19 de enero 2011    /   CREATIVIDAD
por
 

El hotel de basura de Coronita

19 de enero 2011    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

«Si no hacemos nada hoy, así serán tus vacaciones de mañana». Es el mensaje que muestra el cartel clavado en la playa que da entrada al hotel ‘Corona Save the Beach’, una instalación artística creada por H.A. Schult con la que Coronita intenta llamar la atención acerca del deterioro de las costas de todo el mundo.

La plaza de Callao, en el corazón de Madrid, se ha llenado de basura esta mañana. Esta circunstancia no ha se ha producido por irresponsabilidad ciudadana o dejadez de las autoridades. En este caso ha sido la marca de cerveza Coronita la perpetradora del desaguisado. Afortunadamente está todo bajo control. Las ocho toneladas de basura, procedente de playas de toda Europa, que ocupan el centro de la capital se hallan pegadas en las paredes del hotel ‘Coronita Save the Beach’. El peculiar establecimiento hotelero se abrirá al público para su visita desde el 20 hasta el 23 enero, aprovechando la coincidencia con Fitur. Sin embargo, desde esta misma noche, la modelo Eugenia Silva dará paso a las diez personas que han ganado su estancia de una noche a través del Facebook de la campaña y de su propio website y que ocuparán las cinco habitaciones del edificio.

La acción supone el segundo hotel de basura construído por Coronita, –levantaron uno en Roma el pasado año– y se enmarca en Save the Beach, una campaña mediante la cual Coronita recupera cada año una playa que sufre serias amenazas medioambientales. «Save the Beach es una plataforma social que habla de vida y sostenibilidad», explica Miguel Bemfica, director general creativo de JWT Delvico. «Teníamos un cliente muy valiente que quería una campaña integral. Sr. Goldwind lo ha hecho posible recomendando al artista H.A. Schult, una de las personas que más sabe de basura del mundo». En JWT son conscientes de la importancia que tiene gestionar una estrategia desde un punto de vista social. «Las marcas que no lo hagan están muertas», comenta Bemfica. Por eso, el viernes, de seis a ocho de la tarde, habrá un encuentro de twitteros que contaran lo que vaya ocurriendo durante la tarde en el hotel.

Schult lleva desde los años 60 creando arte a partir de los desechos, acción que extrae a los mismo precisamente esa condición, la de desechos. Como él mismo señala, «Corona tiene tradición en concienciar a la gente acerca de los problemas medioambientales. Me propusieron hacer este hotel y acepté encantado. El océano es el mayor vertedero del mundo. Eso hacía que hubiera una relación muy próxima entre lo que yo hago con la basura y lo que Corona hace con las playas».


La complejidad del montaje la explica Fernando Godoy, director general creativo de Sr. Goldwind, la agencia encargada de la producción. «Ha sido un parto. Hemos tenido el impulso de la Dirección General de Sostenibilidad y el apoyo del Ayuntamiento de Madrid, que es muy sensible a los proyectos relacionados con la sostenibilidad y el medioambiente. Grúas de 50 toneladas, más de 20 operarios, cuatro camiones de gran tonelaje… El montaje se prolongó durante cinco días en los que empleamos 8 toneladas de arena, 8 de basura y 4 de otros materiales para la estructura del hotel, que tiene 6.80 metros del altura». Contado así, puede que alguien quede con la sensación de que no es algo que se pueda calificar como sostenible. Sin embargo, hay una respuesta para esto. «Hemos participado en el programa Madrid Compensa, según el cual debíamos neutralizar la contaminación creada por toda esta producción plantando árboles. Calculamos las emisiones de CO2 de todo lo que hemos hecho y, a cambio, hemos plantado casi 500 árboles», cuenta Godoy.

La reflexión final la propone el propio artista alemán. «Producimos grandes cantidades de basura y, si no nos detenemos, nos convertiremos en basura».


Fotos: Yorokobu.

Vídeo: Marcos Sánchez – La Señora Claypool.

«Si no hacemos nada hoy, así serán tus vacaciones de mañana». Es el mensaje que muestra el cartel clavado en la playa que da entrada al hotel ‘Corona Save the Beach’, una instalación artística creada por H.A. Schult con la que Coronita intenta llamar la atención acerca del deterioro de las costas de todo el mundo.

La plaza de Callao, en el corazón de Madrid, se ha llenado de basura esta mañana. Esta circunstancia no ha se ha producido por irresponsabilidad ciudadana o dejadez de las autoridades. En este caso ha sido la marca de cerveza Coronita la perpetradora del desaguisado. Afortunadamente está todo bajo control. Las ocho toneladas de basura, procedente de playas de toda Europa, que ocupan el centro de la capital se hallan pegadas en las paredes del hotel ‘Coronita Save the Beach’. El peculiar establecimiento hotelero se abrirá al público para su visita desde el 20 hasta el 23 enero, aprovechando la coincidencia con Fitur. Sin embargo, desde esta misma noche, la modelo Eugenia Silva dará paso a las diez personas que han ganado su estancia de una noche a través del Facebook de la campaña y de su propio website y que ocuparán las cinco habitaciones del edificio.

La acción supone el segundo hotel de basura construído por Coronita, –levantaron uno en Roma el pasado año– y se enmarca en Save the Beach, una campaña mediante la cual Coronita recupera cada año una playa que sufre serias amenazas medioambientales. «Save the Beach es una plataforma social que habla de vida y sostenibilidad», explica Miguel Bemfica, director general creativo de JWT Delvico. «Teníamos un cliente muy valiente que quería una campaña integral. Sr. Goldwind lo ha hecho posible recomendando al artista H.A. Schult, una de las personas que más sabe de basura del mundo». En JWT son conscientes de la importancia que tiene gestionar una estrategia desde un punto de vista social. «Las marcas que no lo hagan están muertas», comenta Bemfica. Por eso, el viernes, de seis a ocho de la tarde, habrá un encuentro de twitteros que contaran lo que vaya ocurriendo durante la tarde en el hotel.

Schult lleva desde los años 60 creando arte a partir de los desechos, acción que extrae a los mismo precisamente esa condición, la de desechos. Como él mismo señala, «Corona tiene tradición en concienciar a la gente acerca de los problemas medioambientales. Me propusieron hacer este hotel y acepté encantado. El océano es el mayor vertedero del mundo. Eso hacía que hubiera una relación muy próxima entre lo que yo hago con la basura y lo que Corona hace con las playas».


La complejidad del montaje la explica Fernando Godoy, director general creativo de Sr. Goldwind, la agencia encargada de la producción. «Ha sido un parto. Hemos tenido el impulso de la Dirección General de Sostenibilidad y el apoyo del Ayuntamiento de Madrid, que es muy sensible a los proyectos relacionados con la sostenibilidad y el medioambiente. Grúas de 50 toneladas, más de 20 operarios, cuatro camiones de gran tonelaje… El montaje se prolongó durante cinco días en los que empleamos 8 toneladas de arena, 8 de basura y 4 de otros materiales para la estructura del hotel, que tiene 6.80 metros del altura». Contado así, puede que alguien quede con la sensación de que no es algo que se pueda calificar como sostenible. Sin embargo, hay una respuesta para esto. «Hemos participado en el programa Madrid Compensa, según el cual debíamos neutralizar la contaminación creada por toda esta producción plantando árboles. Calculamos las emisiones de CO2 de todo lo que hemos hecho y, a cambio, hemos plantado casi 500 árboles», cuenta Godoy.

La reflexión final la propone el propio artista alemán. «Producimos grandes cantidades de basura y, si no nos detenemos, nos convertiremos en basura».


Fotos: Yorokobu.

Vídeo: Marcos Sánchez – La Señora Claypool.

Compártelo twitter facebook whatsapp
La última cena… con comida rescatada de la basura
El iPhone 4 revoluciona la publicidad móvil
Con el paso cambiado: 5 casos de procesiones alternativas, irreverentes y sandungueras
Los 6 posts más vistos de la semana
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 3
  • ¡¡ Salucita de la buena con «CORONITA» y…. a cuidar las playas y el medio- ambiente.
    Pepe Moreno
    El Chapulín, Representaciones Artísticas de Barcelona, España.

  • ¡¡¡ MUY BUENA IDÉA Y BUENA ONDA DE MIS PAISANOS DE LA CERVECERÍA MODELO Y DE «CORONITA» ¡¡¡ FELICIDADES Y A SEGUIR ASÍ, CUIDANDO EL MEDIO-AMBIENTE Y LA SALUD DE TODOS.
    PEPE MORENO
    EL CHAPULÍN, REPRESENTACIONES ARTÍSTICAS DE BARCELONA, ESPAÑA.

  • Comentarios cerrados.

    Publicidad