13 de julio 2016    /   CREATIVIDAD
por
 

¿Cómo se llama la tipografía tan guapa que has usado en tu libro?

13 de julio 2016    /   CREATIVIDAD     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

A Fiona O’Leary le molestaba tremendamente elegir una tipografía en la pantalla de su ordenador y descubrir, una vez impresa, que no tenía nada que ver con lo que ella pensaba que sería el resultado final. Lo mismo ocurría con los colores: ¿por qué el azul se veía tan bien en pantalla y tan distinto en papel?

Así que empezó a darle vueltas a buscar la manera de solucionarlo. Y llegó a una conclusión: si vas a realizar un diseño para ser impreso desde una pantalla, ¿por qué no empezar desde la impresión? ¿Y por qué no hacerlo interactivo? «Como diseñadores, siempre andamos recopilando un montón de preciosas muestras inspiradoras y lo que quería era utilizar esas muestras», explica la joven diseñadora.

Spector_PressShot01_©fionaoleary

De esta manera nació Spector, un dispositivo cuyo software funciona con un plug-in para Indesign y una cámara de vídeo. El hardware se conecta al ordenador vía bluetooth. El usuario presiona un botón y toma una foto con la macrocámara, que busca coincidencias de esa imagen en su base de datos. «Spector sólo puede reconocer un tipo de letra cada vez, pero es capaz, sin embargo, de detectar varios colores a un tiempo», explica O’Leary.

spector_font_changing_1

La alta resolución y una imagen nítida también son fundamentales para el funcionamiento del aparato. También es importante tomar la muestra en una superficie lo más horizontal posible. «Quizá lo más importante es que puedes obtener una variada muestra de caracteres», comenta sobre su invento.

Sin embargo, no todo es perfecto. Para que el aparato funcione correctamente, es necesario tomar una muestra de algún glifo significativo. «La ‘o’ no es por lo general una letra muy distintiva, sin embargo la ‘g’ o la ‘G’ posiblemente sí pueda identificar una fuente con un solo glifo. Cuanto más distintivos sean los caracteres menor es el margen de error».

spector_changing_modes_1

Para el soporte técnico ha contado con la ayuda del diseñador holandés David van Gemeran. Spector puede almacenar en su memoria 10 fuentes y 10 colores a la vez, o 20 fuentes si no queremos investigar colores. Y es capaz de reconocer, por el momento, siete tipografías distintas (Apercu, Bureau Grot, Canela, Dala Moa, Founders Grotesk, Eames and GT Walsheim) gracias a una serie de algoritmos.

Su valor no está sólo en ser capaz de identificar la tipografía: también aporta otros datos importantes como el kerning, tamaño, altura, color y dónde poder comprarla. Por el momento sólo puede detectar hasta un tamaño de 48 pt, pero ya está trabajando en su mejora, jugando con diferentes lentes y enfoques.

O’Leary ve su invento más como «una herramienta para la composición tipográfica que usa libros, pósteres y señalización como materia prima, en lugar de grandes vallas publicitarias, para ver lo más aproximadamente posible cómo quedará una fuente en un título o en un display».

Hasta ahora, Spector es sólo un prototipo. La diseñadora espera poder comercializarlo en uno o dos años, pero ya está buscando fuentes de financiación. Incluso se plantea hacerlo a través del crowdfunding. Y junto al Spector, también prevé vender un catálogo de fuentes.

Spector_PressShot04_©fionaoleary

A la pregunta de si su aparato fomentará la piratería, O’Leary responde que está convencida de que no será así. Spector identifica la tipografía, pero si no la tienes descargada en el ordenador o no la compras, no puedes usarla. Además, una de las informaciones que ofrece su software es indicar dónde se puede adquirir.

«Más que para copiar, veo esta herramienta como una manera de entender la tipografía y la composición tipográfica», afirma. «Es como jugar al juego de las adivinanzas de la tipografía, de manera que cuando vas a imprimir tu libro o página desde Adobe InDesign, ya sabes exactamente cómo va a quedar por el simple hecho de que ya lo has visto en una muestra. Lo veo como una herramienta útil para estudiantes que están empezando como diseñadores gráficos».

Spector_PressShot05_©fionaoleary

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

A Fiona O’Leary le molestaba tremendamente elegir una tipografía en la pantalla de su ordenador y descubrir, una vez impresa, que no tenía nada que ver con lo que ella pensaba que sería el resultado final. Lo mismo ocurría con los colores: ¿por qué el azul se veía tan bien en pantalla y tan distinto en papel?

Así que empezó a darle vueltas a buscar la manera de solucionarlo. Y llegó a una conclusión: si vas a realizar un diseño para ser impreso desde una pantalla, ¿por qué no empezar desde la impresión? ¿Y por qué no hacerlo interactivo? «Como diseñadores, siempre andamos recopilando un montón de preciosas muestras inspiradoras y lo que quería era utilizar esas muestras», explica la joven diseñadora.

Spector_PressShot01_©fionaoleary

De esta manera nació Spector, un dispositivo cuyo software funciona con un plug-in para Indesign y una cámara de vídeo. El hardware se conecta al ordenador vía bluetooth. El usuario presiona un botón y toma una foto con la macrocámara, que busca coincidencias de esa imagen en su base de datos. «Spector sólo puede reconocer un tipo de letra cada vez, pero es capaz, sin embargo, de detectar varios colores a un tiempo», explica O’Leary.

spector_font_changing_1

La alta resolución y una imagen nítida también son fundamentales para el funcionamiento del aparato. También es importante tomar la muestra en una superficie lo más horizontal posible. «Quizá lo más importante es que puedes obtener una variada muestra de caracteres», comenta sobre su invento.

Sin embargo, no todo es perfecto. Para que el aparato funcione correctamente, es necesario tomar una muestra de algún glifo significativo. «La ‘o’ no es por lo general una letra muy distintiva, sin embargo la ‘g’ o la ‘G’ posiblemente sí pueda identificar una fuente con un solo glifo. Cuanto más distintivos sean los caracteres menor es el margen de error».

spector_changing_modes_1

Para el soporte técnico ha contado con la ayuda del diseñador holandés David van Gemeran. Spector puede almacenar en su memoria 10 fuentes y 10 colores a la vez, o 20 fuentes si no queremos investigar colores. Y es capaz de reconocer, por el momento, siete tipografías distintas (Apercu, Bureau Grot, Canela, Dala Moa, Founders Grotesk, Eames and GT Walsheim) gracias a una serie de algoritmos.

Su valor no está sólo en ser capaz de identificar la tipografía: también aporta otros datos importantes como el kerning, tamaño, altura, color y dónde poder comprarla. Por el momento sólo puede detectar hasta un tamaño de 48 pt, pero ya está trabajando en su mejora, jugando con diferentes lentes y enfoques.

O’Leary ve su invento más como «una herramienta para la composición tipográfica que usa libros, pósteres y señalización como materia prima, en lugar de grandes vallas publicitarias, para ver lo más aproximadamente posible cómo quedará una fuente en un título o en un display».

Hasta ahora, Spector es sólo un prototipo. La diseñadora espera poder comercializarlo en uno o dos años, pero ya está buscando fuentes de financiación. Incluso se plantea hacerlo a través del crowdfunding. Y junto al Spector, también prevé vender un catálogo de fuentes.

Spector_PressShot04_©fionaoleary

A la pregunta de si su aparato fomentará la piratería, O’Leary responde que está convencida de que no será así. Spector identifica la tipografía, pero si no la tienes descargada en el ordenador o no la compras, no puedes usarla. Además, una de las informaciones que ofrece su software es indicar dónde se puede adquirir.

«Más que para copiar, veo esta herramienta como una manera de entender la tipografía y la composición tipográfica», afirma. «Es como jugar al juego de las adivinanzas de la tipografía, de manera que cuando vas a imprimir tu libro o página desde Adobe InDesign, ya sabes exactamente cómo va a quedar por el simple hecho de que ya lo has visto en una muestra. Lo veo como una herramienta útil para estudiantes que están empezando como diseñadores gráficos».

Spector_PressShot05_©fionaoleary

¡Descarga Yorokobu gratis en formato digital!

Llévate el PDF del Gran Reseteo por la cara haciendo clic aquí.

Compártelo twitter facebook whatsapp
Un libro que se convierte en un planetario para explicar ciencia
La reconquista gráfica del lenguaje escrito
Walk with me: guías para exploradores de barrios
Los 5 posts más vistos de la semana
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El rollo legal de las cookies

La Ley 34/2002 nos obliga a avisarte de que usamos cookies propias y de terceros (ni de cuartos ni de quintos) con objetivos estadísticos y de sesión y para mostrarte la 'publi' que nos da de comer. Tenemos una política de cookies majísima y bla bla bla. Si continúas navegando, asumimos que aceptas y que todo guay. Si no te parece bien, huye y vuelve por donde has venido, que nadie te obliga a entrar aquí. Pincha este enlace para conocer los detalles. Tranquilo, este mensaje solo sale una vez. Esperamos.

ACEPTAR
Aviso de cookies