7 de mayo 2012    /   CREATIVIDAD
por
 

La vida efímera detrás de una pintura

7 de mayo 2012    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Asueto haciendo clic aquí.

Ephameron es una artista belga que, desde Antwerp, pinta e ilustra, hace murales, publica fanzines, organiza exposiciones, da clases y viaja por el mundo mostrando su talento y su inspiración.

Además de las nuevas culturas y experiencias, sus grandes influencias son la luz y las sombras, el silencio, el amor, los amigos y la familia. Temas efímeros que se ven en cada uno de sus trabajos hechos con líneas simples cargadas de sentimiento y poco color.

Sus días transcurren sin una estructura programada: “Todos son diferentes y eso es lo que hace la vida interesante”, dice. Le encantaría poder dibujar a diario pero la parte de negocio de su carrera es la que le consume mayor tiempo.

Este año ya ha viajado hasta Ciudad del Cabo para exponer su obra. Allá donde va, crea instalaciones en las que utiliza cinta adhesiva para dibujar sus figuras.

Después de Sudáfrica tiene otro proyecto en Italia y, cuando acabe el verano, trabajará en nuevos libros y organizará por noveno año consecutivo ‘Art trek’, una expo con sus colegas en una tienda de cómics de su ciudad. El truco contra lo efímero es hacer y seguir haciendo para que algo permanezca.

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Asueto haciendo clic aquí.

Ephameron es una artista belga que, desde Antwerp, pinta e ilustra, hace murales, publica fanzines, organiza exposiciones, da clases y viaja por el mundo mostrando su talento y su inspiración.

Además de las nuevas culturas y experiencias, sus grandes influencias son la luz y las sombras, el silencio, el amor, los amigos y la familia. Temas efímeros que se ven en cada uno de sus trabajos hechos con líneas simples cargadas de sentimiento y poco color.

Sus días transcurren sin una estructura programada: “Todos son diferentes y eso es lo que hace la vida interesante”, dice. Le encantaría poder dibujar a diario pero la parte de negocio de su carrera es la que le consume mayor tiempo.

Este año ya ha viajado hasta Ciudad del Cabo para exponer su obra. Allá donde va, crea instalaciones en las que utiliza cinta adhesiva para dibujar sus figuras.

Después de Sudáfrica tiene otro proyecto en Italia y, cuando acabe el verano, trabajará en nuevos libros y organizará por noveno año consecutivo ‘Art trek’, una expo con sus colegas en una tienda de cómics de su ciudad. El truco contra lo efímero es hacer y seguir haciendo para que algo permanezca.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Poemas con telón audiovisual de fondo
‘Trópicos’: el relato de Naranjalidad sobre sentirse perdido
Fragmentos de vida: el origen del cine y la tendencia de la ficción posconfinamiento
La cara B de los pioneros gráficos
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 1
  • Comentarios cerrados.

    Publicidad