6 de septiembre 2012    /   CINE/TV
por
 

El vídeo de las cien caras y los 100 años

6 de septiembre 2012    /   CINE/TV     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Asueto haciendo clic aquí.

Hace casi un año, Jeoren Wolf comenzó a ‘abordar’ a la gente por las calles de Ámsterdam. Su único propósito era que confesasen su edad delante de su cámara.

“Mi objetivo era encontrar 100 personas con edades comprendidas entre los 0 y los 100 años”, declara el cineasta holandés en Daily Mail. Con todas ellas pretendía confeccionar un vídeo que mostrase los efectos del paso del tiempo en la apariencia de las personas.

Al principio Wolf se sorprendió de lo rápido que crecía su colección de personas de distintas edades. Pero pronto comenzaron las dificultades: “Sobre todo con los más jóvenes y los más mayores. Con los primeros, por la especial sensibilidad en torno a lo que supone tomar fotografías a niños y bebés. Por otro lado está el problema de lo difícil que es encontrar a gente muy mayor en la calle”.

Finalmente, el cineasta localizó a la mayor parte de sus ‘modelos’ de más edad en residencias de ancianos. “Fue un privilegio para mí conseguir la colaboración de estas, en su mayoría, vulnerables personas”.

Y entre todos los rangos de edad, Wolf, sin duda, señala uno como el más complicado de documentar: el de los 99 años. “En un principio podría parecer que es más difícil encontrar gente de 100 años pero no es así porque ganan notoriedad. Sin embargo, la gente de 99 años parece una especie rara…”

Cuando al fin encontró una persona de esa edad llegó la segunda parte del problema: la señora en cuestión se negaba a admitir su edad ante una cámara. Así que a Wolf no le quedó más remedio que tirar de paciencia y esperar a que la anciana cambiara de parecer para terminar su proyecto. Algo que finalmente consiguió.

 

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Asueto haciendo clic aquí.

Hace casi un año, Jeoren Wolf comenzó a ‘abordar’ a la gente por las calles de Ámsterdam. Su único propósito era que confesasen su edad delante de su cámara.

“Mi objetivo era encontrar 100 personas con edades comprendidas entre los 0 y los 100 años”, declara el cineasta holandés en Daily Mail. Con todas ellas pretendía confeccionar un vídeo que mostrase los efectos del paso del tiempo en la apariencia de las personas.

Al principio Wolf se sorprendió de lo rápido que crecía su colección de personas de distintas edades. Pero pronto comenzaron las dificultades: “Sobre todo con los más jóvenes y los más mayores. Con los primeros, por la especial sensibilidad en torno a lo que supone tomar fotografías a niños y bebés. Por otro lado está el problema de lo difícil que es encontrar a gente muy mayor en la calle”.

Finalmente, el cineasta localizó a la mayor parte de sus ‘modelos’ de más edad en residencias de ancianos. “Fue un privilegio para mí conseguir la colaboración de estas, en su mayoría, vulnerables personas”.

Y entre todos los rangos de edad, Wolf, sin duda, señala uno como el más complicado de documentar: el de los 99 años. “En un principio podría parecer que es más difícil encontrar gente de 100 años pero no es así porque ganan notoriedad. Sin embargo, la gente de 99 años parece una especie rara…”

Cuando al fin encontró una persona de esa edad llegó la segunda parte del problema: la señora en cuestión se negaba a admitir su edad ante una cámara. Así que a Wolf no le quedó más remedio que tirar de paciencia y esperar a que la anciana cambiara de parecer para terminar su proyecto. Algo que finalmente consiguió.

 

Compártelo twitter facebook whatsapp
Pajares y Esteso, dos leyendas menospreciadas
Escribir: Cómo hacer un éxito de ciencia-ficción en cinco lecciones
Juego de tronos y cómo se difunden las mentiras
Andrew Tarusov hace posar a las princesas Disney para Playboy
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 1
  • Comentarios cerrados.

    Publicidad