18 de septiembre 2014    /   IDEAS
por
 

Una cama para mí y un gancho para mi bici

18 de septiembre 2014    /   IDEAS     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

El gancho en la pared preparado para dejar la bici es una commodity más en todas las habitaciones de Hotel Cycle. En él los ciclistas no tienen que separarse de sus bicis ni para dormir.

Ni siquiera tienen que bajarse de ella para hacer el check-in, como señala Springwise. La amplitud del vestíbulo y los pasillos, ideados por el estudio Suppose Design Office, lo permite.
Al establecimiento, un antiguo almacén a orillas del canal de Fukuyama, frente a las islas Setouchi, se accede por la autovía Setouchi Shimanami, cuyas numerosas pasarelas son muy transitadas por ciclistas.
«Hasta la fecha, en Japón no había un hotel para ciclistas», explica para Yorokobu Chika Fukuda, responsable de marketing de Onomichi U2 Hotel Cycle. «Queremos atraer la atención de este segmento».
Por eso, a su ubicación, punto de partida ideal para numerosas rutas en bici, el hotel añade servicios específicos para ciclistas y para sus bicis. Al ya comentado gancho para colgar la bici en la misma habitación, se unen otros como la tienda de accesorios Giant, un taller de reparación en pleno vestíbulo o el servicio de recepción o envío de bicicletas de vuelta a casa para aquellos clientes que lo necesiten.
store_img_14_04 store_img_14_05 store_img_14_03
Hotel Cycle sigue la estela de los establecimientos temáticos o de nicho que el sector hotelero japonés inauguró hace años con los hoteles cápsula o los love hotels. Y, según nos asegura Chika Fukuda, el reclamo está siendo efectivo para ciclistas locales como foráneos. «A la mayoría les atrae la idea de alojarse en un hotel bikefriendly».
onomichiu2_05_main onomichiu2_08_main onomichiu2_10_main onomichiu2_01_main onomichiu2_02_main
 

El gancho en la pared preparado para dejar la bici es una commodity más en todas las habitaciones de Hotel Cycle. En él los ciclistas no tienen que separarse de sus bicis ni para dormir.

Ni siquiera tienen que bajarse de ella para hacer el check-in, como señala Springwise. La amplitud del vestíbulo y los pasillos, ideados por el estudio Suppose Design Office, lo permite.
Al establecimiento, un antiguo almacén a orillas del canal de Fukuyama, frente a las islas Setouchi, se accede por la autovía Setouchi Shimanami, cuyas numerosas pasarelas son muy transitadas por ciclistas.
«Hasta la fecha, en Japón no había un hotel para ciclistas», explica para Yorokobu Chika Fukuda, responsable de marketing de Onomichi U2 Hotel Cycle. «Queremos atraer la atención de este segmento».
Por eso, a su ubicación, punto de partida ideal para numerosas rutas en bici, el hotel añade servicios específicos para ciclistas y para sus bicis. Al ya comentado gancho para colgar la bici en la misma habitación, se unen otros como la tienda de accesorios Giant, un taller de reparación en pleno vestíbulo o el servicio de recepción o envío de bicicletas de vuelta a casa para aquellos clientes que lo necesiten.
store_img_14_04 store_img_14_05 store_img_14_03
Hotel Cycle sigue la estela de los establecimientos temáticos o de nicho que el sector hotelero japonés inauguró hace años con los hoteles cápsula o los love hotels. Y, según nos asegura Chika Fukuda, el reclamo está siendo efectivo para ciclistas locales como foráneos. «A la mayoría les atrae la idea de alojarse en un hotel bikefriendly».
onomichiu2_05_main onomichiu2_08_main onomichiu2_10_main onomichiu2_01_main onomichiu2_02_main
 

Compártelo twitter facebook whatsapp
¿Messi o Ronaldo? Que decida tu colilla
El autocontrol: un factor imprescindible para conseguir tus objetivos
Game Over
Las 5 etapas del duelo freelance
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Comentarios cerrados.

Publicidad