BRANDED CONTENT

BRANDED CONTENT
7 de mayo 2014    /   BRANDED CONTENT
 

¿Un mono de ministro de economía?

7 de mayo 2014    /   BRANDED CONTENT              
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Diciembre haciendo clic aquí.

Cuando uno ve el vídeo de la campaña que hoy ha arrancado en Madrid no puede evitar oír la típica charla de bar sobre política. «Para lo que hacen, mejor que pongan un mono». Así que dicho y hecho: en este metraje un primate promete acabar con la inflación, proteger a los pequeños ahorradores y solventar el problema de la deuda. (Advertorial)

Con un programa electoral que no se anda por las ramas, Mono asegura que los mercados volverán a ser de fruta, los banqueros serán solo aquellos que hagan asientos, que la deuda se solucionará con un simpa y, con un fuerte cariz ecologista ha prometido no parar hasta que se pueda atravesar España de árbol en árbol. Incluso el último punto de su decálogo será el resultado de una votación en Twitter, con cualquier internauta pudiendo sugerir lo que le venga en gana.
¿Quién puede culpar a Mono por pensar que lo puede hacer mejor?

¡Yorokobu gratis en formato digital!

Lee gratis la revista Diciembre haciendo clic aquí.

Cuando uno ve el vídeo de la campaña que hoy ha arrancado en Madrid no puede evitar oír la típica charla de bar sobre política. «Para lo que hacen, mejor que pongan un mono». Así que dicho y hecho: en este metraje un primate promete acabar con la inflación, proteger a los pequeños ahorradores y solventar el problema de la deuda. (Advertorial)

Con un programa electoral que no se anda por las ramas, Mono asegura que los mercados volverán a ser de fruta, los banqueros serán solo aquellos que hagan asientos, que la deuda se solucionará con un simpa y, con un fuerte cariz ecologista ha prometido no parar hasta que se pueda atravesar España de árbol en árbol. Incluso el último punto de su decálogo será el resultado de una votación en Twitter, con cualquier internauta pudiendo sugerir lo que le venga en gana.
¿Quién puede culpar a Mono por pensar que lo puede hacer mejor?

Compártelo twitter facebook whatsapp
La falsa libertad en el diseño
¡Agárrate a la vida con el ejemplar en papel de Yorokobu!
Vivir del cuento
Escenarios sonoros experimentales en La Casa Encendida
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp