fbpx
BRANDED CONTENT

BRANDED CONTENT
11 de octubre 2012    /   BRANDED CONTENT
 

Un muro de 12 metros plagado de últimas primeras veces

11 de octubre 2012    /   BRANDED CONTENT              
Compártelo twitter facebook whatsapp
thumb image

A veces resulta difícil acordarse de la fecha exacta. Aunque no suele importar porque lo que realmente nunca olvidamos es que, fue ese día y no otro, el primero en el que logramos hacer algo que teníamos en mente desde hacía tiempo. Los asistentes a Dcode Festival tiraron de memoria para recordar la última vez que hicieron algo por primera vez.

(Advertorial)

Y lo escribieron en el muro de 12 metros que Eastpak instaló en el recinto del festival. Público, invitados (entre los que se encontraban varios diseñadores y alguna que otra celebrity) y músicos, que con su trabajo inspiraron al resto de participantes, customizaron el panel con sus experiencias personales.

Antes de eso, más de un centenar de personas ya habían comentado sus ‘últimas primeras veces’ en este mismo blog. Gracias a eso, cinco de ellos pudieron hacerse con una mochila de Eastpak, una entrada para Dcode y una suscripción anual de Yorokobu.

Ambas acciones forman parte de la nueva campaña de Eastpak  con la que la compañía trata de hacernos reflexionar sobre las cosas que realmente importan y la necesidad de cumplir nuestras promesas.

 

 

A veces resulta difícil acordarse de la fecha exacta. Aunque no suele importar porque lo que realmente nunca olvidamos es que, fue ese día y no otro, el primero en el que logramos hacer algo que teníamos en mente desde hacía tiempo. Los asistentes a Dcode Festival tiraron de memoria para recordar la última vez que hicieron algo por primera vez.

(Advertorial)

Y lo escribieron en el muro de 12 metros que Eastpak instaló en el recinto del festival. Público, invitados (entre los que se encontraban varios diseñadores y alguna que otra celebrity) y músicos, que con su trabajo inspiraron al resto de participantes, customizaron el panel con sus experiencias personales.

Antes de eso, más de un centenar de personas ya habían comentado sus ‘últimas primeras veces’ en este mismo blog. Gracias a eso, cinco de ellos pudieron hacerse con una mochila de Eastpak, una entrada para Dcode y una suscripción anual de Yorokobu.

Ambas acciones forman parte de la nueva campaña de Eastpak  con la que la compañía trata de hacernos reflexionar sobre las cosas que realmente importan y la necesidad de cumplir nuestras promesas.

 

 

Compártelo twitter facebook whatsapp
AutoWed: “Su certificado de boda, gracias”
Mesas con ruedas y trabajadores sin jefes: el método de Valve para fomentar la creatividad
Investigación+Demencia (vol. 17): Vender ajos en su tierra natal
Escena de cafetería y móviles
 
Especiales
 
facebook twitter whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *