fbpx
17 de mayo 2016    /   DIGITAL
por
 

¿No tienes pareja? A Facebook le gusta esto

17 de mayo 2016    /   DIGITAL     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

Todo comienza con canciones de Iván Ferreiro o de Nacho Vegas en el timeline. Abres Facebook y ahí está: alguien ha compartido Extrema pobreza, Turnedo o Va a empezar a llover. Puede ser casual. ¿A quién no le gusta torturarse de vez en cuando con canciones tristes? Pero hay una diferencia entre estos y los que acaban de quedarse solteros: los segundos, por si el mensaje no es claro, copian la parte más dolorosa y/o rencorosa de la letra. Todavía puede tratarse de una indirecta muy directa o de mera casualidad.

Después llega una fase de frenética fiesta traducida en fotos con cubata en mano, exaltación de la amistad y selfis en la playa. Ni siquiera hay tiempo para la resaca porque la vida es maravillosa. Sabes que hace una semana esa persona no llevaba una vida de fiesta desenfrenada. Algo está pasando. Está a punto de compartir Pesadilla en el parque de atracciones y eso sí que no es fortuito.

Cuando llegan las fotos en el gimnasio y los artículos compartidos con títulos tan sutiles como: «Nunca salgas con una persona libre» o «Las bondades de la soledad», ya sabes lo que significa: «Mira lo que has dejado escapar».

A esas alturas ya lo tienes clarísimo: le han dejado. Si comparte Me amo, de Love of lesbian, y has sido tú quien ha roto, ya puedes empezar a arrepentirte toda la vida. Si se queda con Rata de dos patas, no todo está perdido. 

Nuestro comportamiento en Facebook permite a cualquier usuario advertir cuándo una pareja ha terminado o cuándo alguien está estirando las plumas. La red social, que cuenta con analistas que se dedican a estudiar estas actitudes, no ha dejado escapar la oportunidad de averiguar qué pasa con sus solteros.

Dejando a un lado a los usuarios que parecen haber descubierto el amor como si del Santo Grial se tratara o su predecible simpatía por las embarazadas con sus fotos de ecografías y barrigas que tantos likes atraen, Facebook ha llegado a una conclusión previsible: le conviene los solteros.

No pudieron elegir mejor fecha para hacer público su estudio ‘The formation of love’, que apareció en la red social en San Valentín, justo cuando la exaltación de la soledad y del amor aumentan en la misma medida. Se trataba de una serie de posts que resumían estudios que habían realizado en los últimos años sobre el amor y que los analistas compartieron a lo largo de esa semana. Por mucho que ese día casi todas las fotos que se comparten parezcan la misma (sí, esa con pétalos sobre la cama de un hotel), son los solteros los que alimentan al monstruo con sus interacciones.

Los analistas de Facebook descubrieron que las personas solteras están entre las que más contenido comparten en la red social, por pasar más tiempo solas o porque a menudo el contenido que comparten sirve como reclamo. ¿Quién no conoce a alguien que incluye el nombre de su mejor amiga en el apartado del estado sentimental?

Los analistas de Facebook descubrieron que después de que una persona cambie su estatus a soltero, las interacciones aumentan exponencialmente, especialmente los mensajes privados, pero también las muestras de apoyo públicas. Para llegar a esta conclusión, como suele ocurrir en Facebook, los usuarios trabajaron gratis y sin saberlo.

lead_large

El Día de San Valentín, el analista Carlos Greg Diuk anunció en su perfil de Facebook el estudio The formation of love que Facebook Data Science acababa de llevar a cabo. Para ese día se habían guardado varios estudios y este era el quinto de una serie de seis posts en los que estarían «enviando amor» a lo largo del día de la semana.

Cuando la pareja lleva 85 días disfrutando del principio de la relación, es cuando Facebook ya los da por perdidos. Aunque no todo es malo para Facebook al principio de una relación sentimental. En el mismo post, Duik explicaba que, puesto que «el contenido de las interacciones se vuelve más dulce y positivo», así lo hacen las emociones de los usuarios. Para ello, a la proporción de palabras positivas como «amor» o «felicidad», les restaron las negativas como «odio» o «dolor». Y el resultado fue el esperado.

1898250_10152219519288415_127545461_n

Pero lo que de verdad conviene a Facebook es el tonteo previo a la relación. «Se intercambian mensajes, se visitan perfiles, uno comparte contenido en el muro del otro», escribió Diuk para describir el cortejo en la red social. Cien días antes de que la relación comience o, mejor dicho, antes de que los usuarios la hagan pública con un cambio de estado sentimental en su perfil, el número de interacciones va en aumento, una tendencia que se invierte desde el mismo día en el que anuncian el inicio de la relación.

En el momento en el que un usuario cambiaba su estado a «En una relación», Facebook detectó que las interacciones descendían alarmantemente. Lo que ocurre es que los usuarios, cuando empiezan una relación, se adentran en el mundo real más de lo que a la red social le gustaría. Aunque todos hemos visto parejas que no se dirigen la palabra durante una cena en la que comparten fotos del plato, eso es lo que concluye el analista que se ha encargado de trabajar con esta data; que «las interacciones en línea ceden su lugar a un mayor número de interacciones en el mundo físico».

Después del amor

child-891201_1920

Facebook tampoco dejó escapar lo que ocurre cuando una relación se acaba. Al día siguiente, otro analista de la red social, Adrien Friggeri, compartió When love goes awry, el último estudio de la serie sobre el amor. Para ello analizaron a los usuarios que cambiaron su estatus de «En una relación», «Casado» o «Comprometido» a «Soltero». Como era de esperar, el gráfico se rompe al llegar el día de la ruptura y las interacciones aumentan un 225% a lo largo de ese funesto día.

Estos estudios se basan en datos que cedemos gratuita y, a menudo, inconscientemente. Si te agobia pensar que Facebook se esté aprovechando de tu información, no es preciso cerrar tu cuenta para evitarlo: basta con abrir tu corazón (al mundo real).

Todo comienza con canciones de Iván Ferreiro o de Nacho Vegas en el timeline. Abres Facebook y ahí está: alguien ha compartido Extrema pobreza, Turnedo o Va a empezar a llover. Puede ser casual. ¿A quién no le gusta torturarse de vez en cuando con canciones tristes? Pero hay una diferencia entre estos y los que acaban de quedarse solteros: los segundos, por si el mensaje no es claro, copian la parte más dolorosa y/o rencorosa de la letra. Todavía puede tratarse de una indirecta muy directa o de mera casualidad.

Después llega una fase de frenética fiesta traducida en fotos con cubata en mano, exaltación de la amistad y selfis en la playa. Ni siquiera hay tiempo para la resaca porque la vida es maravillosa. Sabes que hace una semana esa persona no llevaba una vida de fiesta desenfrenada. Algo está pasando. Está a punto de compartir Pesadilla en el parque de atracciones y eso sí que no es fortuito.

Cuando llegan las fotos en el gimnasio y los artículos compartidos con títulos tan sutiles como: «Nunca salgas con una persona libre» o «Las bondades de la soledad», ya sabes lo que significa: «Mira lo que has dejado escapar».

A esas alturas ya lo tienes clarísimo: le han dejado. Si comparte Me amo, de Love of lesbian, y has sido tú quien ha roto, ya puedes empezar a arrepentirte toda la vida. Si se queda con Rata de dos patas, no todo está perdido. 

Nuestro comportamiento en Facebook permite a cualquier usuario advertir cuándo una pareja ha terminado o cuándo alguien está estirando las plumas. La red social, que cuenta con analistas que se dedican a estudiar estas actitudes, no ha dejado escapar la oportunidad de averiguar qué pasa con sus solteros.

Dejando a un lado a los usuarios que parecen haber descubierto el amor como si del Santo Grial se tratara o su predecible simpatía por las embarazadas con sus fotos de ecografías y barrigas que tantos likes atraen, Facebook ha llegado a una conclusión previsible: le conviene los solteros.

No pudieron elegir mejor fecha para hacer público su estudio ‘The formation of love’, que apareció en la red social en San Valentín, justo cuando la exaltación de la soledad y del amor aumentan en la misma medida. Se trataba de una serie de posts que resumían estudios que habían realizado en los últimos años sobre el amor y que los analistas compartieron a lo largo de esa semana. Por mucho que ese día casi todas las fotos que se comparten parezcan la misma (sí, esa con pétalos sobre la cama de un hotel), son los solteros los que alimentan al monstruo con sus interacciones.

Los analistas de Facebook descubrieron que las personas solteras están entre las que más contenido comparten en la red social, por pasar más tiempo solas o porque a menudo el contenido que comparten sirve como reclamo. ¿Quién no conoce a alguien que incluye el nombre de su mejor amiga en el apartado del estado sentimental?

Los analistas de Facebook descubrieron que después de que una persona cambie su estatus a soltero, las interacciones aumentan exponencialmente, especialmente los mensajes privados, pero también las muestras de apoyo públicas. Para llegar a esta conclusión, como suele ocurrir en Facebook, los usuarios trabajaron gratis y sin saberlo.

lead_large

El Día de San Valentín, el analista Carlos Greg Diuk anunció en su perfil de Facebook el estudio The formation of love que Facebook Data Science acababa de llevar a cabo. Para ese día se habían guardado varios estudios y este era el quinto de una serie de seis posts en los que estarían «enviando amor» a lo largo del día de la semana.

Cuando la pareja lleva 85 días disfrutando del principio de la relación, es cuando Facebook ya los da por perdidos. Aunque no todo es malo para Facebook al principio de una relación sentimental. En el mismo post, Duik explicaba que, puesto que «el contenido de las interacciones se vuelve más dulce y positivo», así lo hacen las emociones de los usuarios. Para ello, a la proporción de palabras positivas como «amor» o «felicidad», les restaron las negativas como «odio» o «dolor». Y el resultado fue el esperado.

1898250_10152219519288415_127545461_n

Pero lo que de verdad conviene a Facebook es el tonteo previo a la relación. «Se intercambian mensajes, se visitan perfiles, uno comparte contenido en el muro del otro», escribió Diuk para describir el cortejo en la red social. Cien días antes de que la relación comience o, mejor dicho, antes de que los usuarios la hagan pública con un cambio de estado sentimental en su perfil, el número de interacciones va en aumento, una tendencia que se invierte desde el mismo día en el que anuncian el inicio de la relación.

En el momento en el que un usuario cambiaba su estado a «En una relación», Facebook detectó que las interacciones descendían alarmantemente. Lo que ocurre es que los usuarios, cuando empiezan una relación, se adentran en el mundo real más de lo que a la red social le gustaría. Aunque todos hemos visto parejas que no se dirigen la palabra durante una cena en la que comparten fotos del plato, eso es lo que concluye el analista que se ha encargado de trabajar con esta data; que «las interacciones en línea ceden su lugar a un mayor número de interacciones en el mundo físico».

Después del amor

child-891201_1920

Facebook tampoco dejó escapar lo que ocurre cuando una relación se acaba. Al día siguiente, otro analista de la red social, Adrien Friggeri, compartió When love goes awry, el último estudio de la serie sobre el amor. Para ello analizaron a los usuarios que cambiaron su estatus de «En una relación», «Casado» o «Comprometido» a «Soltero». Como era de esperar, el gráfico se rompe al llegar el día de la ruptura y las interacciones aumentan un 225% a lo largo de ese funesto día.

Estos estudios se basan en datos que cedemos gratuita y, a menudo, inconscientemente. Si te agobia pensar que Facebook se esté aprovechando de tu información, no es preciso cerrar tu cuenta para evitarlo: basta con abrir tu corazón (al mundo real).

Compártelo twitter facebook whatsapp
¿Está cambiando Instagram nuestra relación con los lugares?
10 videojuegos indie que deberías probar ahora
Amigos de alquiler
Los eSports: hay vidas extra para rato
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 2
  • Por el momento no sé que contar, pero, si tengo algo que decir, que no hay nada más valioso que la amistad sincera de alguien que consideras amig@ y quieres mucho.. ?♒

  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *