16 de febrero 2010    /   CREATIVIDAD
por
 

Wang Qingsong: «Las marcas representan las aspiraciones de cambio del pueblo chino»

16 de febrero 2010    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

WangQuingsongI

Wang Qingsong quiere exponer una visión del estado de la sociedad china. Y la fotografía es su herramienta. De visita en España, dice que uno de sus temas preferidos es el tremendo choque cultural entre la milenaria tradición oriental y el estilo de vida occidental después del giro hacia el capitalismo. Para él, las marcas representan las aspiraciones de cambio y progreso del pueblo chino.

Antes de visitar Arco, Quinsong inauguró ayer una muestra de su trabajo en el Centro Andaluz de la Fotografía en Almería. ‘Follow Me’ es el título de la recopilación de este artista chino que, a través de la fotografía, pretende exponer una visión del estado de la sociedad de su país. Gracias a su esposa, que sí habla inglés y ayuda en la entrevista como intérprete, sabemos la importancia de las marcas comerciales en su obra: «son importantes, porque  representan las aspiraciones de cambio y progreso del pueblo chino«.

Logotipos y marcas conocidas ocupan un lugar privilegiado en algunas de sus imágenes, pero extraña la abundancia de marcas occidentales frente a la escasez de marcas autóctonas. «En China ha habido marcas importantes para los consumidores, con una imagen sólida y buenos productos, pero todo cambió con la apertura del mercado. Para los ciudadanos chinos, el valor de las marcas nacionales se esfumó. Las marcas internacionales representan la modernidad y se consumen de manera compulsiva sin atender, normalmente, a las cualidades del producto«.

Incluso en el ámbito empresarial, la ambición de dinero rápido hace que los empresarios abandonen la idea de forjar a largo plazo una imagen de marca. «Prefieren producir para marcas occidentales o incluso clonar sus productos«. Llama la atención el hecho de que un producto tan típicamente chino como el té, no tiene una marca china de referencia, sino diversas marcas de otras nacionalidades.

Asegura que las únicas marcas chinas que reconoce en sus viajes son de productos económicos, de baja calidad, y las encuentra en los ‘barrios chinos’ de las grandes ciudades, consumidas por la comunidad oriental.

WangQinsongII

Wang Quinsong mantiene una posición distante acerca del conflicto producido por este choque cultural, y en su obra no se aprecia una valoración clara sobre esta cuestión. «No es el momento idóneo para hacerla. La situación provoca tal confusión que no se puede adoptar una perspectiva de análisis. La sociedad china no puede pararse a reflexionar porque tiene que recuperar mucho tiempo perdido. Acaba de subir al tren y no puede frenarlo. No es el momento de averiguar si todo esto es o no correcto. Esa confusión es lo que me interesa y lo que pretendo mostrar«.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

WangQuingsongI

Wang Qingsong quiere exponer una visión del estado de la sociedad china. Y la fotografía es su herramienta. De visita en España, dice que uno de sus temas preferidos es el tremendo choque cultural entre la milenaria tradición oriental y el estilo de vida occidental después del giro hacia el capitalismo. Para él, las marcas representan las aspiraciones de cambio y progreso del pueblo chino.

Antes de visitar Arco, Quinsong inauguró ayer una muestra de su trabajo en el Centro Andaluz de la Fotografía en Almería. ‘Follow Me’ es el título de la recopilación de este artista chino que, a través de la fotografía, pretende exponer una visión del estado de la sociedad de su país. Gracias a su esposa, que sí habla inglés y ayuda en la entrevista como intérprete, sabemos la importancia de las marcas comerciales en su obra: «son importantes, porque  representan las aspiraciones de cambio y progreso del pueblo chino«.

Logotipos y marcas conocidas ocupan un lugar privilegiado en algunas de sus imágenes, pero extraña la abundancia de marcas occidentales frente a la escasez de marcas autóctonas. «En China ha habido marcas importantes para los consumidores, con una imagen sólida y buenos productos, pero todo cambió con la apertura del mercado. Para los ciudadanos chinos, el valor de las marcas nacionales se esfumó. Las marcas internacionales representan la modernidad y se consumen de manera compulsiva sin atender, normalmente, a las cualidades del producto«.

Incluso en el ámbito empresarial, la ambición de dinero rápido hace que los empresarios abandonen la idea de forjar a largo plazo una imagen de marca. «Prefieren producir para marcas occidentales o incluso clonar sus productos«. Llama la atención el hecho de que un producto tan típicamente chino como el té, no tiene una marca china de referencia, sino diversas marcas de otras nacionalidades.

Asegura que las únicas marcas chinas que reconoce en sus viajes son de productos económicos, de baja calidad, y las encuentra en los ‘barrios chinos’ de las grandes ciudades, consumidas por la comunidad oriental.

WangQinsongII

Wang Quinsong mantiene una posición distante acerca del conflicto producido por este choque cultural, y en su obra no se aprecia una valoración clara sobre esta cuestión. «No es el momento idóneo para hacerla. La situación provoca tal confusión que no se puede adoptar una perspectiva de análisis. La sociedad china no puede pararse a reflexionar porque tiene que recuperar mucho tiempo perdido. Acaba de subir al tren y no puede frenarlo. No es el momento de averiguar si todo esto es o no correcto. Esa confusión es lo que me interesa y lo que pretendo mostrar«.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Álvaro Romero: es marica, pero canta bien
Konvent: un retiro espiritual para la cultura contemporánea
Sí, la obsesión por las escaleras existe
Hostia un Libro: literatura y tortas ricas
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El rollo legal de las cookies

La Ley 34/2002 nos obliga a avisarte de que usamos cookies propias y de terceros (ni de cuartos ni de quintos) con objetivos estadísticos y de sesión y para mostrarte la 'publi' que nos da de comer. Tenemos una política de cookies majísima y bla bla bla. Si continúas navegando, asumimos que aceptas y que todo guay. Si no te parece bien, huye y vuelve por donde has venido, que nadie te obliga a entrar aquí. Pincha este enlace para conocer los detalles. Tranquilo, este mensaje solo sale una vez. Esperamos.

ACEPTAR
Aviso de cookies