26 de mayo 2016    /   CREATIVIDAD
por
 

El minimalismo conceptual de Josue Pellot

26 de mayo 2016    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Josue Pellot es de Puerto Rico pero vive en Chicago desde los 5 años, donde su mudó con su madre y su hermano en los 80. Pellot pasa del inglés al español de la misma manera que lo hace de una técnica a otra en su taller cercano a China-Town.

A Pellot le apasionaban las ilustraciones anatómicas e iba para médico, pero le concedieron una beca para estudiar Bellas Artes en la Universidad de Northwestern en Evanston, Illinois, y eso hizo que se decantara por las pinturas y los pinceles en vez de las jeringuillas y el bisturí.

josue pellot

josue pellot

Josue se mueve como pez en el agua entre maderas, acrílicos y lacas, y anota constantemente referencias e ideas en su cuaderno. «Me gusta hacer un poco de todo, pero sin duda, donde más cómodo me siento es en mi taller de madera y pintando con aerógrafo», comenta el boricua.

josue pellot

Las referencias visuales a Puerto Rico son constantes en su obra y, aunque no tiene eso como única temática, sí hay un mismo tono en todo lo que hace. «No quiero ser ese artista enojado con la situación, pero siento que tengo que alzar la voz con lo que hago y de alguna manera abrir un diálogo con el espectador», añade.

Pellot ha vivido siempre entre EEUU y Puerto Rico. De pequeño le llamaron «Seven Eleven/gringo» una de las veces que visitó Aguadilla, su pueblo natal, pero cuando regresaba a Chicago no se veía como boricua. Esa sensación de no pertenencia a ningún sitio le sirvió para agarrar lo mejor de cada lugar. Ve la situación un tanto rara, pero al mismo tiempo enriquecedora. «Al final tenemos dos de todo: banderas, constituciones, lenguaje… Puede resultar un tanto esquizofrénico», apunta con gracia.

josue pellot

josue pellot

Su trabajo es minimalista y dice no tener una receta concreta a la hora de la concepción y desarrollo del mismo. Ha expuesto en museos, galerías y hasta en un supermercado. «Lo que sea para que la idea funcione. Me gusta entender el origen de las cosas, sobre todo a nivel social. Mucha gente se queda con lo que la fachada muestra y conocer lo que hay detrás ayuda para ofrecer un trabajo más profundo», concluye.

josue pellot

Cuando alguna de sus ideas va más allá de sus conocimientos o de los recursos que tiene en su taller, Josue colabora con artesanos que le ayudan a dar con la forma deseada o crear el producto final que le interesa para exponer. Actualmente Pellot está preparando varias exposiciones en el Medio Oeste americano y solicitando unas becas para poder seguir haciendo lo que más le gusta.

josue pellot

josue pellot

josue pellot

 

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Josue Pellot es de Puerto Rico pero vive en Chicago desde los 5 años, donde su mudó con su madre y su hermano en los 80. Pellot pasa del inglés al español de la misma manera que lo hace de una técnica a otra en su taller cercano a China-Town.

A Pellot le apasionaban las ilustraciones anatómicas e iba para médico, pero le concedieron una beca para estudiar Bellas Artes en la Universidad de Northwestern en Evanston, Illinois, y eso hizo que se decantara por las pinturas y los pinceles en vez de las jeringuillas y el bisturí.

josue pellot

josue pellot

Josue se mueve como pez en el agua entre maderas, acrílicos y lacas, y anota constantemente referencias e ideas en su cuaderno. «Me gusta hacer un poco de todo, pero sin duda, donde más cómodo me siento es en mi taller de madera y pintando con aerógrafo», comenta el boricua.

josue pellot

Las referencias visuales a Puerto Rico son constantes en su obra y, aunque no tiene eso como única temática, sí hay un mismo tono en todo lo que hace. «No quiero ser ese artista enojado con la situación, pero siento que tengo que alzar la voz con lo que hago y de alguna manera abrir un diálogo con el espectador», añade.

Pellot ha vivido siempre entre EEUU y Puerto Rico. De pequeño le llamaron «Seven Eleven/gringo» una de las veces que visitó Aguadilla, su pueblo natal, pero cuando regresaba a Chicago no se veía como boricua. Esa sensación de no pertenencia a ningún sitio le sirvió para agarrar lo mejor de cada lugar. Ve la situación un tanto rara, pero al mismo tiempo enriquecedora. «Al final tenemos dos de todo: banderas, constituciones, lenguaje… Puede resultar un tanto esquizofrénico», apunta con gracia.

josue pellot

josue pellot

Su trabajo es minimalista y dice no tener una receta concreta a la hora de la concepción y desarrollo del mismo. Ha expuesto en museos, galerías y hasta en un supermercado. «Lo que sea para que la idea funcione. Me gusta entender el origen de las cosas, sobre todo a nivel social. Mucha gente se queda con lo que la fachada muestra y conocer lo que hay detrás ayuda para ofrecer un trabajo más profundo», concluye.

josue pellot

Cuando alguna de sus ideas va más allá de sus conocimientos o de los recursos que tiene en su taller, Josue colabora con artesanos que le ayudan a dar con la forma deseada o crear el producto final que le interesa para exponer. Actualmente Pellot está preparando varias exposiciones en el Medio Oeste americano y solicitando unas becas para poder seguir haciendo lo que más le gusta.

josue pellot

josue pellot

josue pellot

 

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Un despertador infalible para dormilones
Planazo maker para este fin de semana
Un recorrido por la orina en el arte
La cultura de la bici en Holanda empieza con los niños
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 1
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    El rollo legal de las cookies

    La Ley 34/2002 nos obliga a avisarte de que usamos cookies propias y de terceros (ni de cuartos ni de quintos) con objetivos estadísticos y de sesión y para mostrarte la 'publi' que nos da de comer. Tenemos una política de cookies majísima y bla bla bla. Si continúas navegando, asumimos que aceptas y que todo guay. Si no te parece bien, huye y vuelve por donde has venido, que nadie te obliga a entrar aquí. Pincha este enlace para conocer los detalles. Tranquilo, este mensaje solo sale una vez. Esperamos.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies