fbpx
12 de septiembre 2011    /   CREATIVIDAD
por
 

"Eres humano, el animal más malo"

12 de septiembre 2011    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image


Dicen sus autores que este libro “te servirá de guía para darte cuenta, cada día, de lo estúpido y mala persona que puedes llegar a ser”. “No te preocupes si sucede así”, tranquilizan. “Eso querrá decir que eres humano, el animal más malo”.
La obra se llama Ojo por ojo y diente por diente. La han escrito Julián Vallejo y Elena Ascarza, un diseñador gráfico y una publicitaria que juntos forman Malomuymalo.
Querían contar en esta colección de ilustraciones que “el ser humano es malo por naturaleza” y “no se puede desprender de su maldad, como le pasa a un escorpión con su veneno”.
La introducción de Ojo por ojo y diente por diente explica que “a pesar de contar con la tecnología más sofisticada en armamento, no hemos acabado todavía con el planeta. La cultura y la educación nos ayudan hoy en día a matar selectivamente a los más débiles, por aquello de que no entre en crisis el sector armamentístico”.

Pero los humanos no solo somos malos. Somos imbéciles. “Otra de las cualidades de los humanos, aparte de la maldad, es la imbecilidad. A través de la historia, esta característica nos ha hecho seguir con los ojos vendados a líderes políticos y religiosos. Estos estúpidos psicópatas han logrado embaucarnos y llevarnos como corderos al matadero en las numerosísimas guerras que ha padecido la humanidad, bajo el simple pretexto de dios y patria”.
Malomuymalo cuenta que hicieron este libro ilustrado “con todo el desprecio reunido, en breve tiempo, para evitar que les ensuciara demasiado”. Se definen como “observadores expertos en cirugía social, que sospechan, desde hace tiempo, que no se perdería mucho si el cambio climático pone finalmente nuestros cerebros al pil-pil”.
Palabras e ilustraciones crudas. “Trazos brutos, hechos por una mano experta pero como si fuera la primera vez que manda la superficie blanca, colores no aptos para decorar las paredes de tu habitación feng shui y escenas sin adornos, llenas de sexo y sangre”.
Esta es su “crítica no muy dulce de los humanos”, como la describe Elena Ascarza. “No sé si agria o amarga… Es la forma en la que Julián (el autor de los dibujos) sacó todo lo que lleva dentro mezclando ilustraciones y mensajes”.









Dicen sus autores que este libro “te servirá de guía para darte cuenta, cada día, de lo estúpido y mala persona que puedes llegar a ser”. “No te preocupes si sucede así”, tranquilizan. “Eso querrá decir que eres humano, el animal más malo”.
La obra se llama Ojo por ojo y diente por diente. La han escrito Julián Vallejo y Elena Ascarza, un diseñador gráfico y una publicitaria que juntos forman Malomuymalo.
Querían contar en esta colección de ilustraciones que “el ser humano es malo por naturaleza” y “no se puede desprender de su maldad, como le pasa a un escorpión con su veneno”.
La introducción de Ojo por ojo y diente por diente explica que “a pesar de contar con la tecnología más sofisticada en armamento, no hemos acabado todavía con el planeta. La cultura y la educación nos ayudan hoy en día a matar selectivamente a los más débiles, por aquello de que no entre en crisis el sector armamentístico”.

Pero los humanos no solo somos malos. Somos imbéciles. “Otra de las cualidades de los humanos, aparte de la maldad, es la imbecilidad. A través de la historia, esta característica nos ha hecho seguir con los ojos vendados a líderes políticos y religiosos. Estos estúpidos psicópatas han logrado embaucarnos y llevarnos como corderos al matadero en las numerosísimas guerras que ha padecido la humanidad, bajo el simple pretexto de dios y patria”.
Malomuymalo cuenta que hicieron este libro ilustrado “con todo el desprecio reunido, en breve tiempo, para evitar que les ensuciara demasiado”. Se definen como “observadores expertos en cirugía social, que sospechan, desde hace tiempo, que no se perdería mucho si el cambio climático pone finalmente nuestros cerebros al pil-pil”.
Palabras e ilustraciones crudas. “Trazos brutos, hechos por una mano experta pero como si fuera la primera vez que manda la superficie blanca, colores no aptos para decorar las paredes de tu habitación feng shui y escenas sin adornos, llenas de sexo y sangre”.
Esta es su “crítica no muy dulce de los humanos”, como la describe Elena Ascarza. “No sé si agria o amarga… Es la forma en la que Julián (el autor de los dibujos) sacó todo lo que lleva dentro mezclando ilustraciones y mensajes”.








Compártelo twitter facebook whatsapp
‘Reversible’, la nueva vida de unas vallas de publicidad obsoletas en Rivas
Es un juego y es indie
Los 6 post más vistos de la semana
Consejos de Lewis Carroll para escribir bien los mails
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 2
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *