fbpx
16 de mayo 2011    /   BUSINESS
por
 

Mario Tascón: "Somos poco conscientes de que un negocio, en Internet, es global"

16 de mayo 2011    /   BUSINESS     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image


Una mañana de un hermoso día había un ciego, sentado en la calle, con un cartel que decía: “Soy ciego. Ayúdenme”. Pasó un hombre y le dijo: “Le voy a ayudar”. El hombre escribió unas palabras y se fue. Los viandantes empezaron a echar más dinero y se acercaban con una actitud más amable. “¿Qué habría escrito en aquel cartón?”, pensaba el invidente. El hombre volvió por la tarde y el ciego le preguntó: “¿Qué pone el cartel?”. “Disfruten de un día precioso aunque yo no lo pueda ver”, contestó.
Mario Tascón contó esta historia en Internet es tuyo. Era su forma de mostrar que el modo de decir algo es tan importante como lo que se dice. “El cartel comunicaba lo mismo pero lo decía de otra manera”, enfatizó el fundador de Prodigioso Volcán.
La invasión de lo digital está transformando radicalmente el lenguaje. Tascón se refirió a Vicente Verdú como una de las primeras personas en decir que la gente no quería escuchar. Lo que deseaba, realmente, era hablar.
La nueva escena mediática, además, ha traído consigo tres tipos de actores: los usuarios, los profesionales y las máquinas. Y de todo esto ha resultado “una comunicación triangular con nuevos distribuidores”, especificó Tascón. “La mensajería circula por redes nuevas. La propia forma de ver mensajes es nueva”.
En consecuencia, “el mensaje se ha convertido en algo público y esto hace que tengamos un cuidado mayor con las palabras, con los conceptos, con la escritura…”.
“La gente quiere escribir mejor”, considera Tascón. Entonces… ¿Qué pasa con esa cantidad de palabras huérfanas de acentos y esos términos que travisten con una b cuando lo que se debía calzar ahí es una v? “Lo que pasa es que se ve más lo que se escribe mal y se aprecia como un valor las cosas bien escritas”.
Mario Tascón sacó a escena otro aspecto determinante de las redes sociales. El lenguaje en estos canales “tiene una carga tremenda de oralidad. Por eso utilizamos emoticonos. Queremos mostrar expresiones pero es más difícil expresar la oralidad por escrito”.
A Internet, en su totalidad, atribuyó haber hecho al castellano una lengua global. “Somos poco conscientes de que cuando abrimos la persianilla de nuestro negocio en Internet es global. Todos aprendemos unos de otros. Antes los españoles tardábamos años en enterarnos de giros, palabras de otros países donde se habla español. Ahora es inmediato”.
Tascón destacó algunas de las neografías surgidas en los medios digitales y las redes sociales. Pero antes de citarlas insistió en que eran meras observaciones. No se trataban, en absoluto, de recomendaciones.
– Caracteres reivindicativos. El uso de la k, por ejemplo. “K kieres?”
– Estiramiento de palabras para expresar un sentimiento. “Adióóóóóóóóós…”, “Goooooooool…”.
– Estiramientos de signos para hacer énfasis. “¡¡¡¡¡¡¡¡¡No!!!!!!!!!!”.
– Agolpamientos, como #Internetestuyo
– Bromas ortográficas. Por ejemplo, los hoygan! (las personas que entran en Internet y no saben cómo utilizarlo).
– Onomatopeyas, como ZZzzZZ
– Sustituciones léxicas, como Salu2
– Logogramas, como Ade+
– Esqueletos consonánticos, como Bss (besos)
– Acrónimos, como #EDETA. Significa “El Diccionario Es Tu Amigo” y nació en la Fundéu. Los lingüistas de esta fundación reciben cientos de consultas al día. Algunas son relevantes y otras denotan un vacío importante en la cultura del que pregunta. En este caso, para evitar contestar dudas muy básicas, se inventó el acrónimo #EDETA. Y una vez consultado el diccionario, si la duda persiste, el usuario puede preguntar de nuevo.
– Truncación, como ‘Esp’ para decir ‘Español’.
Emoticones, como 😉 “Es lo que más muestra el carácter emocional de los mensajes”, puntualizó Tascón. “Me encantan los japoneses (o_o) Antes no podíamos hacerlos pero ahora también los podemos utilizar porque se han añadido muchos signos en nuestros teclados”.
– Iconos. “Para transmitir ideas. No solo se trata de escribir bien. Es una cuestión de comunicarse mejor”.
Todas estas observaciones se van recogiendo en Manualdeestilo.com. “Es un blog en el que escriben profesionales de todo tipo. Especialistas en publicidad, prensa, lingüistas… Publicamos artículos y los sometemos a discusión. Ahora es un blog y esperamos que en unos meses haya un manual urgente de dudas”.


Una mañana de un hermoso día había un ciego, sentado en la calle, con un cartel que decía: “Soy ciego. Ayúdenme”. Pasó un hombre y le dijo: “Le voy a ayudar”. El hombre escribió unas palabras y se fue. Los viandantes empezaron a echar más dinero y se acercaban con una actitud más amable. “¿Qué habría escrito en aquel cartón?”, pensaba el invidente. El hombre volvió por la tarde y el ciego le preguntó: “¿Qué pone el cartel?”. “Disfruten de un día precioso aunque yo no lo pueda ver”, contestó.
Mario Tascón contó esta historia en Internet es tuyo. Era su forma de mostrar que el modo de decir algo es tan importante como lo que se dice. “El cartel comunicaba lo mismo pero lo decía de otra manera”, enfatizó el fundador de Prodigioso Volcán.
La invasión de lo digital está transformando radicalmente el lenguaje. Tascón se refirió a Vicente Verdú como una de las primeras personas en decir que la gente no quería escuchar. Lo que deseaba, realmente, era hablar.
La nueva escena mediática, además, ha traído consigo tres tipos de actores: los usuarios, los profesionales y las máquinas. Y de todo esto ha resultado “una comunicación triangular con nuevos distribuidores”, especificó Tascón. “La mensajería circula por redes nuevas. La propia forma de ver mensajes es nueva”.
En consecuencia, “el mensaje se ha convertido en algo público y esto hace que tengamos un cuidado mayor con las palabras, con los conceptos, con la escritura…”.
“La gente quiere escribir mejor”, considera Tascón. Entonces… ¿Qué pasa con esa cantidad de palabras huérfanas de acentos y esos términos que travisten con una b cuando lo que se debía calzar ahí es una v? “Lo que pasa es que se ve más lo que se escribe mal y se aprecia como un valor las cosas bien escritas”.
Mario Tascón sacó a escena otro aspecto determinante de las redes sociales. El lenguaje en estos canales “tiene una carga tremenda de oralidad. Por eso utilizamos emoticonos. Queremos mostrar expresiones pero es más difícil expresar la oralidad por escrito”.
A Internet, en su totalidad, atribuyó haber hecho al castellano una lengua global. “Somos poco conscientes de que cuando abrimos la persianilla de nuestro negocio en Internet es global. Todos aprendemos unos de otros. Antes los españoles tardábamos años en enterarnos de giros, palabras de otros países donde se habla español. Ahora es inmediato”.
Tascón destacó algunas de las neografías surgidas en los medios digitales y las redes sociales. Pero antes de citarlas insistió en que eran meras observaciones. No se trataban, en absoluto, de recomendaciones.
– Caracteres reivindicativos. El uso de la k, por ejemplo. “K kieres?”
– Estiramiento de palabras para expresar un sentimiento. “Adióóóóóóóóós…”, “Goooooooool…”.
– Estiramientos de signos para hacer énfasis. “¡¡¡¡¡¡¡¡¡No!!!!!!!!!!”.
– Agolpamientos, como #Internetestuyo
– Bromas ortográficas. Por ejemplo, los hoygan! (las personas que entran en Internet y no saben cómo utilizarlo).
– Onomatopeyas, como ZZzzZZ
– Sustituciones léxicas, como Salu2
– Logogramas, como Ade+
– Esqueletos consonánticos, como Bss (besos)
– Acrónimos, como #EDETA. Significa “El Diccionario Es Tu Amigo” y nació en la Fundéu. Los lingüistas de esta fundación reciben cientos de consultas al día. Algunas son relevantes y otras denotan un vacío importante en la cultura del que pregunta. En este caso, para evitar contestar dudas muy básicas, se inventó el acrónimo #EDETA. Y una vez consultado el diccionario, si la duda persiste, el usuario puede preguntar de nuevo.
– Truncación, como ‘Esp’ para decir ‘Español’.
Emoticones, como 😉 “Es lo que más muestra el carácter emocional de los mensajes”, puntualizó Tascón. “Me encantan los japoneses (o_o) Antes no podíamos hacerlos pero ahora también los podemos utilizar porque se han añadido muchos signos en nuestros teclados”.
– Iconos. “Para transmitir ideas. No solo se trata de escribir bien. Es una cuestión de comunicarse mejor”.
Todas estas observaciones se van recogiendo en Manualdeestilo.com. “Es un blog en el que escriben profesionales de todo tipo. Especialistas en publicidad, prensa, lingüistas… Publicamos artículos y los sometemos a discusión. Ahora es un blog y esperamos que en unos meses haya un manual urgente de dudas”.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Barqet: una transición entre zapato y zapatilla
Baldosas con wifi para las ciudades
Una red de aceras para caminar a 17 kilómetros por hora
Tu email no es necesario ¡No me lo envíes!
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *