fbpx
17 de junio 2014    /   BUSINESS
por
 

Estas gafas de sol son imperdibles

17 de junio 2014    /   BUSINESS     por          
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¿Dónde dejé el paraguas?, ¿y las llaves?, ¿y la cartera?, ¿y las gafas de sol?

Una de las cuatro grandes preguntas de la humanidad puede tener respuesta gracias a un nuevo invento. Tzukuri son unas gafas de sol inteligentes que, si las olvidas en alguna parte, el móvil (solo iPhone) te avisa por medio de una aplicación y te las localiza. Y si pierdes el teléfono, la aplicación hará que el timbre suene aún más fuerte y puedas encontrarlo con facilidad. Estas gafas, que existen en seis modelos y cuyo dispositivo se recarga mediante energía solar, funciona con el chip de bajo consumo iBeacon.
A los 5, 10 y 15 metros, si te alejas de tus gafas de sol, tu Smartphone recibe notificaciones informándote de su geolocalización. Y si estás muy ocupado e ignoras las tres notificaciones, la aplicación Tzukuri recordará la última ubicación para que más tarde puedas rastrear mirando un mapa. El radar alcanza los 30 metros.
Tzukuri-App-Map
Tzukuri es la creación de Michael Sutton y Allen Liao, dos chicos de 20 años que estudian en la universidad de Sidney. Liao, ingeniero eléctrico, es el creador de la tecnología, el desarrollo del prototipo, el producto y el diseño. Y Sutton, alumno de finanzas, el responsable operaciones, manufactura, distribución, venta y relaciones públicas.
Dice Michael Sutton que 1 de cada 2 personas que compra unas gafas de sol caras las pierde en el primer año de propiedad. Hace un año, tuvieron la idea de crear un producto de tecnología portable que fuera práctico y bonito. «Fue el desafío perfecto porque, seamos sinceros, a quién le importa perder unas gafas que no ama», cuestiona el cofundador de Tzukuri.
Estas gafas imperdibles cuestan 350 dólares y estarán a la venta antes de que finalice 2014. Para conseguirlas, el cliente podrá depositar un adelanto de 50 dólares.  Las Tzukuri tienen un fallo: no hay modelos de gafas graduadas. De momento. Pero los clientes pueden cambiar la lente en el oftalmólogo, recuerda el emprendedor Sutton.
Y por qué no fabrican un chip para encontrar las llaves, la cartera o el paraguas. «Hemos pensado en dispositivos conectados similares, pero nuestro producto es mucho más difícil de lo que cualquiera ha hecho nunca y eso hace este proyecto mucho más interesante para nosotros como ingenieros y hombres de negocios. Nuestro chip será, con mucha diferencia, el más pequeño del mundo en su género», avanza Sutton, nacido en Japón.
Tzukuri-iBeacon-Module
Tzukuri es la forma fonética de decir ‘Hacer’, en japonés. Escrito es así: 手作り. Y aunque se trata de una empresa australiana, los marcos de las gafas se hacen en una fábrica de Fukui (Japón), que cuenta con 47 años de experiencia en monturas de acetato hechas a mano. La provincia de Fukui tiene la mayor calidad del mundo en fabricación de gafas de sol, dice Sutton. Solo su fábrica hace ocho controles de calidad en cada modelo.
Atticus (Por Atticus Finch, el prota de Matar a un ruiseñor, interpretado por Gregory Peck en el cine), Ford (por el diseñador Tom Ford), Fiztgerald (por el presidente John Fitzgerald Kennedy), Mónaco (por Grace Kelly), Stark (por Jim Stark, el personaje de James Dean en Rebelde sin causa) y Truman (por el autor Truman Capote) son los nombres de los seis modelos de gafas de sol de Tzukuri. «Elegimos los nombres de estos individuos porque influyeron en el mundo de una manera grande y sus gafas de sol favoritas se convirtieron en una parte importante de su personalidad».
Tzukuri-App-Notification Tzukuri-App-Proximity
 

¿Dónde dejé el paraguas?, ¿y las llaves?, ¿y la cartera?, ¿y las gafas de sol?

Una de las cuatro grandes preguntas de la humanidad puede tener respuesta gracias a un nuevo invento. Tzukuri son unas gafas de sol inteligentes que, si las olvidas en alguna parte, el móvil (solo iPhone) te avisa por medio de una aplicación y te las localiza. Y si pierdes el teléfono, la aplicación hará que el timbre suene aún más fuerte y puedas encontrarlo con facilidad. Estas gafas, que existen en seis modelos y cuyo dispositivo se recarga mediante energía solar, funciona con el chip de bajo consumo iBeacon.
A los 5, 10 y 15 metros, si te alejas de tus gafas de sol, tu Smartphone recibe notificaciones informándote de su geolocalización. Y si estás muy ocupado e ignoras las tres notificaciones, la aplicación Tzukuri recordará la última ubicación para que más tarde puedas rastrear mirando un mapa. El radar alcanza los 30 metros.
Tzukuri-App-Map
Tzukuri es la creación de Michael Sutton y Allen Liao, dos chicos de 20 años que estudian en la universidad de Sidney. Liao, ingeniero eléctrico, es el creador de la tecnología, el desarrollo del prototipo, el producto y el diseño. Y Sutton, alumno de finanzas, el responsable operaciones, manufactura, distribución, venta y relaciones públicas.
Dice Michael Sutton que 1 de cada 2 personas que compra unas gafas de sol caras las pierde en el primer año de propiedad. Hace un año, tuvieron la idea de crear un producto de tecnología portable que fuera práctico y bonito. «Fue el desafío perfecto porque, seamos sinceros, a quién le importa perder unas gafas que no ama», cuestiona el cofundador de Tzukuri.
Estas gafas imperdibles cuestan 350 dólares y estarán a la venta antes de que finalice 2014. Para conseguirlas, el cliente podrá depositar un adelanto de 50 dólares.  Las Tzukuri tienen un fallo: no hay modelos de gafas graduadas. De momento. Pero los clientes pueden cambiar la lente en el oftalmólogo, recuerda el emprendedor Sutton.
Y por qué no fabrican un chip para encontrar las llaves, la cartera o el paraguas. «Hemos pensado en dispositivos conectados similares, pero nuestro producto es mucho más difícil de lo que cualquiera ha hecho nunca y eso hace este proyecto mucho más interesante para nosotros como ingenieros y hombres de negocios. Nuestro chip será, con mucha diferencia, el más pequeño del mundo en su género», avanza Sutton, nacido en Japón.
Tzukuri-iBeacon-Module
Tzukuri es la forma fonética de decir ‘Hacer’, en japonés. Escrito es así: 手作り. Y aunque se trata de una empresa australiana, los marcos de las gafas se hacen en una fábrica de Fukui (Japón), que cuenta con 47 años de experiencia en monturas de acetato hechas a mano. La provincia de Fukui tiene la mayor calidad del mundo en fabricación de gafas de sol, dice Sutton. Solo su fábrica hace ocho controles de calidad en cada modelo.
Atticus (Por Atticus Finch, el prota de Matar a un ruiseñor, interpretado por Gregory Peck en el cine), Ford (por el diseñador Tom Ford), Fiztgerald (por el presidente John Fitzgerald Kennedy), Mónaco (por Grace Kelly), Stark (por Jim Stark, el personaje de James Dean en Rebelde sin causa) y Truman (por el autor Truman Capote) son los nombres de los seis modelos de gafas de sol de Tzukuri. «Elegimos los nombres de estos individuos porque influyeron en el mundo de una manera grande y sus gafas de sol favoritas se convirtieron en una parte importante de su personalidad».
Tzukuri-App-Notification Tzukuri-App-Proximity
 

Compártelo twitter facebook whatsapp
La arquitectura y el diseño de interiores influyen en nuestra sexualidad
¿Está preparado un policía español para verse dibujado como un ratón de cómic?
Leer un libro al día es una meta realizable (si te sacas de encima un puñado de prejuicios)
Cómo reformular la cultura empresarial
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp
Opiniones 2
  • Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *