fbpx
12 de julio 2013    /   CIENCIA
por
 

La ciencia espacial dibujada del siglo XX

12 de julio 2013    /   CIENCIA     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

Los humanos llevan siglos viajando al espacio. No esperaron a inventar cohetes para trasladarse a otros planetas. Lo hacían con la imaginación. Tampoco necesitaban la precisión de la fotografía para sentirse inmersos en cualquier lugar de la galaxia. Los construían en dibujos.
En 1953 ningún humano había pisado la Luna pero, en cierto modo, ya se conocía el espacio. Durante todo el siglo XX el universo estuvo en cientos de relatos y novelas gráficas que presentaban un cosmos bastante similar al que las imágenes han mostrado después.
En 1953 apareció un viaje espacial en textos e ilustraciones de la neoyorquina Jeanne Bendick. El libro se llamaba The First Book of Space Travel y, en unas 60 páginas, explicaba, con rigor científico, el sistema solar y el funcionamiento de un cohete.
Bendick intentaba despertar el interés de los niños por la ciencia y la tecnología con este tipo de novelas gráficas. La estadounidense, nieta de un dibujante y autora de más de cien obras pedagógicas infantiles, lo explicaba así, según BrainPickings:
«Uno de los objetivos que me propongo en mi trabajo es que los lectores jóvenes vean que todo está conectado con todo. Que descubran que la ciencia no es una materia aislada. Es una parte más del día a día.
Los primeros científicos aprendieron a buscar en los pilares que ya habían construido estudiosos anteriores. A veces aceptaban sus ideas, y a veces las cuestionaban y las cambiaban.
A mí me gustaría involucrar a los lectores en el texto para que se hagan preguntas y traten de encontrar respuestas. Y si no las encuentran, no importa. Las preguntas son más importantes que las contestaciones.
Si fuera una hada madrina, mi regalo para cada niño sería la curiosidad».
s1
s5
s4
s3
s2
s6
f3
s7
s8
s9
s10
s11
s12
s13
s14
s15
s16
s17
s18
s19
s20
s21
s22
s23
s24
s25
s26
s27
s29
s30
s31
s32
s33
s34
El universo volvió a la Tierra tres años más tarde. En 1956 apareció otro libro sobre viajes espaciales. Se llamaba The Complete Book of Space Travel y, según Paleo-Future, la llegada a la Luna o a otros planetas ya era incuestionable. La pregunta que se hacían entonces era: ¿cuándo?
La introducción de la obra decía así, de acuerdo con el artículo de Paleo-Future:
El primer piloto del espacio ya ha nacido. Probablemente ahora tenga entre 10 y 16 años. Sin duda, él y sus padres escuchan la radio y ven programas de televisión que hablan de aventuras espaciales pero solo pueden ofrecer algunos datos precisos.
Este libro ha sido diseñado para mostrar los datos de los viajes espaciales y las condiciones que creemos que encontraremos en el espacio y entre los planetas y las estrellas. Estos hechos por sí solos son suficientemente emocionantes porque contribuyen a la aventura más emocionante del hombre: la exploración del universo.
st1
st2
st3
st4
st5
st6
st7
st8
st9
st10
st11
st12
st13
st14
st16
st17
st18
st19
st20
st21
st22

Los humanos llevan siglos viajando al espacio. No esperaron a inventar cohetes para trasladarse a otros planetas. Lo hacían con la imaginación. Tampoco necesitaban la precisión de la fotografía para sentirse inmersos en cualquier lugar de la galaxia. Los construían en dibujos.
En 1953 ningún humano había pisado la Luna pero, en cierto modo, ya se conocía el espacio. Durante todo el siglo XX el universo estuvo en cientos de relatos y novelas gráficas que presentaban un cosmos bastante similar al que las imágenes han mostrado después.
En 1953 apareció un viaje espacial en textos e ilustraciones de la neoyorquina Jeanne Bendick. El libro se llamaba The First Book of Space Travel y, en unas 60 páginas, explicaba, con rigor científico, el sistema solar y el funcionamiento de un cohete.
Bendick intentaba despertar el interés de los niños por la ciencia y la tecnología con este tipo de novelas gráficas. La estadounidense, nieta de un dibujante y autora de más de cien obras pedagógicas infantiles, lo explicaba así, según BrainPickings:
«Uno de los objetivos que me propongo en mi trabajo es que los lectores jóvenes vean que todo está conectado con todo. Que descubran que la ciencia no es una materia aislada. Es una parte más del día a día.
Los primeros científicos aprendieron a buscar en los pilares que ya habían construido estudiosos anteriores. A veces aceptaban sus ideas, y a veces las cuestionaban y las cambiaban.
A mí me gustaría involucrar a los lectores en el texto para que se hagan preguntas y traten de encontrar respuestas. Y si no las encuentran, no importa. Las preguntas son más importantes que las contestaciones.
Si fuera una hada madrina, mi regalo para cada niño sería la curiosidad».
s1
s5
s4
s3
s2
s6
f3
s7
s8
s9
s10
s11
s12
s13
s14
s15
s16
s17
s18
s19
s20
s21
s22
s23
s24
s25
s26
s27
s29
s30
s31
s32
s33
s34
El universo volvió a la Tierra tres años más tarde. En 1956 apareció otro libro sobre viajes espaciales. Se llamaba The Complete Book of Space Travel y, según Paleo-Future, la llegada a la Luna o a otros planetas ya era incuestionable. La pregunta que se hacían entonces era: ¿cuándo?
La introducción de la obra decía así, de acuerdo con el artículo de Paleo-Future:
El primer piloto del espacio ya ha nacido. Probablemente ahora tenga entre 10 y 16 años. Sin duda, él y sus padres escuchan la radio y ven programas de televisión que hablan de aventuras espaciales pero solo pueden ofrecer algunos datos precisos.
Este libro ha sido diseñado para mostrar los datos de los viajes espaciales y las condiciones que creemos que encontraremos en el espacio y entre los planetas y las estrellas. Estos hechos por sí solos son suficientemente emocionantes porque contribuyen a la aventura más emocionante del hombre: la exploración del universo.
st1
st2
st3
st4
st5
st6
st7
st8
st9
st10
st11
st12
st13
st14
st16
st17
st18
st19
st20
st21
st22

Compártelo twitter facebook whatsapp
50 robots que explican la naturaleza humana
¿Tener hijos nos hace más felices?
Cibercerebros: eso es un móvil
Odiado Dios: he demostrado la hipótesis de Riemann
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *