BRANDED CONTENT

BRANDED CONTENT
Publicado: 25 de noviembre 2015 03:00  | Actualizado: 24 de abril 2019 05:10    /   BRANDED CONTENT
 

La economía debe poner su foco en las personas, no en las grandes compañías

Publicado: 25 de noviembre 2015 03:00  | Actualizado: 24 de abril 2019 05:10    /   BRANDED CONTENT              
Compártelo twitter facebook whatsapp

Dicen que las crisis son oportunidades para construir algo nuevo. La debacle financiera de 2008 obligó al mundo entero a plantearse una nueva forma de entender la economía. El cambio debía venir desde la base. «Para financiar el cambio hay que cambiar las finanzas», afirmaba Peter Blom, CEO del Grupo Triodos.
Frente a un sistema que ya no sirve o despierta desconfianza nacen otras opciones que ponen el foco en las personas y no en las empresas y grandes compañías. Y tienen en cuenta, además los límites ecológicos del planeta. De esta manera, surgen otros modelos económicos como la economía colaborativa que dan más protagonismo y poder al ciudadano como consumidor.
En Triodos Bank apuestan por ese tipo de economía más sostenible que ayude a crecer a las personas. Para eso debe servir el dinero y la banca debe contribuir a la transformación social y a una economía más humana.


Fundado en Holanda en 1980, Triodos Bank desarrolla un modelo de negocio que combina la rentabilidad financiera con la rentabilidad social y medioambiental. Desde el momento de su creación se basa en tres principios fundamentales: transparencia, contando en todo momento dónde invierte el dinero de sus clientes. Ética, puesto que promociona un cambio positivo de la sociedad mediante un buen uso del dinero.  Y sostenibilidad, buscando el equilibrio entre personas, planeta y beneficio del propio negocio bancario.
Con este objetivo de conectar personas, Triodos Bank ha puesto en marcha un nuevo servicio de consumo responsable que ofrece a sus clientes particulares la posibilidad de localizar qué comercios trabajan con el banco, como tiendas de consumo ecológico y comercio justo, librerías, espacios culturales y empresas de contratación de energía verde. Por cada compra realizada con una tarjeta de Triodos, algunos establecimientos realizan una donación a la Fundación Triodos para promover el uso responsable del dinero.
El dinero, como la economía, solo tiene sentido cuando pone en contacto a las personas. Son las personas quienes deben ser los protagonistas de una economía más humana y sostenible. Ese debe ser el camino a seguir, también en la banca.
 

Dicen que las crisis son oportunidades para construir algo nuevo. La debacle financiera de 2008 obligó al mundo entero a plantearse una nueva forma de entender la economía. El cambio debía venir desde la base. «Para financiar el cambio hay que cambiar las finanzas», afirmaba Peter Blom, CEO del Grupo Triodos.
Frente a un sistema que ya no sirve o despierta desconfianza nacen otras opciones que ponen el foco en las personas y no en las empresas y grandes compañías. Y tienen en cuenta, además los límites ecológicos del planeta. De esta manera, surgen otros modelos económicos como la economía colaborativa que dan más protagonismo y poder al ciudadano como consumidor.
En Triodos Bank apuestan por ese tipo de economía más sostenible que ayude a crecer a las personas. Para eso debe servir el dinero y la banca debe contribuir a la transformación social y a una economía más humana.


Fundado en Holanda en 1980, Triodos Bank desarrolla un modelo de negocio que combina la rentabilidad financiera con la rentabilidad social y medioambiental. Desde el momento de su creación se basa en tres principios fundamentales: transparencia, contando en todo momento dónde invierte el dinero de sus clientes. Ética, puesto que promociona un cambio positivo de la sociedad mediante un buen uso del dinero.  Y sostenibilidad, buscando el equilibrio entre personas, planeta y beneficio del propio negocio bancario.
Con este objetivo de conectar personas, Triodos Bank ha puesto en marcha un nuevo servicio de consumo responsable que ofrece a sus clientes particulares la posibilidad de localizar qué comercios trabajan con el banco, como tiendas de consumo ecológico y comercio justo, librerías, espacios culturales y empresas de contratación de energía verde. Por cada compra realizada con una tarjeta de Triodos, algunos establecimientos realizan una donación a la Fundación Triodos para promover el uso responsable del dinero.
El dinero, como la economía, solo tiene sentido cuando pone en contacto a las personas. Son las personas quienes deben ser los protagonistas de una economía más humana y sostenible. Ese debe ser el camino a seguir, también en la banca.
 

Compártelo twitter facebook whatsapp
¿Cómo se construye la historia? La batalla de Santa Úrsula y dos cuentos de Navidad
Cooking Hacks: Pequeñas recetas tecnológicas
La locura artística de los carteles de cine checoslovacos
Números que laten como un corazón
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp