11 de noviembre 2016    /   CREATIVIDAD
por
 

‘Feminista ilustrada’: viñetas de mujeres que se comportan como hombres machistas

11 de noviembre 2016    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

Una revista que da consejos de belleza para maromos, un disfraz de vampiro sexy, una mujer piropeando a un chico en una discoteca… Un mundo al revés creado exclusivamente para dar visibilidad a la realidad que viven las mujeres. 

Esto es lo que ocurre en Feminista ilustrada, un proyecto con el que las andaluzas Helen Sotillo y María Murnau luchan contra los micromachismos. A través de sus ilustraciones le dan la vuelta a la tortilla y muestran cómo sería el mundo si las mujeres adoptasen esos comportamientos machistas con los que lidian diariamente.

Todo lo que comparten corre como la pólvora. Internet es su territorio, se mueven como peces en el agua en las redes sociales. Sus más de 70.000 seguidores en Facebook son la prueba de que tanto el lenguaje que han creado como el mensaje que transmiten despierta interés.

Helen Sotillo es la encargada del diseño y María Murnau redacta los guiones. Ambas son muy conscientes del gran poder que tiene la imagen y la utilizan para visibilizar temas tan interiorizados como la brecha salarial, el sexismo en los juguetes o la tiranía de la belleza.

feminista ilustrada

Las ilustraciones de Feminista ilustrada son muy llamativas. Los colores, las líneas y la composición de cada una de ellas te invitan a pararte y a curiosear. Es difícil toparse con una de ellas mientras navegas y pasar de largo sin al menos echarle un vistazo. «Existen muchos blogs y páginas web que luchan contra el machismo, pero les falla la estética. Aunque sus contenidos son muy buenos, muchos de esos sitios no son atractivos y no consiguen captar la atención. Eso es precisamente lo que queremos mejorar», explica Murnau.

La primera ilustración que subieron a la Red retrataba el manspreading, o lo que es lo mismo, la forma que tienen algunos hombres de sentarse en los transportes públicos abriendo las piernas e invadiendo el espacio. «Teníamos varias ilustraciones hechas, pero decidimos empezar por esta porque era un tema muy polémico y en aquella época se debatía bastante al respecto en las redes sociales», cuenta el tándem creativo. Y no se equivocaron, aquella ilustración se hizo viral y recibió numerosos comentarios. El mensaje caló y eso les animó a seguir compartiendo el resto de trabajos que tenían preparados.

Con humor e ironía, quieren acabar con la connotación negativa que tiene la palabra feminismo y mostrar un claro compromiso con la sociedad. Uno de sus objetivos es que su mensaje llegue a todo tipo de personas, no sólo a mujeres que están familiarizadas con el movimiento. Y según cuentan, lo están consiguiendo: «A veces nos escriben mujeres que no tienen nada que ver con el feminismo, mujeres mayores incluso, que nos dicen que les gusta mucho lo que hacemos».

feminista ilustrada

Pero su humor no es entendido por todo el mundo. Su mensaje es repudiado por cierto sector de la sociedad. Reciben comentarios machistas e insultos un día sí y otro también. «La mayor campaña de acoso la sufrimos hace unos meses. Comenzaron a llegarnos en bloque cientos de comentarios y mensajes amenazantes. También imágenes de mujeres maltratadas. Tuvimos que bloquear el buzón porque era muy desagradable»,  recuerda Murnau algo afectada.

Aunque tardan un par de horas en dar forma a cada una de sus ilustraciones, el proceso creativo se pone en marcha mucho antes. Es una labor diaria y encuentran la inspiración en lo cotidiano. «Es muy sencillo sacar un tema sobre el que dibujar en cualquier conversación o mientras nos sentamos a ver la televisión. Es una lástima, pero es así», afirman.

No reciben ningún tipo de subvención ni tienen patrocinadores. Se las apañan como pueden para sacar algo de dinero con el que mantener el proyecto en marcha.  Hace unos meses abrieron una tienda online en la que venden artículos de regalo con sus ilustraciones. No les da para mucho, para pagar el alojamiento de la web y poco más.

feminista ilustrada

Feminista ilustrada tiene aún mucho recorrido. El proyecto acaba de cumplir un año y comienza a tomar nuevos caminos. A sus creadoras les gustaría publicar un libro en el que recopilar sus ilustraciones más representativas e incluir otras nuevas: «Lo estamos pensando. No es algo que vaya a suceder mañana mismo. Le estamos dando vueltas y si encontramos una editorial con la que nos sintamos cómodas, sacaremos el libro».

Mientras tanto, Feminista ilustrada seguirá dando guerra a través de las redes sociales y convirtiendo los muros de Facebook , de Twitter y de Instagram en un espejo donde, a través del humor, seamos capaces de reconocer los comportamientos machistas.

Una revista que da consejos de belleza para maromos, un disfraz de vampiro sexy, una mujer piropeando a un chico en una discoteca… Un mundo al revés creado exclusivamente para dar visibilidad a la realidad que viven las mujeres. 

Esto es lo que ocurre en Feminista ilustrada, un proyecto con el que las andaluzas Helen Sotillo y María Murnau luchan contra los micromachismos. A través de sus ilustraciones le dan la vuelta a la tortilla y muestran cómo sería el mundo si las mujeres adoptasen esos comportamientos machistas con los que lidian diariamente.

Todo lo que comparten corre como la pólvora. Internet es su territorio, se mueven como peces en el agua en las redes sociales. Sus más de 70.000 seguidores en Facebook son la prueba de que tanto el lenguaje que han creado como el mensaje que transmiten despierta interés.

Helen Sotillo es la encargada del diseño y María Murnau redacta los guiones. Ambas son muy conscientes del gran poder que tiene la imagen y la utilizan para visibilizar temas tan interiorizados como la brecha salarial, el sexismo en los juguetes o la tiranía de la belleza.

feminista ilustrada

Las ilustraciones de Feminista ilustrada son muy llamativas. Los colores, las líneas y la composición de cada una de ellas te invitan a pararte y a curiosear. Es difícil toparse con una de ellas mientras navegas y pasar de largo sin al menos echarle un vistazo. «Existen muchos blogs y páginas web que luchan contra el machismo, pero les falla la estética. Aunque sus contenidos son muy buenos, muchos de esos sitios no son atractivos y no consiguen captar la atención. Eso es precisamente lo que queremos mejorar», explica Murnau.

La primera ilustración que subieron a la Red retrataba el manspreading, o lo que es lo mismo, la forma que tienen algunos hombres de sentarse en los transportes públicos abriendo las piernas e invadiendo el espacio. «Teníamos varias ilustraciones hechas, pero decidimos empezar por esta porque era un tema muy polémico y en aquella época se debatía bastante al respecto en las redes sociales», cuenta el tándem creativo. Y no se equivocaron, aquella ilustración se hizo viral y recibió numerosos comentarios. El mensaje caló y eso les animó a seguir compartiendo el resto de trabajos que tenían preparados.

Con humor e ironía, quieren acabar con la connotación negativa que tiene la palabra feminismo y mostrar un claro compromiso con la sociedad. Uno de sus objetivos es que su mensaje llegue a todo tipo de personas, no sólo a mujeres que están familiarizadas con el movimiento. Y según cuentan, lo están consiguiendo: «A veces nos escriben mujeres que no tienen nada que ver con el feminismo, mujeres mayores incluso, que nos dicen que les gusta mucho lo que hacemos».

feminista ilustrada

Pero su humor no es entendido por todo el mundo. Su mensaje es repudiado por cierto sector de la sociedad. Reciben comentarios machistas e insultos un día sí y otro también. «La mayor campaña de acoso la sufrimos hace unos meses. Comenzaron a llegarnos en bloque cientos de comentarios y mensajes amenazantes. También imágenes de mujeres maltratadas. Tuvimos que bloquear el buzón porque era muy desagradable»,  recuerda Murnau algo afectada.

Aunque tardan un par de horas en dar forma a cada una de sus ilustraciones, el proceso creativo se pone en marcha mucho antes. Es una labor diaria y encuentran la inspiración en lo cotidiano. «Es muy sencillo sacar un tema sobre el que dibujar en cualquier conversación o mientras nos sentamos a ver la televisión. Es una lástima, pero es así», afirman.

No reciben ningún tipo de subvención ni tienen patrocinadores. Se las apañan como pueden para sacar algo de dinero con el que mantener el proyecto en marcha.  Hace unos meses abrieron una tienda online en la que venden artículos de regalo con sus ilustraciones. No les da para mucho, para pagar el alojamiento de la web y poco más.

feminista ilustrada

Feminista ilustrada tiene aún mucho recorrido. El proyecto acaba de cumplir un año y comienza a tomar nuevos caminos. A sus creadoras les gustaría publicar un libro en el que recopilar sus ilustraciones más representativas e incluir otras nuevas: «Lo estamos pensando. No es algo que vaya a suceder mañana mismo. Le estamos dando vueltas y si encontramos una editorial con la que nos sintamos cómodas, sacaremos el libro».

Mientras tanto, Feminista ilustrada seguirá dando guerra a través de las redes sociales y convirtiendo los muros de Facebook , de Twitter y de Instagram en un espejo donde, a través del humor, seamos capaces de reconocer los comportamientos machistas.

Compártelo twitter facebook whatsapp
¿Solo lees en verano? Soluciónalo con estos consejos
¿Cuánto cuesta hacer un corto de superhéroes?
Go Skateboarding: Diseño + patines
Durante la Gran Depresión la moda era vestirse con sacos de harina
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El rollo legal de las cookies

La Ley 34/2002 nos obliga a avisarte de que usamos cookies propias y de terceros (ni de cuartos ni de quintos) con objetivos estadísticos y de sesión y para mostrarte la 'publi' que nos da de comer. Tenemos una política de cookies majísima y bla bla bla. Si continúas navegando, asumimos que aceptas y que todo guay. Si no te parece bien, huye y vuelve por donde has venido, que nadie te obliga a entrar aquí. Pincha este enlace para conocer los detalles. Tranquilo, este mensaje solo sale una vez. Esperamos.

ACEPTAR
Aviso de cookies