BRANDED CONTENT
Logitech

BRANDED CONTENT
Logitech
9 de noviembre 2022    /   BRANDED CONTENT
 

Tecnología y sostenibilidad, ¿aún crees que son incompatibles?

Antes de contestar a la pregunta de arriba, echa un ojo a lo que aquí te contamos. A lo mejor cambia tu respuesta... o no

9 de noviembre 2022    /   BRANDED CONTENT              
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Noviembre haciendo clic aquí.

Ya llevamos años viendo cómo las empresas se esfuerzan por ser cada vez más sostenibles. Algunas de ellas por principios, lo cual es algo maravilloso y, de hecho el camino a seguir. Otras, en cambio utilizan el discurso verde como herramienta de marketing para mejorar su posicionamiento en el mercado.

De un modo u otro, quizás aquí se podría aplicar aquello de que  «el fin justifica los medios». Si es más sostenible, ¿qué más da por qué lo hagan? Lo importante es que lo hagan.

Empresas de moda, alimentación, automoción… todos a una van incorporando nuevos estándares que dibujan un futuro mejor para nuestro planeta y las criaturitas que lo habitan (entre las cuales estamos nosotros).

Pero todo esto parece ser diferente cuando hablamos de tecnología.

La sensación de Green washing es inevitable cuando vemos que grandes corporaciones de tecnología anuncian a gritos novedades como dejar de incluir cargadores en sus aparatos o reducir el tamaño de los packagigns a la vez que hacen usos desmesurados de plástico o generan una cantidad innecesaria de productos manufacturados de manera menos ética de lo que deberían.

¿Por qué es tan difícil crear tecnología sostenible?

Hay varios factores que podríamos tener en cuenta, la relación entre plástico y tecnología es una de las más evidentes. Desde el secador de pelo hasta el televisor de 55″ pulgadas que tenemos en el salón usan una gran cantidad de plástico. Siempre ha sido así y ahora parece imposible volver atrás.

Secretos a voces como la famosa obsolescencia programada que han servido como modelo de negocio para algunos, también va en contra de cualquier intención de sostenibilidad.

Formas de producción, transporte, materiales, baterías… parece que todo lo que envuelve al desarrollo tecnológico va en contra del cuidado por un entorno sostenible.

Y aquí es donde entra Logitech, dando un carpetazo sobre la mesa.

«Esto tiene que cambiar», se propusieron hace ya algunos años.

Logitech es una empresa suiza de tecnología especializada en dispositivos periféricos para ordenadores. Llevan abasteciendo al mercado desde hace más de 40 y si rebuscas por casa, seguro que tienes algún aparato de esta marca desde hace años y años que todavía funciona.

 

Porque aunque hoy hablamos de sostenibilidad y tecnología, una de las cosas que caracterizan a esta marca es que sus periféricos duran.

¿Cómo mejorar en sostenibilidad sin comprometer la calidad?

Probablemente esta pregunta se la hayan hecho desde cualquier sector. Porque es difícil tomar una decisión como la de reestructurar el modelo de trabajo de toda una empresa sin medir el impacto que esto va a tener en la calidad de los productos.

La respuesta es sencilla. Investigación y Desarrollo. el famoso I+D.

Obviamente las cosas no suceden de golpe, en el caso de Logitech lo primero fue tomar una determinación y ponerle nombre: DESIGN FOR SUSTAINABILITY.

DESIGN FOR SUSTAINABILITY

Un lema o una nueva filosofía que desencadenó un proceso que pasó por crear nuevos laboratorios, nuevos equipos de trabajo, nuevos proyectos y nuevas maneras de afrontarlos.

¿Se pueden hacer productos premium con plástico reciclado? A priori podría parecer difícil y de hecho lo es.

Conseguir la dureza, flexibilidad y demás propiedades de un específico tipo de plástico con el que se ha llevado años trabajando a través de plástico reciclado no es una tarea sencilla.

Pero desde su cuartel general en Lausana, un equipo especializado en materiales ha conseguido desarrollar aparatos no solo usando plástico reciclado sino, además pudiendo aplicar una amplia paleta de colores.

Desde que consiguieron esta hazaña, este material se ha implementado en más de un 60% de los productos del portfolio de Logitech y la cifra sigue subiendo.

Así que mirando al resto de marcas, se puede confirmar que sí. Es posible crear productos premium con materiales reciclados y si antes era difícil, con marcas como Logitech dando el paso, cada vez será más sencillo.

Aunque no todo se reduce al uso de plástico reciclado. En Logitech realmente se lo han tomado en serio y han mirado hasta el más mínimo detalle que pueda hacer de su marca un referente en cuanto a la tecnología sostenible con medidas como:

  • Reducción del peso de sus productos para menor impacto durante el transporte, uso exclusivo de cartón reciclado en la mayoría de los embalajes (teniendo como objetivo que pronto no sean la mayoría sino todos).
  • También eligiendo cuidadosamente a los colaboradores externos con los que trabajan
  • Optimizando el flujo de trabajo en todo el grueso de la empresa y siendo especialmente escrupulosos con la huella de carbono que generan, que en realidad es nula, algo que les ha llevado a varios reconocimientos a nivel mundial tales como el reconocimiento Ecovadis 2022 a la sostenibilidad.

Para los que tengan especial interés en el tema huella de carbono, Logitech ha sido la primera empresa tecnológica en etiquetar las cajas de sus periféricos con toda la información al respecto. Un ejemplo de claridad y transparencia. Siempre va a ser noticia el lanzamiento de un nuevo teléfono o una  consola, pero cuando una marca se esfuerza tanto por garantizar un futuro mejor también debe ser contado y aplaudido.

OSDNFA, ¿Y ESO QUÉ ES?

Para demostrar que lo suyo no es mera pose, el compromiso de Logitech es llevar la sostenibilidad un paso más lejos y vincularla con el bienestar del usuario. ¿De qué nos sirve usar plásticos reciclados en un aparato que nos va a ocasionar lesiones y malestar? Pues eso, de nada.

Si eres usuario habitual de gorras probablamente te suena la denominación OSFA. Su significado es One Size Fits All y para Logitech resultó ser un detonante que cambió su manera de entender la tecnología.

¿Realmente OSFA se puede aplicar en todo? Obviamente no, en la ropa tenemos tallas. En las gorras, en teoría, los adultos tenemos un tamaño  de cabeza similar. ¿Y en la tecnología?

En el caso de Logitech el concepto a abanderar sería el de OSDNFA, esto es, One Size Does Not Fit All. Porque no existe un modelo universal, no existe un color universal, no existe la herramienta ideal que pueda ser usada por todo el planeta otorgando una misma experiencia de usuario.

Y si la experiencia no es satisfactoria, a nivel físico e incluso mental, el resultado no es sostenible. Por ello en Logitech cuentan con un equipo dedicado a comandar el ergolab, un espacio futurista en el que ingenieros, científicos y mentes brillantes desarrollan diseños capaces de satisfacer de manera positiva a todos los usuarios.

Y de nuevo, no con un solo modelo bajo el lema de OSFA, sino con los que hagan falta para que el usuario pueda elegir aquel que encaje con su persona.

Se trata de un gesto más de compromiso con el usuario. Se trata de ser lo mejor que puedes llegar a ser, no solo desde el rendimiento. Está claro que este punto es importante, pero el mejor rendimiento en un producto carente de ética y compromiso por mejorar nuestro planeta, está vacío.

Y esto te queríamos contar hoy. Hacerse una buena tortilla con huevos ecológicos de gallinas criadas en libertad está muy bien, o si eres vegano o vegana, una buena lechuga ecológica de km0 es la opción a elegir. Eso ya lo sabemos y por suerte cada vez más lo vamos incorporando a nuestro día a día.

Ahora queda darnos cuenta de que quizás el teléfono desde el que hablamos, el teclado desde el que escribimos o el ratón con el que hacemos scrollings infinitos también pueden responder a principios de sostenibilidad y empezar a elegirlos en base a estos principios.

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Noviembre haciendo clic aquí.

Ya llevamos años viendo cómo las empresas se esfuerzan por ser cada vez más sostenibles. Algunas de ellas por principios, lo cual es algo maravilloso y, de hecho el camino a seguir. Otras, en cambio utilizan el discurso verde como herramienta de marketing para mejorar su posicionamiento en el mercado.

De un modo u otro, quizás aquí se podría aplicar aquello de que  «el fin justifica los medios». Si es más sostenible, ¿qué más da por qué lo hagan? Lo importante es que lo hagan.

Empresas de moda, alimentación, automoción… todos a una van incorporando nuevos estándares que dibujan un futuro mejor para nuestro planeta y las criaturitas que lo habitan (entre las cuales estamos nosotros).

Pero todo esto parece ser diferente cuando hablamos de tecnología.

La sensación de Green washing es inevitable cuando vemos que grandes corporaciones de tecnología anuncian a gritos novedades como dejar de incluir cargadores en sus aparatos o reducir el tamaño de los packagigns a la vez que hacen usos desmesurados de plástico o generan una cantidad innecesaria de productos manufacturados de manera menos ética de lo que deberían.

¿Por qué es tan difícil crear tecnología sostenible?

Hay varios factores que podríamos tener en cuenta, la relación entre plástico y tecnología es una de las más evidentes. Desde el secador de pelo hasta el televisor de 55″ pulgadas que tenemos en el salón usan una gran cantidad de plástico. Siempre ha sido así y ahora parece imposible volver atrás.

Secretos a voces como la famosa obsolescencia programada que han servido como modelo de negocio para algunos, también va en contra de cualquier intención de sostenibilidad.

Formas de producción, transporte, materiales, baterías… parece que todo lo que envuelve al desarrollo tecnológico va en contra del cuidado por un entorno sostenible.

Y aquí es donde entra Logitech, dando un carpetazo sobre la mesa.

«Esto tiene que cambiar», se propusieron hace ya algunos años.

Logitech es una empresa suiza de tecnología especializada en dispositivos periféricos para ordenadores. Llevan abasteciendo al mercado desde hace más de 40 y si rebuscas por casa, seguro que tienes algún aparato de esta marca desde hace años y años que todavía funciona.

 

Porque aunque hoy hablamos de sostenibilidad y tecnología, una de las cosas que caracterizan a esta marca es que sus periféricos duran.

¿Cómo mejorar en sostenibilidad sin comprometer la calidad?

Probablemente esta pregunta se la hayan hecho desde cualquier sector. Porque es difícil tomar una decisión como la de reestructurar el modelo de trabajo de toda una empresa sin medir el impacto que esto va a tener en la calidad de los productos.

La respuesta es sencilla. Investigación y Desarrollo. el famoso I+D.

Obviamente las cosas no suceden de golpe, en el caso de Logitech lo primero fue tomar una determinación y ponerle nombre: DESIGN FOR SUSTAINABILITY.

DESIGN FOR SUSTAINABILITY

Un lema o una nueva filosofía que desencadenó un proceso que pasó por crear nuevos laboratorios, nuevos equipos de trabajo, nuevos proyectos y nuevas maneras de afrontarlos.

¿Se pueden hacer productos premium con plástico reciclado? A priori podría parecer difícil y de hecho lo es.

Conseguir la dureza, flexibilidad y demás propiedades de un específico tipo de plástico con el que se ha llevado años trabajando a través de plástico reciclado no es una tarea sencilla.

Pero desde su cuartel general en Lausana, un equipo especializado en materiales ha conseguido desarrollar aparatos no solo usando plástico reciclado sino, además pudiendo aplicar una amplia paleta de colores.

Desde que consiguieron esta hazaña, este material se ha implementado en más de un 60% de los productos del portfolio de Logitech y la cifra sigue subiendo.

Así que mirando al resto de marcas, se puede confirmar que sí. Es posible crear productos premium con materiales reciclados y si antes era difícil, con marcas como Logitech dando el paso, cada vez será más sencillo.

Aunque no todo se reduce al uso de plástico reciclado. En Logitech realmente se lo han tomado en serio y han mirado hasta el más mínimo detalle que pueda hacer de su marca un referente en cuanto a la tecnología sostenible con medidas como:

  • Reducción del peso de sus productos para menor impacto durante el transporte, uso exclusivo de cartón reciclado en la mayoría de los embalajes (teniendo como objetivo que pronto no sean la mayoría sino todos).
  • También eligiendo cuidadosamente a los colaboradores externos con los que trabajan
  • Optimizando el flujo de trabajo en todo el grueso de la empresa y siendo especialmente escrupulosos con la huella de carbono que generan, que en realidad es nula, algo que les ha llevado a varios reconocimientos a nivel mundial tales como el reconocimiento Ecovadis 2022 a la sostenibilidad.

Para los que tengan especial interés en el tema huella de carbono, Logitech ha sido la primera empresa tecnológica en etiquetar las cajas de sus periféricos con toda la información al respecto. Un ejemplo de claridad y transparencia. Siempre va a ser noticia el lanzamiento de un nuevo teléfono o una  consola, pero cuando una marca se esfuerza tanto por garantizar un futuro mejor también debe ser contado y aplaudido.

OSDNFA, ¿Y ESO QUÉ ES?

Para demostrar que lo suyo no es mera pose, el compromiso de Logitech es llevar la sostenibilidad un paso más lejos y vincularla con el bienestar del usuario. ¿De qué nos sirve usar plásticos reciclados en un aparato que nos va a ocasionar lesiones y malestar? Pues eso, de nada.

Si eres usuario habitual de gorras probablamente te suena la denominación OSFA. Su significado es One Size Fits All y para Logitech resultó ser un detonante que cambió su manera de entender la tecnología.

¿Realmente OSFA se puede aplicar en todo? Obviamente no, en la ropa tenemos tallas. En las gorras, en teoría, los adultos tenemos un tamaño  de cabeza similar. ¿Y en la tecnología?

En el caso de Logitech el concepto a abanderar sería el de OSDNFA, esto es, One Size Does Not Fit All. Porque no existe un modelo universal, no existe un color universal, no existe la herramienta ideal que pueda ser usada por todo el planeta otorgando una misma experiencia de usuario.

Y si la experiencia no es satisfactoria, a nivel físico e incluso mental, el resultado no es sostenible. Por ello en Logitech cuentan con un equipo dedicado a comandar el ergolab, un espacio futurista en el que ingenieros, científicos y mentes brillantes desarrollan diseños capaces de satisfacer de manera positiva a todos los usuarios.

Y de nuevo, no con un solo modelo bajo el lema de OSFA, sino con los que hagan falta para que el usuario pueda elegir aquel que encaje con su persona.

Se trata de un gesto más de compromiso con el usuario. Se trata de ser lo mejor que puedes llegar a ser, no solo desde el rendimiento. Está claro que este punto es importante, pero el mejor rendimiento en un producto carente de ética y compromiso por mejorar nuestro planeta, está vacío.

Y esto te queríamos contar hoy. Hacerse una buena tortilla con huevos ecológicos de gallinas criadas en libertad está muy bien, o si eres vegano o vegana, una buena lechuga ecológica de km0 es la opción a elegir. Eso ya lo sabemos y por suerte cada vez más lo vamos incorporando a nuestro día a día.

Ahora queda darnos cuenta de que quizás el teléfono desde el que hablamos, el teclado desde el que escribimos o el ratón con el que hacemos scrollings infinitos también pueden responder a principios de sostenibilidad y empezar a elegirlos en base a estos principios.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Un Espíritu Libre a piñón fijo
¿Qué emoticono echas en falta en WhatsApp?
GIF y LSD forman una rima asonante
Stereonoise ‘arrasa’ en el British Inventions
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *