2 de diciembre 2011    /   CREATIVIDAD
por
 

‘El saber no ocupa lugar, un rodillo sí’

2 de diciembre 2011    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

Elvisa, habitante de Narnía, llegó a la Tierra y se tuvo que enfrentar por primera vez a cosas tan complicadas como abrir un yogur.

Con este vídeotutorial arranca la carrera de Elvisa Yomastercard en el fascinante mundo del videoblogging. Diez meses en el aire le han bastado para ser uno de los canales más seguidos de internet en España. Un canal que tiene como lema: ‘El saber no ocupa lugar, un rodillo sí’.

Consejos del tipo “cómo no ponerse crema o cómo pulsar la tecla número 4 de un teléfono» han movilizado a miles de seguidores. Hasta ayer, su canal sumaba 18 millones de visionados, y ha llegado a ser todo un fenómeno en Chile, México, Argentina, Colombia, Perú y mi querido Uruguay.

Elvisa forma parte de las vidas de sus seguidores. Durante los primeros meses grababa vídeos personalizados para sus fans, pero la cosa creció y, ahora, dice que es «imposible dividirse en nueve para poder grabar tantos vídeos como quisiera». Además, continuamente recibe videorepuestas de personas imitando sus sabios y valiosos consejos. Como el Zapadance.

Llevar todo hasta sus últimas consecuencias juega un papel clave. Aquí también se cumple la premisa de: si haces una tontería eres un tonto, pero si haces 100 tienes trayectoria. Y los 100 vídeos que tiene Elvisa en su canal son un derroche de surrealismo. Pero «no son vídeos de humor», aclara. «Son serios y tienen elementos educativos. El humor está en ese surrealismo que la gente de nuestro mundo saca al ver algo a lo que no está acostumbrada». Y como ella dice: “En lo simple está el encanto”.

El misterio en la red no para de crecer en torno a su persona. ¿Quién está detrás de este ser de luz? «La gente no para de preguntárselo. Sí, Elvisa es una chica, la gente no lo asume. Su pelo es natural», indica.

Este post no va a revelar la verdadera identidad de la bloguera. Lo que sí está claro es que después de haber pasado una tarde muy agradable con Elvisa, la capacidad de crear y las ganas de hacer se contagian, y si es divirtiéndote, el efecto es tremendamente más expansivo.

Sin duda, Elvisa se cuela en el inconsciente y te hace sacar esa yo absurdo que todos llevamos dentro. Escucha la llamada, Paco.

Elvisa, habitante de Narnía, llegó a la Tierra y se tuvo que enfrentar por primera vez a cosas tan complicadas como abrir un yogur.

Con este vídeotutorial arranca la carrera de Elvisa Yomastercard en el fascinante mundo del videoblogging. Diez meses en el aire le han bastado para ser uno de los canales más seguidos de internet en España. Un canal que tiene como lema: ‘El saber no ocupa lugar, un rodillo sí’.

Consejos del tipo “cómo no ponerse crema o cómo pulsar la tecla número 4 de un teléfono» han movilizado a miles de seguidores. Hasta ayer, su canal sumaba 18 millones de visionados, y ha llegado a ser todo un fenómeno en Chile, México, Argentina, Colombia, Perú y mi querido Uruguay.

Elvisa forma parte de las vidas de sus seguidores. Durante los primeros meses grababa vídeos personalizados para sus fans, pero la cosa creció y, ahora, dice que es «imposible dividirse en nueve para poder grabar tantos vídeos como quisiera». Además, continuamente recibe videorepuestas de personas imitando sus sabios y valiosos consejos. Como el Zapadance.

Llevar todo hasta sus últimas consecuencias juega un papel clave. Aquí también se cumple la premisa de: si haces una tontería eres un tonto, pero si haces 100 tienes trayectoria. Y los 100 vídeos que tiene Elvisa en su canal son un derroche de surrealismo. Pero «no son vídeos de humor», aclara. «Son serios y tienen elementos educativos. El humor está en ese surrealismo que la gente de nuestro mundo saca al ver algo a lo que no está acostumbrada». Y como ella dice: “En lo simple está el encanto”.

El misterio en la red no para de crecer en torno a su persona. ¿Quién está detrás de este ser de luz? «La gente no para de preguntárselo. Sí, Elvisa es una chica, la gente no lo asume. Su pelo es natural», indica.

Este post no va a revelar la verdadera identidad de la bloguera. Lo que sí está claro es que después de haber pasado una tarde muy agradable con Elvisa, la capacidad de crear y las ganas de hacer se contagian, y si es divirtiéndote, el efecto es tremendamente más expansivo.

Sin duda, Elvisa se cuela en el inconsciente y te hace sacar esa yo absurdo que todos llevamos dentro. Escucha la llamada, Paco.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Llevamos siete años dejando en blanco la portada de febrero
Lo que dice de nosotros nuestra forma de escribir e-mails  
La portada fantasmagórica de Yorokobu
Historia de cómo Wrangler despierta su lado más salvaje y vuelve a ser una marca deseada
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 3
  • Comentarios cerrados.

    Publicidad