fbpx
29 de julio 2015    /   ENTRETENIMIENTO
por
 

El vídeo indio que es mejor que la droga

29 de julio 2015    /   ENTRETENIMIENTO     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

La gente que vive en la costa es odiosa. No solo tienen el mar a tiro de piedra. Cuentan con la ventaja de que todos los camellos del país se desplazan a la playa para hacer allí el agosto [Doble combo de chiste ‘cuñao’ y tópico de telediario de verano].
Ahora que los dealers cambian sus coordenadas, se hace difícil su localización y, además, no es temporada de tripi conviene tener un plan B.
Para los amantes de la lisergia, y gracias al fino olfato de Strambotic, aquí va un vídeo que es mucho más nutritivo que el LSD.

My eyes….THEY HURT. What was that.
Posted by Rupan Bal on Martes, 9 de junio de 2015

 
 
 

La gente que vive en la costa es odiosa. No solo tienen el mar a tiro de piedra. Cuentan con la ventaja de que todos los camellos del país se desplazan a la playa para hacer allí el agosto [Doble combo de chiste ‘cuñao’ y tópico de telediario de verano].
Ahora que los dealers cambian sus coordenadas, se hace difícil su localización y, además, no es temporada de tripi conviene tener un plan B.
Para los amantes de la lisergia, y gracias al fino olfato de Strambotic, aquí va un vídeo que es mucho más nutritivo que el LSD.

My eyes….THEY HURT. What was that.
Posted by Rupan Bal on Martes, 9 de junio de 2015

 
 
 

Compártelo twitter facebook whatsapp
Los documentales de Sónar Barcelona 2011
¿Por qué escuchamos la misma canción una y otra vez?
La cumbre del heavy metal está en Camilo Sesto
Un festival de cine para ‘armarse’ en favor del medio ambiente
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 2
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    El rollo legal de las cookies

    La Ley 34/2002 nos obliga a avisarte de que usamos cookies propias y de terceros (ni de cuartos ni de quintos) con objetivos estadísticos y de sesión y para mostrarte la 'publi' que nos da de comer. Tenemos una política de cookies majísima y bla bla bla. Si continúas navegando, asumimos que aceptas y que todo guay. Si no te parece bien, huye y vuelve por donde has venido, que nadie te obliga a entrar aquí. Pincha este enlace para conocer los detalles. Tranquilo, este mensaje solo sale una vez. Esperamos.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies