fbpx
28 de noviembre 2013    /   CREATIVIDAD
por
 

Así son los autorretratos de alguien puesto de LSD

28 de noviembre 2013    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

Por aquello del qué dirán, ella prefiere no publicar su nombre. Quizá alguien podría mirarte raro por hacer una colección de autorretratos durante nueve horas y media bajo el efecto del LSD.

El proyecto fue el siguiente: Ella consumió LSD, es decir, dietilamida de ácido lisérgico, una droga psicodélica semisintética con efectos psicológicos como las alucinaciones, la sinestesia, la percepción distorsionada del tiempo o la disolución del ego. Durante las casi 10 horas que duraron los efectos del ácido dibujó once autorretratos consecutivos. Mientras, un amigo en estado consciente iría observando y anotando las reacciones y comentarios de la artista en su viaje estático.

El experimento casero, publicado en Reddit, lo realizaron estos jóvenes pretendiendo hacer de él una demostración. Querían dejar constancia ilustrada y escrita de los efectos que el LSD tiene sobre la percepción consciente del entorno y de uno mismo.

Debajo de las imágenes están las palabras que el amigo de la retratista anotaba tras cada uno de los dibujos, con comentarios sobre la situación o las propias frases que profería la creadora.

Hora: 15 minutos después de consumir LSD

zV5Hq9qh

(Antes de cualquier efecto visible)

Hora: 45 minutos

RP1SAn0h

– Él: ¿Sientes algo?

– Ella: Nop.

– Él: ¡Eso son colores brillantes!

– Ella: Sí, probablemente esto se vaya a poner peor.

Hora: 1 h 45 minutos

jA3ZDVnh

Hora: 2 h 15 minutos

9xdXEUuh

Ella: “Fue un buena idea comprar pinturas de colores”.

Hora: 3 h 30 minutos

T7rGaofh

Ella: “No he dibujado los ojos. ¿Quieres que dibuje los ojos? No me apetece dibujar los ojos”.

Hora: 4 h 45 minutos (Desde este momento ella empieza a dibujar con una iluminación muy oscura).

9XGtj4Uh

– Ella: Ahí va. Soy violeta.

– Ella: (Más tarde) Normalmente, los ojos los dibujo lo último, porque no me gusta que el dibujo me mire mientras lo estoy dibujando. Aquí no quiero que el dibujo me mire para nada.

Hora: 6 h

5WTA3keh

Ella: He perdido el lápiz de color negro. Solo tenía los de colores.

Hora: 6 h 45 minutos

itv9pc7h

Él: (Personalmente, mi favorito)

Hora: 8 h

Kzmrinah

Él: (Tras 45 minutos en la oscuridad, escuchando a Pink Floyd, ella empezó a dibujar de nuevo).

Hora: 8 h 45 minutos

iVSO8Nyh

Él: (Ella no parece sentirse muy satisfecha con su último dibujo, así que directamente empieza este).

Ella: En el anterior traté de dibujar lo que había dentro de mi cabeza, pero mientras lo hacía, las cosas empezaron a pasar fuera de mi cabeza.

H: 9 h 30 minutos (Mientras le desaparece el efecto)

Rvkwujgh

Ella: ¿Quieres que dibuje un último? ¿Uno como normal? Lo intentaré.

Por aquello del qué dirán, ella prefiere no publicar su nombre. Quizá alguien podría mirarte raro por hacer una colección de autorretratos durante nueve horas y media bajo el efecto del LSD.

El proyecto fue el siguiente: Ella consumió LSD, es decir, dietilamida de ácido lisérgico, una droga psicodélica semisintética con efectos psicológicos como las alucinaciones, la sinestesia, la percepción distorsionada del tiempo o la disolución del ego. Durante las casi 10 horas que duraron los efectos del ácido dibujó once autorretratos consecutivos. Mientras, un amigo en estado consciente iría observando y anotando las reacciones y comentarios de la artista en su viaje estático.

El experimento casero, publicado en Reddit, lo realizaron estos jóvenes pretendiendo hacer de él una demostración. Querían dejar constancia ilustrada y escrita de los efectos que el LSD tiene sobre la percepción consciente del entorno y de uno mismo.

Debajo de las imágenes están las palabras que el amigo de la retratista anotaba tras cada uno de los dibujos, con comentarios sobre la situación o las propias frases que profería la creadora.

Hora: 15 minutos después de consumir LSD

zV5Hq9qh

(Antes de cualquier efecto visible)

Hora: 45 minutos

RP1SAn0h

– Él: ¿Sientes algo?

– Ella: Nop.

– Él: ¡Eso son colores brillantes!

– Ella: Sí, probablemente esto se vaya a poner peor.

Hora: 1 h 45 minutos

jA3ZDVnh

Hora: 2 h 15 minutos

9xdXEUuh

Ella: “Fue un buena idea comprar pinturas de colores”.

Hora: 3 h 30 minutos

T7rGaofh

Ella: “No he dibujado los ojos. ¿Quieres que dibuje los ojos? No me apetece dibujar los ojos”.

Hora: 4 h 45 minutos (Desde este momento ella empieza a dibujar con una iluminación muy oscura).

9XGtj4Uh

– Ella: Ahí va. Soy violeta.

– Ella: (Más tarde) Normalmente, los ojos los dibujo lo último, porque no me gusta que el dibujo me mire mientras lo estoy dibujando. Aquí no quiero que el dibujo me mire para nada.

Hora: 6 h

5WTA3keh

Ella: He perdido el lápiz de color negro. Solo tenía los de colores.

Hora: 6 h 45 minutos

itv9pc7h

Él: (Personalmente, mi favorito)

Hora: 8 h

Kzmrinah

Él: (Tras 45 minutos en la oscuridad, escuchando a Pink Floyd, ella empezó a dibujar de nuevo).

Hora: 8 h 45 minutos

iVSO8Nyh

Él: (Ella no parece sentirse muy satisfecha con su último dibujo, así que directamente empieza este).

Ella: En el anterior traté de dibujar lo que había dentro de mi cabeza, pero mientras lo hacía, las cosas empezaron a pasar fuera de mi cabeza.

H: 9 h 30 minutos (Mientras le desaparece el efecto)

Rvkwujgh

Ella: ¿Quieres que dibuje un último? ¿Uno como normal? Lo intentaré.

Compártelo twitter facebook whatsapp
El arte del ‘libro-objeto’
Todo lo que probablemente no sabías de los supermercados
Sí, la obsesión por las escaleras existe
Las extrañas imágenes con comida de Matija Erceg
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *