BRANDED CONTENT
OPEL

BRANDED CONTENT
OPEL
Publicado: 24 de agosto 2023 08:00  /   BRANDED CONTENT
 

¿Salpicaderos o smartphones?

Publicado: 24 de agosto 2023 08:00  /   BRANDED CONTENT              
Compártelo twitter facebook whatsapp
salpicaderos

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Sueños haciendo clic aquí.

Si hay un elemento del vehículo que ha evolucionado de manera evidente en los últimos años, ese es el salpicadero. Y no hace falta remontarse a los primeros modelos de coches, esos en los que el salpicadero era básicamente una tabla ubicada en los pies del conductor para evitar las salpicaduras de barro de las aún no asfaltadas vías (de ahí su nombre). Basta con echar la vista solo unos años atrás y rememorar cómo era el salpicadero del coche de tus padres, o el de tus abuelos. ¿Lo recuerdas?

Junto al volante, en aquellos salpicaderos destacaba el amplio espacio reservado para la radio (extraíble, en ocasiones) y los cuadros de instrumentos analógicos. Algunos conductores aprovechaban para customizar la zona cercana a la guantera con fotos de la familia recordando aquello de «¡Papá, no corras!».

De aquellos salpicaderos clásicos hemos pasado a los actuales en los que los cuadros analógicos se han sustituido por pantallas digitales personalizables donde se muestran todo tipo de información referente al funcionamiento del vehículo.

Algo especialmente importante en el caso de los vehículos eléctricos e híbridos, con independencia de su nivel de electrificación, ya que estas pantallas proporcionan información en tiempo real sobre la eficiencia energética, la regeneración y el flujo de energía y el estado de la batería. Así, los conductores pueden monitorizar y ajustar su conducción para maximizar la autonomía y la eficiencia.

En definitiva, los nuevos salpicaderos hacen las veces de smartphones con los que poder gestionar, por ejemplo, el control de carga del vehículo mediante la conocida carga diferida, que permite programar la hora en la que se desea que comience el proceso y, de esta forma, aprovechar las tarifas eléctricas más bajas.

En el caso de Opel es posible, además, activar la función e-Save, la cual permite que un híbrido enchufable recargue la batería con el motor térmico para poder hacer uso de ella en situaciones específicas.

Otra de las funciones que ofrecen mucho de estos salpicaderos digitales es la conectividad. En el caso de los vehículos Opel es posible tener información del tráfico en tiempo real, así como de la climatología y la ubicación y estado de las estaciones de carga eléctrica para así poder planificar el trayecto de la forma más eficiente y más confortable.

En definitiva, los salpicaderos de los vehículos eléctricos se asemejan cada vez más a las pantallas de nuestros móviles o tablets, capaces de integrar funciones imposibles de imaginar apenas unas décadas atrás. Todo para lograr una experiencia al volante mucho más eficiente, cómoda pero también, mucho más segura.

 

SI QUIERES SABER MÁS SOBRE SOBRE LOS SALPICADEROS DE LOS ELÉCTRICOS DE OPEL, PÁSATE POR ELEKTRO-COMPROMETIDOS

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Sueños haciendo clic aquí.

Si hay un elemento del vehículo que ha evolucionado de manera evidente en los últimos años, ese es el salpicadero. Y no hace falta remontarse a los primeros modelos de coches, esos en los que el salpicadero era básicamente una tabla ubicada en los pies del conductor para evitar las salpicaduras de barro de las aún no asfaltadas vías (de ahí su nombre). Basta con echar la vista solo unos años atrás y rememorar cómo era el salpicadero del coche de tus padres, o el de tus abuelos. ¿Lo recuerdas?

Junto al volante, en aquellos salpicaderos destacaba el amplio espacio reservado para la radio (extraíble, en ocasiones) y los cuadros de instrumentos analógicos. Algunos conductores aprovechaban para customizar la zona cercana a la guantera con fotos de la familia recordando aquello de «¡Papá, no corras!».

De aquellos salpicaderos clásicos hemos pasado a los actuales en los que los cuadros analógicos se han sustituido por pantallas digitales personalizables donde se muestran todo tipo de información referente al funcionamiento del vehículo.

Algo especialmente importante en el caso de los vehículos eléctricos e híbridos, con independencia de su nivel de electrificación, ya que estas pantallas proporcionan información en tiempo real sobre la eficiencia energética, la regeneración y el flujo de energía y el estado de la batería. Así, los conductores pueden monitorizar y ajustar su conducción para maximizar la autonomía y la eficiencia.

En definitiva, los nuevos salpicaderos hacen las veces de smartphones con los que poder gestionar, por ejemplo, el control de carga del vehículo mediante la conocida carga diferida, que permite programar la hora en la que se desea que comience el proceso y, de esta forma, aprovechar las tarifas eléctricas más bajas.

En el caso de Opel es posible, además, activar la función e-Save, la cual permite que un híbrido enchufable recargue la batería con el motor térmico para poder hacer uso de ella en situaciones específicas.

Otra de las funciones que ofrecen mucho de estos salpicaderos digitales es la conectividad. En el caso de los vehículos Opel es posible tener información del tráfico en tiempo real, así como de la climatología y la ubicación y estado de las estaciones de carga eléctrica para así poder planificar el trayecto de la forma más eficiente y más confortable.

En definitiva, los salpicaderos de los vehículos eléctricos se asemejan cada vez más a las pantallas de nuestros móviles o tablets, capaces de integrar funciones imposibles de imaginar apenas unas décadas atrás. Todo para lograr una experiencia al volante mucho más eficiente, cómoda pero también, mucho más segura.

 

SI QUIERES SABER MÁS SOBRE SOBRE LOS SALPICADEROS DE LOS ELÉCTRICOS DE OPEL, PÁSATE POR ELEKTRO-COMPROMETIDOS

Compártelo twitter facebook whatsapp
La delicadeza albina (Fotokobu)
‘Zoomear’, ‘zoom bombing’ y el vocabulario ‘zumbao’ que está surgiendo de Zoom
¿Quieres hacer un curso de huertos urbanos?
Mulafest: Refugio eléctrico en un mar de cemento
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp