23 de mayo 2013    /   CINE/TV
por
 

Spam, spoiler, speed…

23 de mayo 2013    /   CINE/TV     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Spam, spoiler y speed, males de nuestro tiempo. Puede que la agencia Sterling Cooper Draper Pryce tengan parte  de culpa en que estos términos se hayan propagado.
Don Draper está nominado a los premios Clio de publicidad por Johnson’s Glo-Coat. Un gran día para Don, pero no para Peggy Olson, que de manera más o menos sutil, intenta que su jefe recuerde que Glo-Coat es un trabajo en equipo, y que fue ella quién creó la semillita. Pero Don está a kilómetros de los sentimientos de Peggy. Tampoco es un día feliz para Roger Sterling, que rememora cómo él contrató a Don Draper, pero no se considera reconocido.
Te queremos, Don

 SPAM

Don era un vendedor en una tienda de pieles cuando Pryce lo conoció. Por entonces, Don hacía anuncios de la tienda que no salían del establecimiento.
Quién hace el anuncio de pieles
A pesar de la negativa, Don lleva su plan de marketing personal… Don inaugura la práctica del spam, aunque el concepto surgiría mucho más tarde*.
El book del joven Draper
No contento con esto, se hace el encontradizo con Roger Sterling a las puertas de la oficina.
«Voy a ver a un cliente», dice Draper.
«Deje de perseguirme», dice Sterling.
Ahí podría haber acabado la carrera de Don. Sin embargo, lleva a cabo una hábil operación de inbound marketing:
«¿Tomamos una copa?», dice Don con una gran sonrisa.
Sterling no rechaza una copa por la mañana.

SPOILER

Mientras Draper, Sterling, Campbell, Olson y Hollowoy están en la entrega de los premios Clio…
Los spoilers de Peyton Place
«Crane me ha arruinado Peyton Place«, dice el cliente a Don. No le falta razón. Spoiler deriva de spoil, que significa ‘arruinar’ o ‘echar a perder’.

SPEED

Las prisas, las carreras no son buenas… Don Draper es la prueba. Recargado de orgullo y alcohol habla rápido y sin parar a la búsqueda de un eslogan, llegando por momentos a caer en el patetismo.
«Don, los señores no pretenden que lo saques ahora», dice Campbell, temiendo que los clientes se echen atrás.
Don no se calla y eso trae consecuencias… «Piensa antes de hablar», decían las abuelas. Don no tiene abuela y toma prestado el eslogan de un joven que había rechazado en una entrevista de trabajo. No la ha hecho a propósito, ha sido por las prisas. Cuando le recuerda el origen del slogan, Don recibe una pequeña enseñanza: somos un equipo, aunque unos más Don que otros.
* Spam (carne enlatada) pasó a ser considerado como ‘pesado’ a raíz de un sketch de Monty Python. Una anciana entra en un bar, pregunta qué hay, le dicen que «spam, spam, spam, spam, spam…»

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Spam, spoiler y speed, males de nuestro tiempo. Puede que la agencia Sterling Cooper Draper Pryce tengan parte  de culpa en que estos términos se hayan propagado.
Don Draper está nominado a los premios Clio de publicidad por Johnson’s Glo-Coat. Un gran día para Don, pero no para Peggy Olson, que de manera más o menos sutil, intenta que su jefe recuerde que Glo-Coat es un trabajo en equipo, y que fue ella quién creó la semillita. Pero Don está a kilómetros de los sentimientos de Peggy. Tampoco es un día feliz para Roger Sterling, que rememora cómo él contrató a Don Draper, pero no se considera reconocido.
Te queremos, Don

 SPAM

Don era un vendedor en una tienda de pieles cuando Pryce lo conoció. Por entonces, Don hacía anuncios de la tienda que no salían del establecimiento.
Quién hace el anuncio de pieles
A pesar de la negativa, Don lleva su plan de marketing personal… Don inaugura la práctica del spam, aunque el concepto surgiría mucho más tarde*.
El book del joven Draper
No contento con esto, se hace el encontradizo con Roger Sterling a las puertas de la oficina.
«Voy a ver a un cliente», dice Draper.
«Deje de perseguirme», dice Sterling.
Ahí podría haber acabado la carrera de Don. Sin embargo, lleva a cabo una hábil operación de inbound marketing:
«¿Tomamos una copa?», dice Don con una gran sonrisa.
Sterling no rechaza una copa por la mañana.

SPOILER

Mientras Draper, Sterling, Campbell, Olson y Hollowoy están en la entrega de los premios Clio…
Los spoilers de Peyton Place
«Crane me ha arruinado Peyton Place«, dice el cliente a Don. No le falta razón. Spoiler deriva de spoil, que significa ‘arruinar’ o ‘echar a perder’.

SPEED

Las prisas, las carreras no son buenas… Don Draper es la prueba. Recargado de orgullo y alcohol habla rápido y sin parar a la búsqueda de un eslogan, llegando por momentos a caer en el patetismo.
«Don, los señores no pretenden que lo saques ahora», dice Campbell, temiendo que los clientes se echen atrás.
Don no se calla y eso trae consecuencias… «Piensa antes de hablar», decían las abuelas. Don no tiene abuela y toma prestado el eslogan de un joven que había rechazado en una entrevista de trabajo. No la ha hecho a propósito, ha sido por las prisas. Cuando le recuerda el origen del slogan, Don recibe una pequeña enseñanza: somos un equipo, aunque unos más Don que otros.
* Spam (carne enlatada) pasó a ser considerado como ‘pesado’ a raíz de un sketch de Monty Python. Una anciana entra en un bar, pregunta qué hay, le dicen que «spam, spam, spam, spam, spam…»

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Star Wars dibujado con el Paint
El ‘troleo’ a la campaña turística del gobierno mexicano
Una web con miles de carteles de cine para comprar o decir «solo estoy mirando»
Qué cuentan los créditos de Big Little Lies
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El rollo legal de las cookies

La Ley 34/2002 nos obliga a avisarte de que usamos cookies propias y de terceros (ni de cuartos ni de quintos) con objetivos estadísticos y de sesión y para mostrarte la 'publi' que nos da de comer. Tenemos una política de cookies majísima y bla bla bla. Si continúas navegando, asumimos que aceptas y que todo guay. Si no te parece bien, huye y vuelve por donde has venido, que nadie te obliga a entrar aquí. Pincha este enlace para conocer los detalles. Tranquilo, este mensaje solo sale una vez. Esperamos.

ACEPTAR
Aviso de cookies