11 de febrero 2013    /   CREATIVIDAD
por
 

El derecho a una carátula digna

11 de febrero 2013    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

barbarian
Un hombre de músculos hercúleos, piel bronceada, melena salvaje y mirada animal sostiene una espada de ocho kilos con el mango bien cerca de su taparrabos. Una mujer con generosísimos pechos y un bikini incomprensiblemente pequeño se agarra a su pierna. El adolescente ochentero podía enumerar diez o doce motivos para comprar el juego de forma instantánea solo con mirar esta carátula. Ninguno de esos motivos tenía que ver con el juego, que tenía unos píxeles más grandes que el bikini de la modelo.
Barbarian: The Ultimate Warrior es un buen juego de la época del Spectrum, pero las carátulas llevan dando pecho por píxel desde el nacimiento del ocio electrónico. Eran ellas las que hacían la venta. Las imágenes del juego en la contraportada eran diminutas y las revistas no publicaban capturas con calidad suficiente para evitar el engaño.
De todo esto solo queda nostalgia, pero las cajas de los videojuegos todavía son objeto de culto por mucho que los juegos en formato descargable le coma terreno al formato físico. El que firma esto empezó a comprar en digital hace tres años y ya tiene bastantes juegos para emplear dos vidas sentado ante el ordenador, pero no le hace ascos a colocar una buena caja de plástico en la estantería.
Pero el videojuego tampoco se escapa de la terrible costumbre de diseñar sus carátulas con molde, como sucede en el cine con los carteles de cientos de taquillazos. El dinero manda y cuando una receta funciona se repite hasta que se agota.  Aun así, este problema tiene fácil arreglo en la época del Photoshop, el forismo y la inteligencia colectiva. En NeoGAF, uno de los mayores foros de la Red sobre videojuegos, llevan varios años poniéndole solución y defendiendo el derecho a una carátula digna. Los usuarios mezclan ilustraciones, conceptos, capturas del juego y dibujos hechos por fans para componer cubiertas infinitamente más atractivas. Además, se permiten el lujo de prescindir de logos, avisos legales e información técnica que afean las cajas oficiales. Los resultados son brillantes:

reddeadalice capcom zelda icobayonetta
1. Red Dead Redemption por Rengoku 2. Alice Madness Return por Rengoku 3. Marvel vs. Capcom 3 por Gagaman 4. Zelda Skyward Sword à la cartucho de NES por demosthenes 5. ICO & Shadow of the Colossus por Rengoku 6. Bayonetta por dentoonw

La iniciativa empezó como respuesta a un rediseño de las carátulas de Playstation 3 hace cinco años. Sony cambió el formato de sus cajas (antes el logo estaba en el lateral y ahora está en la parte superior) y algunos usuarios decidieron adaptar los juegos antiguos al nuevo diseño para tener una colección uniforme y compartirlos con el mundo. Era cuestión de tiempo que alguien se animase a crear portadas completamente nuevas. Unos meses más tarde apareció un hilo para todas las consolas, con varios tipos de plantilla e instrucciones para imprimir, recortar y plegar. Cada día aparecen nuevos diseños incluso para juegos que no han salido al mercado.
En estos mismos foros han surgido también otros proyectos similares, como el de convertir los videojuegos en portadas de discos de música. Mucho ojo al Final Fantasy: Edición Manuel Carrasco:
discos
Este otro titulado The GAF Collection, proponía crear una colección homogénea de carátulas imitando el estilo de la distribuidora de cine Criterion, conocida por mimar al extremo los diseños de sus títulos:
gafcollection
Esta rebelión no es gratuita. Hay que reconocer que se han cometido verdaderas atrocidades en las carátulas de los videojuegos. Blogs como BoxVSBox se dedican a mostrar las diferencias entre las distintas versiones de cada portada y recoge ejemplos sencillamente incomprensibles, como este de ICO.
ico

A la izquierda, la carátula original japonesa. A la derecha, la versión americana.

La costumbre de personalizar las cajas de los juegos ha calado y muchos títulos ya se venden con portadas reversibles. Imprimen por un lado la tapa ‘comercial’, con rótulos chillones, edad recomendada, sinopsis y pantallazos. Mientras, en el reverso esconden una buena ilustración, un diseño alternativo o un detalle del juego como alternativa a la portada.

Los últimos en sufrir la furia de los aficionados han sido los padres de Bioshock Infinite. Muchos seguidores de la saga han cargado contra la compañía porque creen que la cubierta no hace justicia a las entregas anteriores y que solo pretende colocar el juego a compradores despistados. Sale a la venta en marzo, así que no tardarán mucho en aparecer sartenadas de carátulas alternativas cocinadas con auténtico amor de fan.

Bonus:
Las carátulas de NeoGAF
Otras comunidades: Console Covers | VGBoxArt 
 

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

barbarian
Un hombre de músculos hercúleos, piel bronceada, melena salvaje y mirada animal sostiene una espada de ocho kilos con el mango bien cerca de su taparrabos. Una mujer con generosísimos pechos y un bikini incomprensiblemente pequeño se agarra a su pierna. El adolescente ochentero podía enumerar diez o doce motivos para comprar el juego de forma instantánea solo con mirar esta carátula. Ninguno de esos motivos tenía que ver con el juego, que tenía unos píxeles más grandes que el bikini de la modelo.
Barbarian: The Ultimate Warrior es un buen juego de la época del Spectrum, pero las carátulas llevan dando pecho por píxel desde el nacimiento del ocio electrónico. Eran ellas las que hacían la venta. Las imágenes del juego en la contraportada eran diminutas y las revistas no publicaban capturas con calidad suficiente para evitar el engaño.
De todo esto solo queda nostalgia, pero las cajas de los videojuegos todavía son objeto de culto por mucho que los juegos en formato descargable le coma terreno al formato físico. El que firma esto empezó a comprar en digital hace tres años y ya tiene bastantes juegos para emplear dos vidas sentado ante el ordenador, pero no le hace ascos a colocar una buena caja de plástico en la estantería.
Pero el videojuego tampoco se escapa de la terrible costumbre de diseñar sus carátulas con molde, como sucede en el cine con los carteles de cientos de taquillazos. El dinero manda y cuando una receta funciona se repite hasta que se agota.  Aun así, este problema tiene fácil arreglo en la época del Photoshop, el forismo y la inteligencia colectiva. En NeoGAF, uno de los mayores foros de la Red sobre videojuegos, llevan varios años poniéndole solución y defendiendo el derecho a una carátula digna. Los usuarios mezclan ilustraciones, conceptos, capturas del juego y dibujos hechos por fans para componer cubiertas infinitamente más atractivas. Además, se permiten el lujo de prescindir de logos, avisos legales e información técnica que afean las cajas oficiales. Los resultados son brillantes:

reddeadalice capcom zelda icobayonetta
1. Red Dead Redemption por Rengoku 2. Alice Madness Return por Rengoku 3. Marvel vs. Capcom 3 por Gagaman 4. Zelda Skyward Sword à la cartucho de NES por demosthenes 5. ICO & Shadow of the Colossus por Rengoku 6. Bayonetta por dentoonw

La iniciativa empezó como respuesta a un rediseño de las carátulas de Playstation 3 hace cinco años. Sony cambió el formato de sus cajas (antes el logo estaba en el lateral y ahora está en la parte superior) y algunos usuarios decidieron adaptar los juegos antiguos al nuevo diseño para tener una colección uniforme y compartirlos con el mundo. Era cuestión de tiempo que alguien se animase a crear portadas completamente nuevas. Unos meses más tarde apareció un hilo para todas las consolas, con varios tipos de plantilla e instrucciones para imprimir, recortar y plegar. Cada día aparecen nuevos diseños incluso para juegos que no han salido al mercado.
En estos mismos foros han surgido también otros proyectos similares, como el de convertir los videojuegos en portadas de discos de música. Mucho ojo al Final Fantasy: Edición Manuel Carrasco:
discos
Este otro titulado The GAF Collection, proponía crear una colección homogénea de carátulas imitando el estilo de la distribuidora de cine Criterion, conocida por mimar al extremo los diseños de sus títulos:
gafcollection
Esta rebelión no es gratuita. Hay que reconocer que se han cometido verdaderas atrocidades en las carátulas de los videojuegos. Blogs como BoxVSBox se dedican a mostrar las diferencias entre las distintas versiones de cada portada y recoge ejemplos sencillamente incomprensibles, como este de ICO.
ico

A la izquierda, la carátula original japonesa. A la derecha, la versión americana.

La costumbre de personalizar las cajas de los juegos ha calado y muchos títulos ya se venden con portadas reversibles. Imprimen por un lado la tapa ‘comercial’, con rótulos chillones, edad recomendada, sinopsis y pantallazos. Mientras, en el reverso esconden una buena ilustración, un diseño alternativo o un detalle del juego como alternativa a la portada.

Los últimos en sufrir la furia de los aficionados han sido los padres de Bioshock Infinite. Muchos seguidores de la saga han cargado contra la compañía porque creen que la cubierta no hace justicia a las entregas anteriores y que solo pretende colocar el juego a compradores despistados. Sale a la venta en marzo, así que no tardarán mucho en aparecer sartenadas de carátulas alternativas cocinadas con auténtico amor de fan.

Bonus:
Las carátulas de NeoGAF
Otras comunidades: Console Covers | VGBoxArt 
 

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Compártelo twitter facebook whatsapp
La portada de Yorokobu de febrero
La obra de Keith Haring, por los suelos
Hay que cazar a los monstruos
Brum, brum: así se compone el sonido del coche eléctrico
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 3
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    El rollo legal de las cookies

    La Ley 34/2002 nos obliga a avisarte de que usamos cookies propias y de terceros (ni de cuartos ni de quintos) con objetivos estadísticos y de sesión y para mostrarte la 'publi' que nos da de comer. Tenemos una política de cookies majísima y bla bla bla. Si continúas navegando, asumimos que aceptas y que todo guay. Si no te parece bien, huye y vuelve por donde has venido, que nadie te obliga a entrar aquí. Pincha este enlace para conocer los detalles. Tranquilo, este mensaje solo sale una vez. Esperamos.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies