos público debido a sus connotaciones pedofílicas.
Modelo de mujer ideal: Marilyn Monroe, Sara Montiel… y en el lado opuesto, Hayley Mills, Audrey Hepburn o Sue Lyon en Lolita.
boderek
Ursula Anderss y Kim Basinger
Años 1970-80
Qué se lleva: Los cuerpos femeninos se van adelgazando y estilizando, y los pechos cada vez van cobrando más protagonismo y espacio en el cuerpo de las mujeres. Las redondeces empiezan a ser despreciadas y las mujeres ansían lucir bellas en sus bikinis.
Modelo de mujer ideal: Ursula Anderss, Bo Derek, Farrah Fawcett, Kim Basinger…
baywatch-pamela-anderson-top-5-hottest-769x1024-515x685
Pamela Anderson
Años 1990
Qué se lleva: Las mujeres siguen evolucionando en delgadez y pechos grandes y la cirugía estética ayuda a moldear los cuerpos de las que se quedaron en el camino. Grandes o enormes pechos, cuerpos delgadísimos, labios y pómulos prominentes… Asimismo, las mujeres se quedan físicamente estancadas en los treinta y tantos, gracias a las operaciones que estiran la piel para hacer desaparecer las arrugas. Destacan los cabellos oxigenados, las pieles morenas y las prendas que dejan bien poco para la imaginación.

Modelo de mujer ideal: Pamela Anderson, Claudia Shiffer…
Megan-Fox_1-copia-515x315
Megan Fox y Kate Moss
Nuevo milenio
Qué se lleva: Si creíamos que las mujeres ya no podían estar más delgadas y operadas, estábamos equivocados. Una nueva generación de modelos esqueléticas (empujadas por las grandes firmas y diseñadores de moda) ha plantado un canon de belleza femenina demencial e insano. Señal de que la sociedad está perdiendo la chaveta. Vemos desfilar en pasarelas y posar para revistas a auténticos esqueletos con pulso bajo el pellejo, cuerpos tan delgados que parecen sacados de un campo de concentración nazi.
Modelo de mujer ideal: Kate Moss, Angelina Jolie, Megan Fox, Michelle Jenner…

Y más cosas sobre la belleza y la estética:
– Los zapatos de tacón los creó Satanás
– Una hoja de ruta para superar el peinado borroka
– 10 extraños artilugios japoneses para realzar tu belleza
Retrato robot de la actriz porno
– Diez pecados veraniegos de la moda masculina
– En el fondo de la fosa de las Marianas pisoteado por miles de tacones de aguja
– ‘Fashion victims’: cinco prendas de vestir que te dejarán mal cuerpo

Mientras muchas mujeres hacen verdaderos sacrificios con dietas y horas de gimnasio demenciales para entrar y mantenerse en una talla 36 y así ajustarse a los cánones de belleza impuestos por el mundo de la moda, otras muchas han tirado la toalla y sueñan con despertarse algún día en el siglo XVII, donde las mujeres rollizas eran de lo más apetitosas y anheladas. Rubens nos lo dejó bien claro.
Al igual que las modas y las costumbres, el canon de belleza femenina ha tenido una marcada evolución a través de los siglos. Hemos pasado de venerar cuerpos regordetes y pieles de porcelana a querer tener la más oscura de las teces cubriendo nada más que un montón de huesos.
Venus of Willendor 3 angles
Venus de Willedor.
Prehistoria
Qué se lleva: Ya desde la prehistoria, los hombres preferían a las mujeres de grandes senos y caderas anchas, puesto que se asociaban a la fertilidad, la abundancia y la capacidad de parir y criar hijos sanos y fuertes.
Sandro Botticelli - El nacimiento de Venus
El nacimiento de Venus. Sandro Bottcelli.
Renacimiento (siglos XV – XVI)
Qué se lleva: No hay más que fijarse en las pinturas de los artistas de la época: cuerpos redondeados, manos y pies finos, pechos pequeños y firmes, tez banca y mejillas sonrosadas, labios rojos, cabello rubio y largo, frente despejada y ojos grandes y claros.
Modelo de mujer ideal: La Venus o la Primavera de Boticcelli, la Monalisa de Leonardo DaVinci…
rubbens
Las tres gracias y El rapto de las hijas de Leucopo. Pablo Rubbens.
Barroco (siglos XVII – XVIII)
Qué se lleva: Se empiezan a estilar cuerpos más rellenitos: caderas más anchas y cintura estrecha, brazos redondeados y carnosos, piel blanca y pechos más llamativos que son resaltados por los corsés. Además, la figura femenina se embellece con las populares pelucas, los perfumes, los lunares postizos o pintados, los corsés de infarto, los encajes… Un dato, la palabra ‘maquillaje’ data de esta época.
Modelo de mujer ideal: Las tres Gracias, de Rubens.
corsé-515x591
Mujeres atándose un corsé
Época Victoriana (siglo XIX)
Qué se lleva: Lo que verdaderamente llama la atención de ésta época es el uso de los corsés para estrechar al máximo la cintura y realzar el busto y las caderas. Estos apretados elementos dejaban sin aliento a muchas mujeres, provocando desmayos o incluso la muerte por la deformación del tórax, que acaba estrujando los órganos vitales.
Modelo de mujer ideal: Cualquier mujer con un corsé bien apretado pero que aún estuviera viva.
gibson girls
Las chicas Gibson
Principios del siglo XX
Qué se lleva: El canon de belleza femenina lo marcan las caricaturas del dibujante Charles Gibson. La Gibson Girl es el ejemplo a seguir por las jovencitas de la época: sumisión y obediencia complementado con pechos altos, caderas anchas y nalgas prominentes.
Modelo de mujer ideal: Las Chicas Gibson.
dietrich-tylor-515x314
Marlene Dietrich y Liz Tylor
Años 1930-40
Qué se lleva: Es la década de la lencería, la mujer va cobrando protagonismo y la belleza de la mujer, vestida como desnuda, se vuelve importante. Estas se preocupan por su físico para resultar impactantes.
Modelo de mujer ideal: Elizabeth Taylor, Greta Garbo, Marlene Dietrich…
sara-montiel-y-lolita-515x263
Sara Montiel y Sue Lyon en «Lolita»
Años  1950-60
Qué se lleva: La exuberancia femenina se apodera de las pantallas. Curvas marcadas, voluptuosidad, piernas infinitas, huesos bien forrados, cabellos rubios… Pero a su vez, los cuerpos pequeños y delgados –niñas con cuerpo de mujer- tipo Lolita, también causaban furor, aunque era menos público debido a sus connotaciones pedofílicas.
Modelo de mujer ideal: Marilyn Monroe, Sara Montiel… y en el lado opuesto, Hayley Mills, Audrey Hepburn o Sue Lyon en Lolita.
boderek
Ursula Anderss y Kim Basinger
Años 1970-80
Qué se lleva: Los cuerpos femeninos se van adelgazando y estilizando, y los pechos cada vez van cobrando más protagonismo y espacio en el cuerpo de las mujeres. Las redondeces empiezan a ser despreciadas y las mujeres ansían lucir bellas en sus bikinis.
Modelo de mujer ideal: Ursula Anderss, Bo Derek, Farrah Fawcett, Kim Basinger…
baywatch-pamela-anderson-top-5-hottest-769x1024-515x685
Pamela Anderson
Años 1990
Qué se lleva: Las mujeres siguen evolucionando en delgadez y pechos grandes y la cirugía estética ayuda a moldear los cuerpos de las que se quedaron en el camino. Grandes o enormes pechos, cuerpos delgadísimos, labios y pómulos prominentes… Asimismo, las mujeres se quedan físicamente estancadas en los treinta y tantos, gracias a las operaciones que estiran la piel para hacer desaparecer las arrugas. Destacan los cabellos oxigenados, las pieles morenas y las prendas que dejan bien poco para la imaginación.

Modelo de mujer ideal: Pamela Anderson, Claudia Shiffer…
Megan-Fox_1-copia-515x315
Megan Fox y Kate Moss
Nuevo milenio
Qué se lleva: Si creíamos que las mujeres ya no podían estar más delgadas y operadas, estábamos equivocados. Una nueva generación de modelos esqueléticas (empujadas por las grandes firmas y diseñadores de moda) ha plantado un canon de belleza femenina demencial e insano. Señal de que la sociedad está perdiendo la chaveta. Vemos desfilar en pasarelas y posar para revistas a auténticos esqueletos con pulso bajo el pellejo, cuerpos tan delgados que parecen sacados de un campo de concentración nazi.
Modelo de mujer ideal: Kate Moss, Angelina Jolie, Megan Fox, Michelle Jenner…

Y más cosas sobre la belleza y la estética:
– Los zapatos de tacón los creó Satanás
– Una hoja de ruta para superar el peinado borroka
– 10 extraños artilugios japoneses para realzar tu belleza
Retrato robot de la actriz porno
– Diez pecados veraniegos de la moda masculina
– En el fondo de la fosa de las Marianas pisoteado por miles de tacones de aguja
– ‘Fashion victims’: cinco prendas de vestir que te dejarán mal cuerpo

Compártelo twitter facebook whatsapp
Pajares y Esteso, dos leyendas menospreciadas
El alfabeto monstruoso inspirado en el creador del primer atlas
Los 6 post más vistos de la semana
Números construidos con discos de vinilo
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 29
  • Ya es un poco cansado que en este tipo de listas se meta a las llamadas «venus» paleolíticas, como si esas figurillas fueran modelos para la mirada de hombres heterosexuales. Ni siquiera está claro que sean «modelos de belleza», una idea totalmente anacrónica y propia de sociedades modernas (y casi siempre patriarcales). Quizás pensaban así los arqueólogos-hombres de principios del siglo XX, pero hace décadas que en arqueología no manejamos esos estereotipos. Las sociedades prehistóricas son cualitativamente muy distintas a la nuestra, a todos los niveles. No son gente «como nosotros» pero con otra materialidad. Su manera de pensar, ver y representar el mundo no se ajusta a nuestra mirada contemporánea. Leed algo de teoría de la arqueología, seguro que os iba a gustar.

    • En parte tienes razón pero por otro discrepo. El mero hecho de aquella cultura paleolítica. Puede que sea un especie de exvoto o un objeto con otra función, pero lo que queda claro es que desde tiempos remotos la humanidad ha representado de mil formas los atributos femeninos y mediante obras de la historia del arte(como la Venus de Willendorf) también se estudia la imagen y los prototipos de mujer ideal de la época., Además la Venus como observamos exagera justamente los atributos femeninos (caderas, pechos…) como símbolo de fertilidad pero aún así un prototipo de feminidad, por lo tanto ¿qué diferencia existe?.

  • En los 80, los mitos eran Sabrina y Samantha Fox, me extraña no verlas en la lista.
    El auge de Kate Moss comenzó en los años 90, no la incluiría en el nuevo milenio. Además, era calificada como la anti-supermodelo.
    Michelle Jenner es una buena actriz, pero no la calificaría como mujer ideal del siglo XXI, ni mucho menos. Mejores referencias españolas podrían ser Ana de Armas o Blanca Suárez.

  • Pingback: References
  • buenas tardes amiga
    serias tan amable de decirme cuales son tus fuentes bibliograficas
    es para una investigacion y seria de mucha ayuda..
    gracias
    saludos!!!

  • Resumido y claro. Me ha sido de gran ayuda para un trabajo y poner imágenes de las modelos de cada época mola mucho. Gracias por la información!

  • Si se parte del dizque revolucionario estudio de la ONU y otras ONgs en la la que la belleza es construcción social y que dio pie a tantas idioteces de las antropologas feministas o de género, pues sí, la figura de la «Venus» no es sinónimo de belleza, sino de alguna opresión fumada Patriarcal.
    Sin embargo no dejo de ver cómo la antropología actual se salta todas las ciencias que contradigan sus dizque argumentos: la historia de la religión, la semiótica, las mentilities, el pensamiento primigenio.
    Cualquiera puede ver que no hay que darle mil vueltas. La constante son las caderas, labios nalgas e incluso vulva y el color rojo. Lo segundo es que es súper mañoso también tomar una obra de arte y hacerla modelo universal, sin siquiera explicar la función del tamaño del cuerpo o las proporciones de acuerdo a una perspectiva histórica o incluso dentro del propio discurso de la obra de arte.
    Si vamos a jugar a tomar una ´pintura y entender literalmente lo que vemos en ella y jurar que es un universal, entonces me imagino que nos vamos a saltar todo el arte del Romanticismo, ¿verdad? Y sus ideales que contradicen el ideal moderno feminista de la mujer, como el amor romántico, el suicidio por amor o el amor a la patria y así.

  • Bottcelli, Boticcelli, Rubbens, Monalisa, Leucopo, Tylor, Anderss, Shiffer, «ésta época»… Madre mía, ¿pero ha escrito algún nombre bien?

  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *